‘Una vida a lo grande’: la increíble película menguante


Al igual que sus anteriores películas, la nueva historia dirigida por Alexander Payne (Entre copas) plantea un debate sobre diferentes aspectos sociales. Y al igual que las anteriores, el contenido tiende a ser mejor que la forma en que se narra esa historia. Uno de los principales efectos secundarios de esto es que su nuevo film tiene una duración excesiva para el viaje que este nuevo hombre menguante realiza para encontrarse a sí mismo.

Porque Una vida a lo grande es en realidad eso, un viaje a lo largo de años de un personaje mediocre, que sueña con una vida mejor que siempre busca en decisiones por motivos equivocados. En este sentido, el contexto utilizado para mostrar dicha aventura no podría ser más idóneo: un nuevo proceso científico-médico capaz de reducir el tamaño de la gente, creando una población menos contaminante y más respetuosa con el medio ambiente. Este último aspecto abre un interesante debate planteado a lo largo del metraje entre lo que lleva a la gente a reducir su tamaño, si la verdadera conciencia para salvar el planeta o el egoísmo de tener una vida mejor.

Es en ese debate en el que se sitúa siempre el personaje de Matt Damon (Un lugar para soñar), tendiendo siempre a cometer el mismo error una y otra vez, algo que incluso se menciona de forma explícita en algún momento del film. Y ese es el principal problema de la trama. Apenas existe evolución por parte del protagonista. A medida que avanza la historia, y una vez superado el espléndido momento de la reducción de tamaño, el arco argumental del héroe parece estancarse, como si no tuviera un objetivo claro. Y aunque ese es realmente el sentido de su viaje, las constantes dudas le llevan a plantearse siempre las mismas preguntas sin darlas respuesta, lo que termina siendo excesivamente repetitivo y resta relevancia tanto al ritmo de la narración como al interés por el argumento.

En cierto modo, Una vida a lo grande va de más a menos, como su protagonista. El comienzo, aunque pausado, es brillante en su exposición de los motivos que llevan al protagonista a reducir su tamaño. Y el proceso al que se somete está contado de un modo brillante. Pero a partir de ese momento la historia, como su personaje, parecen perder un sentido claro. Y con esto pierde ritmo, interés y fuerza dramática. Sí, el debate entre responsabilidad social y egoísmo se mantiene hasta el final. Sí, el viaje del héroe está marcado por sus dudas acerca de su verdadero yo. Pero carece de grandes conflictos, y eso termina, en último término, por perjudicarle.

Nota: 6,5/10

Anuncios

‘X-Men: Apocalipsis’: ¿la tercera parte siempre es la peor?


Los mutantes se enfrentan a su mayor enemigo en 'X-Men: Apocalipsis'.Si algo hay que reconocerle a Bryan Singer (Verano de corrupción) es que ha sabido trasladar a la perfección el mundo mutante de Marvel a la gran pantalla. Por supuesto, eso no quiere decir que no haya altibajos y momentos de crisis creativa, pero en líneas generales ha sabido mantener un cierto nivel narrativo y conceptual. Esta tercera parte de la segunda trilogía sobre los personajes confirma lo ya sabido y, aunque aporta pocas novedades, sí es capaz de hacer avanzar la historia hacia un futuro ciertamente interesante.

Quizá lo mejor de esta X-Men: Apocalipsis sea el tratamiento de los nuevos personajes, sobre los que descansa buena parte de la historia y que suponen un soplo de aire fresco a los roles ya conocidos. Y tal vez porque están llamados a ser los protagonistas, la labor de Sophie Turner, la famosa Sansa Stark de Juego de Tronos, y Tye Sheridan (Detour) es de lo mejor de la cinta, amén de la solvencia y peso que aportan los principales héroes de anteriores entregas.

Y aunque los personajes están bien tratados (curiosamente, el que peor parado sale es el villano de turno, interpretado por Oscar Isaac –Mojave-) y la trama posee buenas secuencias de acción mezcladas con cierta ironía, la película peca en exceso de conformismo y previsibilidad. A pesar de su espectacular y prometedor comienzo, el desarrollo dramático se desinfla poco a poco hasta convertirse en una línea temporal a la que se le ven los conflictos y puntos de giro con horas de antelación. Y el tratamiento de un personaje tan importante como Magneto (de nuevo un magnífico Michael Fassbender –Frank-) no es que se menosprecie, es que simplemente se repite de lo visto en películas previas, lo que termina por convertirle en una especie de recurso dramático que siempre sufre, se enfurece y finalmente recapacita para luego seguir su camino.

Es precisamente esta falta de frescura el problema que más se le puede achacar a un film que, por otro lado, es un espectáculo a la altura de sus predecesores. Desde luego, que lo peor de X-Men: Apocalipsis sea el modo en que se ha tratado el argumento no es algo demasiado alentador, pero esa debilidad logra suplirse con el desarrollo de varios personajes nuevos y con una espectacularidad sin parangón, amén de convertir el film en un nexo de unión entre todas las películas hechas sobre estos personajes (atentos al diálogo final entre Xavier y Magneto). En un momento dado se llega a decir en el film que “las terceras partes siempre son las peores”. En esta ocasión, y comparada con las anteriores, desde luego que no es mejor, pero no tiene que ser necesariamente peor, sobre todo si no se espera demasiado de ella.

Nota: 7/10

‘¡Ave, César!’: el absurdo del humor negro


Scarlett Johansson y Josh Brolin son dos de los protagonistas de '¡Ave, César!'.Un caos absoluto. Un mundo en el que los egos se mezclan con los intereses económicos, en el que la Guerra Fría y la amenaza del comunismo conformaban un paisaje de fondo constante, y en el que casi nada es lo que parece. Así describen los hermanos Coen (Un tipo serio) el Hollywood de los años 50. Y en esta suerte de caos en el que todo termina saliendo bien es donde la película logra sus mayores logros, pero también donde se encuentra con sus mