El Apocalipsis mutante llega a España


Estrenos 20mayo2016Tras dos semanas alejados de aventuras superheróicas, la cartelera española vuelve a recibir una adaptación de historias sacadas de las viñetas de un cómic, en esta ocasión de Marvel. Pero el cine más comercial está acompañado esta semana por un buen puñado de estrenos que ofrecen a los espectadores una variada alternativa donde elegir, desde el drama histórico o el thriller hasta la comedia, pasando por el documental.

Pero si hay que comenzar por algún título, ese es X-Men: Apocalipsis, tercera entrega de la nueva hornada de mutantes dirigida de nuevo por Bryan Singer (Valkiria) y que suma al reparto habitual de las últimas películas varios rostros conocidos. La trama, para aquellos poco familiarizados con el mundo mutante, se centra en la lucha de unos jóvenes X-Men contra Apocalipsis, el primer mutante nacido en el Antiguo Egipto que ha acumulado poderes de otros como él a lo largo de los siglos y que despierta en un mundo que le decepciona, por lo que decide rodearse de cuatro guerreros para destruir a la Humanidad. James McAvoy (Victor Frankenstein), Michael Fassbender (Steve Jobs), Jennifer Lawrence (Joy), Rose Byrne (Espías), Nicholas Hoult (Equals), Evan Peters (serie American Horror Story: Hotel) y Lucas Till (Wolves) vuelven a interpretar a sus personajes, añadiéndose además los nombres de Oscar Isaac (Star Wars: El despertar de la fuerza), Sophie Turner (serie Juego de tronos), Tye Sheridan (Mud), Kodi Smit-McPhee (Slow west), Ben Hardy (serie Gente de barrio), Alexandra Shipp (Straight Outta Compton), Lana Condor y Olivia Munn (Mortdecai).

Muy distinta es la comedia estadounidense Es la jefa, vehículo de lucimiento personal para Melissa McCarthy (St. Vincent) en el que interpreta a una gigante de la industria que entra en prisión por uso de información privilegiada. Al salir está decidida a recuperar su lugar en la sociedad y convertirse en la persona más popular del país, pero no todo el mundo está dispuesto a seguirla y apoyarla. Ben Falcone (Tammy), quien se reserva un papel en la trama, dirige esta propuesta en la que también encontramos a Kristen Bell (serie House of lies), Peter Dinklage (Pixels), Kristen Schaal (Un paseo por el bosque) y Kathy Bates (El coro).

El drama de época lo pone Madame Bovary, nueva adaptación de la novela de Gustave Flaubert que gira en torno a la mujer de un doctor cuya vida en un pequeño pueblo la consume hasta el punto de desear una vida de pasión que está dispuesta a conseguir cueste lo que cueste. La cinta de 2014, dirigida por Sophie Barthes (Cold souls), está producida entre Estados Unidos, Alemania y Bélgica, y protagonizada por Mia Wasikowska (El viaje de tu vida), Ezra Miller (Tenemos que hablar de Kevin), Paul Giamatti (Parkland) y Rhys Ifans (The amazing Spider-man).

En cuanto al cine europeo que aterriza hoy en la cartelera, destaca Noche real, producción inglesa de 2015 a medio camino entre el drama, la comedia y el romance que aborda la salida de incógnito que realizaron el 8 de mayo de 1945, cuando finalizó la II Guerra Mundial, las princesas Isabel (hoy reina Isabel II) y Margarita. Ambas querían unirse a la celebración que se vivía en Londres mientras su padre, el rey Jorge, prepara su discurso. Una noche en la que tendrán sus primeros escarceos románticos. Julian Jarrold (La joven Jean Austen) pone en imágenes esta historia de época interpretada por Sarah Gadon (Belle) y Bel Powley (Side by side) como las jóvenes princesas, y Rupert Everett (Rosenn) y Emily Watson (Testamento de juventud) como el matrimonio real.

Desde España nos llega El rey tuerto, comedia dramática basada en la obra teatral de Marc Crehuet, quien se encarga también de su adaptación a la gran pantalla y de la dirección. La trama arranca cuando dos amigas se reúnen después de muchos años. A pesar de ser diametralmente diferentes, el encuentro transcurre de forma cordial hasta que se revela que el novio de una de ella dejó tuerto al otro en el transcurso de una manifestación. El hecho no solo romperá la relación de las amigas, sino que derivará en una serie de crisis de identidad cuyas consecuencias alcanzarán una magnitud inesperada. Mike Esparbé (Incidencias), Alain Hernández (Palmeras en la nieve), Ruth Llopis, Betsy Túrnez (serie Pop ràpid) y Xesc Cabot (Open 24h) encabezan el reparto.

También española es Seis y medio, intenso drama cuyo punto de partida es cuanto menos curioso. Una pareja debate cuánto se aman hasta el punto de calificarlo con una puntuación de 6,5. A partir de este momento su relación no volverá a ser la misma. Dirigida por Julio Fraga, quien debuta de este modo en el largometraje, la cinta está protagonizada por Homero Rodríguez-Soriano y Cristina Rojas.

Y España también está presente en Magallanes, producción que cuenta además con capital peruano y argentino cuya historia comienza cuando el protagonista que da nombre al film ve subirse a un taxi a una mujer que conoció años atrás. Dispuesto a conseguir redención, la busca para tratar de ayudarla, aunque lo último que ella parece querer es volver a verle. Ópera prima de Salvador del Solar, la cinta está protagonizada por Damián Alcázar (Olvidados), Magaly Solier (Amador), Federico Luppi (La corporación) y Christian Meier (serie Familia en venta).

China y Japón, con la colaboración de Francia, producen Más allá de las montañas, drama romántico escrito y dirigido por Jia Zhangke (Un toque de violencia) que gira en torno a un triángulo amoroso durante varias décadas desde finales de los años 90, y en el que dos amigos de la infancia se disputan el amor de una joven en China. El reparto está encabezado por Tao Zhao (Naturaleza muerta), Zhang Yi (Pi fu), Jing Dong Liang (Zhantai), Zijian Dong (Qing Chun Pai) y Silvia Chang (American Fusion).

En lo que a documentales se refiere, dos novedades. La primera es Malú, ni un paso atrás, que recoge la trayectoria de la que posiblemente sea la artista española más influyente del momento. La cinta ahonda en los miedos, las pasiones y los sueños de esta cantante con 13 álbumes publicados y 21 discos de platino. Telmo Iragorri y Curro Sánchez (Paco de Lucía: La búsqueda) dirigen la propuesta.

Francia y Alemania están detrás de Las estaciones, obra dirigida a cuatro manos por Jacques Perrin y Jacques Cluzard (Océanos) que desgrana la relación que se establece entre el hombre, los animales y las estaciones meteorológicas a lo largo de la historia.

Anuncios

El superhéroe más pequeño contra los videojuegos más grandes


Estrenos 24julio2015El último fin de semana de julio de este 2015 nos depara varias novedades con respecto a lo visto durante todo este mes. Para empezar, la cartelera española se recibe menos estrenos de los vistos hasta ahora, posiblemente debido a la otra gran novedad: la presencia de dos grandes títulos pensados para arrasar en taquilla. Y es que hoy, viernes 24 de julio, llegan a los cines españoles superhéroes, videojuegos y una notable variedad de films europeos con interesantes repartos. Pero como siempre, comenzamos por lo más relevante.

Y desde luego, esa película no es otra que Ant-Man, nueva incorporación de Marvel a su universo cinematográfico que, de lograr el éxito esperado, sin duda se convertirá en otra franquicia a explotar y que se sume a los eventos cinematográficos del futuro. Para aquellos que no conozcan al personaje, esta cinta dirigida por Peyton Reed (Di que sí) arranca cuando un ladrón es contratado por el doctor Hank Pym para perpetrar un último atraco. A pesar de haber jurado que no volvería a esa vida, el ladrón es seducido por las características del trabajo, en el que deberá utilizar un traje que le permite encoger de tamaño, ganar en fuerza, velocidad y agilidad, y controlar a los insectos. Todo ello para proteger un secreto que puede poner en peligro a la Humanidad. Acción, humor y aventura se mezclan en esta cinta protagonizada por Paul Rudd (Los amos de la noticia), Michael Douglas (Behind the Candelabra), Evangeline Lilly (El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos), Bobby Cannavale (#Chef), Michael Peña (La gran estafa americana), Corey Stoll (serie House of cards), Hayley Atwell (Cenicienta), Judy Greer (Jurassic World) y Anthony Mackie (Capitán América: El soldado de invierno).

El otro gran estreno es la comedia Pixels, film que juega con la idea de que una cápsula del tiempo enviada en los años 80 con muestras de nuestra cultura en aquella época es recibida por los alienígenas como una declaración de guerra. Décadas después la Tierra se ve invadida por unos extraterrestres con la forma de los videojuegos que se enviaron en dicha cápsula, entre ellos Pac-Man o Donkey Kong. Para luchar contra ellos el Presidente de Estados Unidos recurre a un amigo de su adolescencia y campeón de aquellos arcades, quien liderará un equipo de jugadores que tienen las claves para acabar con la invasión. Dirigida por Chris Columbus (Harry Potter y la piedra filosofal), la película cuenta con un reparto encabezado por Adam Sandler (Juntos y revueltos), Michelle Monaghan (serie True Detective), Sean Bean (El destino de Júpiter), Kevin James (Superpoli en Las Vegas), Peter Dinklage (serie Juego de tronos), Josh Gad (El gurú de las bodas), Brian Cox (Mindscape) y Dan Aykroyd (En campaña todo vale).

La última novedad procedente de Estados Unidos es la comedia Lío en Broadway, cinta dirigida por Peter Bogdanovich (Luna de papel) que gira en torno a un director teatral cuya vida aparentemente perfecta se ve amenazada con la llegada a su equipo de una joven y prometedora actriz. Cuando el hombre descubre que la chica alterna su trabajo en los escenarios con servicios nocturnos de compañía decide ayudarla económicamente para que abandone esa vida, iniciándose una relación que pondrá en peligro todo lo que había logrado hasta ese momento. Un amplio plantel de nombres conocidos copa el reparto, entre los que destacan Imogen Poots (Mejor otro día), Jennifer Aniston (Somos los Miller), Owen Wilson (El gran hotel Budapest), Rhys Ifans (serie Elementary), Will Forte (Nebraska), Kathryn Hahn (La vida secreta de Walter Mitty) y Cybill Shepherd (Haz caso a tu corazón).

Comenzamos el repaso a los estrenos europeos con lo nuevo de Wim Wenders (Tierra de abundancia). Todo saldrá bien es una coproducción entre Francia, Suecia, Noruega, Alemania y Canadá que aborda las consecuencias que nuestros actos tienen en los que nos rodean. La historia arranca cuando un director, tras una fuerte discusión con su novia, atropella a un niño. Más de 10 años después el accidente sigue dejando una profunda huella en el hombre, cuya vida ha quedado casi destruida, y en la madre del pequeño. Un intenso drama en cuyo reparto destacan James Franco (The interview), Charlotte Gainsbourg (Samba), Rachel McAdams (El hombre más buscado), Marie-Josée Croze (Calvary), Robert Naylor (Immortals), Patrick Bauchau (Vacaciones en el infierno) y Peter Stormare (serie The Blacklist).

El único film español es Solo química, comedia romántica que dirige Alfonso Albacete (Mentiras y gordas) y cuya trama arranca cuando una joven se enamora de una estrella del cine y la televisión que la introduce en un mundo de glamour, éxito y dinero. Lo único que parece estar en su contra es su mejor amigo, psicólogo de profesión, quien intenta convencerla de que el amor es solo una reacción química que nos lleva a tergiversar la realidad. Ana Fernández (Historias de Lavapiés), Alejo Sauras (Los abrazos rotos), Rodrigo Guirao (serie Botineras), José Coronado (Fuego), María Esteve (Los 2 lados de la cama), Natalia de Molina (Cómo sobrevivir a una despedida), Jaime Olías (Promoción fantasma) y Bibiana Fernández (Atómica) encabezan el reparto.

Los estrenos europeos se completan con dos films. El cumpleaños de Ariane es un drama francés producido en 2014 cuyo argumento se centra, como se desprende del título, en la celebración que una mujer realiza en el día de su cumpleaños. Sin embargo, el evento se ve empañado por la ausencia de todos los invitados, que han cancelado su asistencia. Sola y decepcionada, la mujer inicia un recorrido por la ciudad para perderse por zonas que nunca antes había visitado. Dirigida por Robert Guédiguian (Las nieves del Kilimanjaro), la cinta está protagonizada por Ariane Ascaride (Fanny), Gérard Meylan (Lady Jane), Jacques Boudet (Adiós a la reina) y Jean-Pierre Darroussin (Marius), entre otros.

Por último, Una dama en París es el título del drama producido en 2012 y dirigido por Ilmar Raag (Klass). Con capital estonio, francés y belga, su historia gira en torno a una mujer que viaja de Estonia a París para cuidar de una vieja dama de aquel país. Sin embargo, la señora hará todo lo posible por evitarla, pasando tiempo con su joven amante, lo que pondrá a la mujer en una situación cada vez más complicada. El reparto está encabezado por Jeanne Moreau (El tiempo que queda), Patrick Pineau (Veloma), Corentin Lobet (Fuera de la ley) y Laine Mägi (Georg).

‘Serena’: una mujer de pasiones simbólicas y ritmo intermitente


Jennifer Lawrence es 'Serena', la esposa de Bradley Cooper en el film de Susanne Bier.Que Susanne Bier (Después de la boda) es una directora de sentimientos es algo que certifican todos sus films. Pero la clave aquí no está en la emotividad de las historias, sino en la palabra “directora”. Su última película, tercera colaboración entre Jennifer Lawrence y Bradley Cooper, protagonistas de El lado bueno de las cosas (2012), es un claro ejemplo de que la emoción a flor de piel no sirve para sustentar cualquier historia. No hay que olvidar que un relato audiovisual es un delicado equilibrio de varios elementos que deben tener una cierta solidez de forma individual, algo de lo que carece este drama de época ambientado en plena crisis del 29.

Aunque más que un problema de dirección, Serena cojea desde lo más básico: su guión. El desarrollo dramático de la historia es intermitente, por no decir irregular. Su comienzo se alarga en exceso y revela demasiado poco de sus personajes protagonistas, quienes asumen unos determinados roles que el espectador debe aceptar sin replicar demasiado. Esto provoca que, a medida que la trama avanza, las reacciones y las actitudes de los roles principales entren en una espiral de difícil justificación y aún más compleja comprensión. Eso por no hablar de que Bier mueve la cámara de forma algo tosca en determinadas secuencias, restando gravedad y violencia a algunos momentos de auténtico drama. El elemento que mejor define la película es la relación entre Lawrence y Rhys Ifans (Radio encubierta), que posee un planteamiento interesante para luego resolverse de forma algo burda y a todas luces incongruente con lo visto anteriormente.

En un marco como este, el bote salvavidas lo representa el reparto al completo, desde los dos protagonistas hasta secundarios como Toby Jones (El velo pintado) o el mencionado Ifans. Todos ellos, sobre todo la pareja protagonista, dotan a sus personajes de una entidad mayor de lo que desprenden sobre el papel, asumiendo como propia una tarea que debería haber sido, en primera instancia, del guionista. Gracias a ellos se hacen más comprensibles algunas evoluciones dramáticas y los sentimientos de los que hace gala el film. Empero, no son capaces de armonizar algunos de los subtextos que se intuyen a lo largo del relato, como es la manipulación de la mujer hacia su marido o los conflictos emocionales que provoca la pérdida de un hijo y la presencia de un bastardo.

Lo cierto es que Serena es una cinta de sentimientos, de pasiones incontrolables y de difícil explicación. Tan difícil que ni siquiera el guionista trata de ahondar demasiado en ellas, dejando toda la responsabilidad a los actores. El carácter simbólico y aleccionador de muchos de sus momentos no logran elevar el film a otro nivel, más bien lo contrario. Su conclusión deja una sensación agridulce al intuirse una historia más grande de la que realmente se cuenta. Es por eso que no siempre los sentimientos son capaces de lograrlo todo en un film. A veces requiere de la ayuda del resto de elementos, como la planificación o una buena solidez narrativa sobre el papel. La película de Bier carece de muchas de esas cosas, y el resultado, de algo más de hora y media, parece alargarse sin sentido.

Nota: 5,5/10

‘Serena’ y Liam Neeson se enfrentan a los zombis de ‘[REC]4’


Estrenos 31octubre2014Llegamos al último viernes de estreno de octubre… y al primer fin de semana de noviembre de la taquilla. Un fin de semana marcado por el miedo y las festividades de Halloween en Estados Unidos (y gracias a su silenciosa conquista, en medio mundo) y de Todos los Santos en España. Unos días, en definitiva, en los que las películas de terror se antojan apropiadas. Y si bien es cierto que alguna que otra novedad se enmarca dentro de esta categoría, hay que aclarar que la mayor parte de los estrenos de hoy, viernes 31 de octubre, poseen un corte más dramático. Eso sí, el cine español vuelve a situarse entre lo más potente, lo que permite pensar en un nuevo número uno nacional en taquilla.

Pero antes de hablar de esto nos detenemos en el film más interesante del fin de semana, sobre todo porque tiene muchas papeletas de acudir a los Oscar. Se trata de Serena, drama ambientado en la Gran Depresión norteamericana que vuelve a reunir frente a las cámaras a Jennifer Lawrence y Bradley Cooper, ambos protagonistas de El lado bueno de las cosas (2012) y La gran estafa americana (2013). La historia se centra en un joven matrimonio que viaja a las montañas de Carolina del Norte para establecer un imperio maderero. Tanto los trabajadores como los socios pronto comprueban que, a pesar de estar embarazada, la mujer ejerce un papel similar al de su marido, siendo ella muchas veces la que debe tomar las riendas de la empresa. Sin embargo, un inesperado aborto precipita los acontecimientos de la pareja, y por extensión de la empresa, acosada por el Gobierno para que venda los terrenos. Dirigida por Susanne Bier (Amor es todo lo que neccesitas), el reparto principal de la película se completa con Toby Jones (Luces rojas), Rhys Ifans (serie Elementary) y Sean Harris (Prometheus).

Aunque posiblemente la cinta más esperada por los seguidores sea [REC]4: Apocalipsis, nueva entrega de la saga española de zombis que, en esta ocasión, transcurre en un barco. La historia arranca más o menos cuando termina la segunda parte, es decir, cuando la protagonista es sacada del edificio en cuarentena después de ser la única superviviente. De allí es llevada directamente a un viejo petrolero en medio del mar acondicionado como una especie de laboratorio/hospital para tratar este tipo de cuarentenas. Lo que nadie sabe es que la joven reportera lleva en su interior la extraña infección, que no tardará en desatar un auténtico infierno en el barco. Dirigida en solitario por Jaume Balagueró (Mientras duermes), la cinta vuelve a contar con Manuela Velasco (El club de los suicidas), a la que se suman en esta ocasión Paco Manzanedo (Omnívoros), Héctor Colomé (La gran familia española), Ismael Fritschi (Al final todos mueren), Críspulo Cabezas (serie Amar es para siempre), Paco Obregón (La herida) y Mariano Venancio (Lope).

Volviendo a las novedades norteamericanas, otro título destacado es Caminando entre las tumbas, nuevo thriller para Liam Neeson (Non-stop) escrito y dirigido en esta ocasión por Scott Frank (The lookout) según la novela homónima de Lawrence Block que, a su vez, pertenece a una conocida serie de novela negra. La trama sigue a un ex detective alcohólico en fase de recuperación cuyo pasado le persigue y le atormenta. Su vida cambiará cuando un importante narcotraficante le contrate para que encuentre y detenga a los responsables de una serie de secuestros y asesinatos que tienen como objetivo a los integrantes de diversos cárteles. Su nuevo papel de detective privado le otorgará la posibilidad de ver cosas y acceder a información que la policía no puede conseguir, pero también le situará en una difícil posición en la que cualquier decisión puede convertirle en el tipo de monstruo que está persiguiendo. Acción e intriga son los ingredientes principales de un film que cuenta, además, con Dan Stevens (El quinto poder), David Harbour (The equalizer), Sebastian Roché (Happy tears) y Mark Consuelos (Cásate conmigo).

También de Estados Unidos procede Los Boxtrolls, adaptación en clave animada de la novela de Alan Snow en la que un joven de una ciudad victoriana cuyo máximo logro es producir queso descubre que bajo sus pies viven unos estrafalarios seres que portan cajas de cartón como una tortuga lleva su caparazón. Junto a ellos aprenderá que no todo es lo que parece, y vivirá la mayor de sus aventuras. Dirigida por Graham Annable y Anthony Stacchi (Colegas en el bosque), en su versión original cuenta con las voces de Ben Kingsley (El médico), Jared Harris (Pompeya), Nick Frost (Bienvenidos al fin del mundo), Elle Fanning (Maléfica), Toni Colecte (serie Rehenes) y Simon Pegg (Star Trek: En la oscuridad), entre otros.

El último de los estrenos procedentes de Hollywood es Blue ruin, thriller del 2013 escrito y dirigido por Jeremy Saulnier (Murder party) que sigue las desventuras de un joven cuya vida se limita a su Pontiac azul y a recoger botellas en la playa. Sus días pasan sin sobresaltos hasta que recibe una noticia que modifica su rutina para siempre, emprendiendo un viaje a la casa donde se crió para llevar a cabo una extraña venganza. En el reparto encontramos a Macon Blair (Gretchen), Devin Ratray (Nebraska), Amy Hargreaves (serie Homeland), Kevin Kolack (Dumping up and down) y Eve Plumb (Manfast).

Tras el pequeño inciso anterior para hablar de la nueva entrega de [REC] es hora de volver a repasar el cine español que llega, y lo hacemos con Loreak, drama que sigue la vida de tres mujeres y cómo esta cambia para siempre cuando empiezan a recibir, día tras día y a la misma hora, un ramo de flores anónimo. Una de ellas lo recibe en su casa, mientras que las otras dos lo encuentran depositado en memoria de alguien que fue muy importante para ellas. Los sentimientos que afloran con este sencillo acto hará que las protagonistas modifiquen su forma de entender el mundo. Dirigida a cuatro manos por Jon Garaño y Jose Mari Goenaga, ambos directores de 80 egunean (2010), la película cuenta en su reparto con Tagore Aranburu (La herida), Itziar Aizpuru (El gran Vázquez), Itziar Ituño (Izarren aria), Ane Gabarain (800 balas) y Josean Bengoetxea (Lo mejor de Eva).

La otra propuesta española es 321 días en Michigan, ópera prima de Enrique García cuya trama se centra en un joven ejecutivo que está a punto de ir a la cárcel por delito financiero. Dispuesto a que esa mancha no aparezca en su currículum, convence a todo el mundo de que va a hacer un curso en Michigan. Sin embargo, ocultar los 321 días que pasará en la cárcel no será tan sencillo una vez que entre en prisión. Este drama está protagonizado por Salvador Reina (La isla mínima), David García-Intriago (Cuarta sesión), Virginia Muñoz (serie Palomitas), Hector Medina, Chico García (El niño) y Virginia de Morata.

En cuanto al resto de estrenos europeos, destaca sobremanera la inglesa Filth, comedia dramática del 2013 ambientada en el mundo del crimen que adapta la novela de Irvine Welsh, autor de la novela en la que se basó Trainspotting (1996). La historia gira en torno a un policía que investiga un caso de asesinato cuya repercusión puede darle el ascenso que tanto ansía. Por supuesto, en el transcurso del mismo encontrará numerosos problemas a los que enfrentarse, entre ellos sus propias adicciones y su particular forma de ver el mundo, que jugarán en su contra siempre que puedan. Escrita y dirigida por Jon S. Baird (Cass), la cinta tiene un interesante reparto encabezado por James McAvoy (X-Men: Días del futuro pasado), Jamie Bell (Snowpiercer), Imogen Poots (Mejor otro día), Jim Broadbent (La dama de hierro), Eddie Marsan (serie Ray Donovan), Shirley Henderson (La mirada del amor) y Kate Dickie (serie Juego de tronos).

También se estrena la alemana Las aventuras del pequeño fantasma, aventura fantástica para toda la familia producida en 2013 que arranca cuando un pequeño fantasma que vive aburrido en su castillo se encuentra con un grupo de chicos que realizan una escapada nocturna a su morada. Ansioso por tener compañía y poder ver mundo, a la mañana siguiente se despierta perdido en medio de la ciudad. Ennegrecido por el sol, su imagen no solo provoca rechazo entre la gente con la que se cruza, sino que incita a todo el mundo a perseguirle para acabar con él. Será entonces cuando pida ayuda a sus nuevos amigos para poder regresar a su hogar. Basada en el libro de Otfried Preuβler, la película tiene  a Alain Gsponer (Lila, Lila) tras las cámaras, mientras que los personajes de carne y hueso están interpretados por Nico Hartung, Emily Kusche, Jonas Holdenrieder (Omamamia), Uwe Ochsenknecht (Honor de caballero) y Sandra Borgmann (Schilf).

Pasamos ahora al género documental, cuyo máximo representante esta semana es En tierra extraña, escrito y dirigido por Icíar Bollaín (Te doy mis ojos). El relato sigue la vida en el extranjero de Gloria, española que ha tenido que marcharse por culpa de la crisis. Maestra de profesión, vive en Edimburgo y trabaja como dependienta. Su frustración hace que forme un colectivo cuya última iniciativa trata de dar voz a toda la gente que, como ella, se ha visto obligada a emigrar. La película cuenta con la colaboración del actor Alberto San Juan (Mientras duermes).

Por último, La sal de la Tierra es una coproducción entre Brasil, Francia e Italia que sigue los últimos viajes realizados por el fotógrafo Sebastiaõ Salgado, cuya cámara ha estado presente en buena parte de los hitos históricos de la Humanidad de los últimos años. El proyecto que recoge el film se centra en descubrir los parajes vírgenes que todavía quedan en el planeta, retratando así flora y fauna salvaje que formarán parte de un proyecto fotográfico a modo de homenaje a la belleza de la Tierra. La cinta está dirigida por Wim Wenders (Buena Vista Social Club) en colaboración con el hijo del fotógrafo, Juliano Ribeiro Salgado (Paris la métisse).

‘Elementary’ se alarga sin sentido con tramas episódicas en su 2ª T


Rhys Ifans se incorpora a la segunda temporada de 'Elementary' como Mycroft Holmes.Cuando una serie repite fórmulas es que algo falla. Puede que sea simplemente falta de originalidad. Puede que lo que ocurre es que la historia trata de centrarse en otros aspectos, dejando el conjunto con una cierta sensación de vacío. Sea como fuere, la repetición en cualquier producción televisiva, incluso en aquellas que son más tolerantes con este tema, tiende a reducir la calidad del producto. En cierto modo, la segunda temporada de Elementary peca de dicha reiteración de modelos, dejando la originalidad de la primera temporada en un mero recuerdo para convertirse, en muchos momentos de su desarrollo, en otra ficción policíaca con protagonistas un tanto extravagantes y casos un poco fuera de lo común.

Todo ello está propiciado por dos elementos que, aunque parezca lo contrario, no son independientes ni excluyentes. Por un lado, quizá el más importante, está la ausencia del impacto que supuso la anterior entrega en su reinterpretación de los personajes del mundo de Sir Arthur Conan Doyle. Que John Watson sea ahora una mujer y que Sherlock Holmes viva en Nueva York pierde el interés desde el momento en que el espectador conoce los antecedentes de los episodios previos en esta serie creada por Robert Doherty (serie Medium). Es por eso que la dinámica entre los dos protagonistas pierde algo de fuerza, aunque en ningún caso se deba a la labor de los intérpretes, unos más que correctos Jonny Lee Miller (Trainspotting) y Lucy Liu (El caso Slevin). De hecho, de no ser por el reparto en general y las relaciones que se establecen entre sus personajes muchos de los 24 episodios que dura la temporada carecerían por completo de un interés meramente narrativo de cara a otros casos más relevantes.

Esto me lleva al otro aspecto importante. Mientras que el comienzo de la temporada se antoja interesante al introducir personajes nuevos como el de Sean Pertwee (Equilibrium) y el de Rhys Ifans (The Amazing Spider-Man), ambos personajes de los relatos de Conan Doyle (Lestrade y Mycroft, respectivamente), el desarrollo de la trama da un giro hacia una corrección innecesaria, introduciendo historias episódicas que no llevan a ningún sitio al personaje, no digamos al espectador. Y de esto surge la pregunta más interesante de Elementary. ¿Realmente son necesarios tantos episodios por temporada? Lo cierto es que esta segunda entrega es una especie de montaña rusa en la que las emociones fuertes se hallan al inicio y al final, teniendo un reposo dramático y narrativo en el grueso de su arco argumental. De hecho, son los dos nuevos personajes los que aportan un mayor interés a la historia y los que, en definitiva, hacen crecer la vida de este Sherlock Holmes en Nueva York que, todo hay que decirlo, se estanca demasiado en un intento de alargar innecesariamente sus aventuras.

Sin embargo, hay que reconocer interés que suscitan muchos de los casos policiales que se deben investigar, así como el drama que pueden generar algunas tramas secundarias cuya duración de dos o tres capítulos permite cubrir buena parte de los vacíos dramáticos que deja la ausencia de una trama de temporada sólida. Sin ir más lejos, la relación entre Holmes y los personajes de Aidan Quinn (Sin identidad) y Jon Michael Hill (Falling overnight) sostiene algunos de los momentos más débiles de la temporada, así como el tira y afloja entre Watson y Holmes, este último cada vez más consciente de la necesidad de tener a la primera en su vida. Sin ellos la producción reduciría notablemente su dinámica.

Londres gana fuerza

Pero como se puede entender de la introducción, no todo en esta segunda temporada de Elementary son casos policiales que requieren de una cierta atención. La incorporación de Lestrade y Mycroft, así como el trasfondo dramático que el pasado común con Holmes les aporta, es un soplo de aire fresco a la historia, que adquiere una mayor relevancia y se desarrolla hacia un sentido algo más consistente que el mero argumento episódico. Gracias a ellos, sobre todo al segundo, la serie recupera las sensaciones que ya aportó en la primera temporada el personaje de Natalie Dormer (serie Juego de tronos), al que por desgracia solo se recurre en un episodio de esta entrega. La labor de Ifans como el odiado hermano de Sherlock no solo está a la altura del papel que desempeña Miller, sino que supone una vuelta de tuerca al trasfondo clásico del personaje literario.

Tal vez sea por esto que su incorporación es lo mejor que aporta esta nueva etapa. Frente a la ausencia de esa frescura que sí tenía la primera temporada, la aparición cada vez más constante de Mycroft Holmes, sobre todo en la recta final de esos 24 capítulos, da al conjunto otro aspecto, abriendo nuevas alternativas narrativas y dramáticas que permiten a sus responsables explorar territorios que Conan Doyle nunca pudo conseguir. Relaciones románticas, traiciones fraternales, espionaje, terrorismo. Todo ello y mucho más es lo que presentan los últimos episodios de la temporada, lo cual rompe por completo con lo visto anteriormente y se acerca algo más al espíritu original del personaje. En cierto modo, se podría decir que los casos episódicos que debe investigar, a pesar de la complejidad que puedan tener, reducen al protagonista a un simple investigador normal y corriente, eliminando el componente aventurero y suficiente que siempre definió al personaje.

El principal problema de la serie no se halla, por tanto, en que los crímenes a investigar carezcan de interés. Ni siquiera en la definición de personajes. Es más bien una cuestión de ver los diferentes aspectos en su conjunto. Al fin y al cabo, esta reinterpretación de Sherlock Holmes no debería de anular las características que definen al famoso investigador inglés. La necesidad de una estructura de tantos episodios lleva a convertirle en un reflejo de otros investigadores que ahora mismo nutren las ficciones de la pequeña pantalla, lo que pone en tela de juicio la necesidad de mantener otra serie policíaca basada en la tensión entre los dos protagonistas de sexos opuestos y en casos con una cierta base original.

Por supuesto, no tengo conocimiento de cómo será la próxima temporada de Elementary, pero a tenor de la conclusión de esta segunda etapa todo apunta a una renovación de aires que, sin duda, le hará mucho bien al arco dramático del personaje y de la propia serie. El devenir de los conflictos entre Watson y Holmes crea un recorrido narrativo nunca antes planteado, y sitúa a ambos personajes en una encrucijada de lo más interesante que perfectamente podría permitir a la futura tercera temporada recuperar el espíritu de la primera temporada. De ser así ni siquiera la excesiva duración de 24 episodios debería ser un impedimento. En realidad, tampoco lo es en su segunda temporada, pero de uno siempre espera algo más de Sherlock Holmes.

El mes de junio termina con varios estrenos ‘Juntos y revueltos’


Estrenos 27junio2014Último fin de semana de junio, y siguiendo la estela de viernes anteriores, las novedades de hoy, 27 de junio, están plagadas de nombres interesantes pero no parecen tener la fortaleza suficiente como para mover de los primeros puestos a las más veteranas. Sin duda generarán interés entre los aficionados al cine que busquen algo más que el típico entretenimiento veraniego, algo que por cierto también está presente, aunque sea de forma minoritaria. Varios estrenos, por tanto, que abarcan desde la comedia hasta el thriller de terror, pasando por el drama o la acción, y que comparten la particularidad de estar producidos en Estados Unidos y en Europa. Como es habitual en Toma Dos, comenzamos por los primeros.

Una de las novedades más destacadas es lo nuevo de Adam Sandler (Desmadre de padre), quien vuelve a colaborar con Drew Barrymore (Todos están bien) para la ocasión. Bajo el título Juntos y revueltos, la cinta arranca cuando una pareja de padres solteros decide no volver a verse tras sufrir una horrible cita a ciegas. Sin embargo, el destino volverá a ponerles a prueba cuando deban compartir una lujosa suite en un hotel africano dedicado a los safaris a consecuencia de un error en las reservas que cada uno hizo por separado. Humor y algo de gamberrismo se unen bajo la dirección de Frank Coraci (Peso pesado), quien dirige, además de a Sandler y Barrymore, a Joel McHale (Ted), Wendi McLendon-Covey (serie Reglas de compromiso), Kevin Nealon (Sígueme el rollo) y Terry Crews (Los mercenarios 2).

También norteamericana, aunque con colaboración francesa, es Tokarev, thriller de acción protagonizado por Nicolas Cage (La Roca) y dirigido por el español Paco Cabezas (Carne de neón), que debuta de este modo en el cine internacional. Su argumento se centra en un hombre de familia, empresario y trabajador, que ve cómo una noche todo su mundo es atacado por la mafia rusa. Obligado a volver a un pasado que había dejado atrás, el hombre reunirá a su antigua banda criminal para ajustar cuentas, iniciando una espiral de violencia cuyo final solo puede ser trágico. El reparto se completa con Rachel Nichols (Conan el bárbaro), Peter Stormare (Dolor y dinero), Danny Glover (Arma letal) y Aubrey Peeples (Sharknado).

Para los más pequeños llega Campanilla, hadas y piratas, cinta de animación por ordenador que, siguiendo la estela de producciones anteriores, retoma a uno de los personajes más icónicos de Disney: el hada que acompaña a Peter Pan en sus aventuras en Nunca Jamás. Todo comienza cuando una incomprendida hada roba un polvo mágico y se une a unos piratas. Será entonces cuando Campanilla y sus amigas deban iniciar una aventura inolvidable para recuperarlo. El problema es que sus poderes han sido cambiados, por lo que todas deberán hacer frente al reto de actuar según su nueva naturaleza. Acción, aventura y diversión de la mano de Peggy Holmes (Campanilla. El secreto de las hadas), que se pone tras las cámaras para dirigir un film que cuenta, en su versión original, con las voces de Mae Whitman (The factory), Christina Hendricks (serie Mad Men), Tom Hiddleston (Thor), Lucy Liu (serie Elementary) y Megan Hilty (serie Smash).

James Gray, director de films como La noche es nuestra (2007) o Two lovers (2008), regresa a las salas con El sueño de Ellis, drama romántico del 2013 ambientado en la década de los años 20 del siglo pasado. La trama se centra en una joven polaca y su hermana, quienes abandonan su pasado para viajar a Nueva York y cumplir los sueños de la tierra prometida. Sin embargo, al llegar a la isla de Ellis la hermana, enferma de tuberculosis, se verá obligada a quedarse en cuarentena. Sola y desamparada, la joven encontrará una salida en un rufián sin escrúpulos que la obliga a prostituirse si quiere recuperar a su hermana. La única oportunidad que le queda es recurrir al primo del proxeneta, un ilusionista que puede resolver la situación. La película cuenta con un trío protagonista de peso integrado por Marion Cotillard (El caballero oscuro: La leyenda renace), Joaquin Phoenix (The master) y Jeremy Renner (La gran estafa americana), a los que se suman Dagmara Dominczyk (Kinsey), Angela Sarafyan (Love hurts) y Jicky Schnee (Perestroika).

Muy distinto es el cariz de El encargo, thriller del 2013 centrado en un hombre duro con mucha mala suerte pero un gran corazón que es contratado por un legendario capo del crimen para que realice un trabajo sencillo pero poco habitual. Las consecuencias de este trabajo derivarán en una espiral de la que no podrá escapar. Ópera prima de David Grovic, quien colabora en el guión, la trama cuenta con nombres tan relevantes como los de John Cusack (Grand piano), Robert De Niro (Malavita), Dominic Purcell (serie Prison Break), Crispin Glover (Jacuzzi al pasado), Rebecca Da Costa (Mine games) y Martin Klebba (Blood shot).

Entre los estrenos europeos destaca Mi otro yo, lo nuevo de la española Isabel Coixet (Ayer no termina nunca). Con capital español y británico, este thriller psicológico sigue a una adolescente cuya idílica vida se desmorona cuando empieza a sospechar que otra persona, un doble, la acecha con la única intención de asesinarla y suplantar su identidad. La película cuenta con un reparto plagado de nombres conocidos como Sophie Turner (Sansa Stark en Juego de Tronos), Jonathan Rhys Meyers (serie Los Tudor), Rhys Ifans (The Amazing Spider-Man), Gregg Sulkin (White frog), Claire Forlani (¿Conoces a Joe Black?), Leonor Watling (Lo mejor de Eva), Geraldine Chaplin (El monje) e Ivana Baquero (El laberinto del Fauno).

Totalmente española es la financiación de Ärtico, drama dirigido por Gabriel Velázquez (Amateurs) que cierra la trilogía conocida como “Familia versus soledad” y que gira en torno a dos jóvenes quinquis que cada día salen a la calle para sobrevivir con lo que les surja. Aunque no parece que nada les importe, en realidad cada uno envidia y desea lo que no tiene: uno está harto de vivir rodeado y solo quiere huir de su familia, mientras que el otro anhela poder encontrar a alguien que mitigue la soledad que siente al llegar a su casa. Víctor García, Juanlu Sevillano, Deborah Borges, Lucía Martínez y Alba Nieto son los debutantes actores que conforman el plantel principal.

Con algo de retraso llega a la cartelera española Foxfire, drama producido entre Francia y Canadá que cuenta con Laurent Cantet (La clase) tras las cámaras. Basada en la novela de Joyce Carol Oates, la acción transcurre en la Nueva York de 1953, época en la que la violencia de la posguerra era más que evidente. Con este caldo de cultivo surge un grupo de chicas decididas a no dejarse vilipendiar por los hombres y a tomar el control de sus vidas. El viaje hacia su libertad estará plagado de incertidumbres y retos que deberán superar. El grupo principal de actrices, todas ellas noveles, está compuesto por Raven Adamson, Katie Coseni, Claire Mazerolle, Madeleine Bisson y Rachael Nyhuus.

Finalizamos el repaso a los estrenos con De caballos y hombres, comedia dramática de 2013 producida entre Alemania e Islandia que entrelaza diversas historias para exponer una única idea: la lucha del hombre contra la naturaleza y los intentos del primero para utilizar la segunda en su beneficio. Todo desde la perspectiva de la influencia que tiene el hombre en el caballo y viceversa. Ópera prima de Benedikt Erlingsson, quien también se encarga del guión, entre sus muchos actores destacan Helgi Björnsson (Fuera del vestuario), Ingvar Eggert Sigurðsson (I against I), Charlotte Bøving (Mávahlátur), Maria Ellingsen (Vuelven los mejores), Juan Camillo Roman Estrada y Kristbjörg Kjeld (Las marismas).

Spider-man: ¿’Amazing’ o ‘Friendly neighbour’?


La noticia cinematográfica de la red de hoy ha sido, sin ningún tipo de dudas, la publicación del nuevo trailer de The Amazing Spider-man, nueva versión de las aventuras del personaje creado por Stan Lee y Steve Ditko allá en los años 60 y que se ha convertido en uno de los superhéroes más conocidos del mundo e imagen del sello Marvel. Digo nueva versión porque todos sus responsables se han encargado de aclarar por activa y por pasiva que no continúa las películas de Sam Raimi protagonizadas por Tobey Maguire y Kirsten Dunst.

De hecho, el director es Marc Webb, quien dio la campanada hace unos años con (500) días juntos, y los protagonistas son Andrew Garfield (La red social), Emma Stone (Rumores y mentiras) y Rhys Ifans (Notting Hill) como el villano de la función. Pero lo que el nuevo trailer ha dejado entrever, más allá del diseño del Lagarto, es un tono a priori opuesto al de la anterior trilogía. No sólo la historia no continúa la trama desarrollada en las anteriores, sino que se percibe un ambiente mucho más oscuro.

Para empezar, la mayoría de las escenas mostradas transcurren de noche. ¿Casualidad o premeditación? El pasado del trepamuros cobra, además, una mayor importancia que en las entregas de Raimi, incluyendo en la historia a los padres de Peter Parker y, según se desvela en los minutos que se publican hoy, relacionándolos con el Dr. Connors, alias Lagarto, del que Spiderman termina por resultar responsable.

Traje y efectos

Otra de las grandes diferencias es el traje, muy alejado del tradicional diseño de los cómics y de las anteriores películas. Con unos guantes y unas botas que parecen, pues eso, guantes y botas (y no un pijama rojo y azul), la distribución de colores, así como el logo que luce en pecho y espalda se vuelven mucho más estilizados. Lo que sí mantiene con la idea de los cómics es que debe fabricar la telaraña de forma artificial, lanzándola a través de unos pequeños dispositivos que, en la película, parecen encenderse cuando se activan.

Pero lo más esperado era el diseño del villano. Si bien habían surgido imágenes en el merchandising, lo poco que se puede ver de él en el trailer invita a abrir boca para los más puritanos. Tomando como referencia ese personaje del número 6, el Lagarto, que por cierto resulta inquietante con los rasgos de Ifans, se convierte en una especie de humanice con piel escamada y verde, garras en lugar de extremidades y, lo más peligroso, una enorme cola capaz de tirar abajo una pared. También se ha dejado entrever ese submundo tenebroso y laberíntico que conforman las alcantarillas de Manhattan, aunque como no podía ser de otro modo algunas escenas de acción se trasladarán a los cielos.

Muchas son las diferencias entre un Spiderman y otro. Si en la primera trilogía el personaje de Maguire mencionaba la mítica frase: “Soy tu amistoso vecino Spiderman”, la versión de Garfield se queda con el aspecto asombroso. Pero a pesar de todo existen similitudes que tienen que ver más con el concepto visual de Raimi. Por mucho que Webb lo intente, Spiderman es y seguirá siendo en pantalla grande un hijo del creador de Posesión Infernal. Es difícil competir con una película que creó una cámara especial, la spidercam, tan de moda ahora en los eventos deportivos.

Aunque de noche, los vuelos y balanceos del hombre araña mantienen ese toque anterior, algo que es de agradecer. La pregunta que muchos se harán es si es necesaria una nueva versión. Para los fans del personaje, claro que sí. Para los demás… bueno, sólo esperar que como película mantenga el nivel de las dos primeras, especialmente de Spiderman 2, y haga olvidar el cansancio que denotó el tercer volumen. Lo que sí será interesante es comprobar si un director como Marc Webb, con poca experiencia en este tipo de films, es capaz de igualar los combates tan logrados con el Dr. Octopus en esa segunda entrega. Por ahora, sólo podemos ver el trailer y esperar su estreno el 3 de julio en Estados Unidos y, tres días después, en España.

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: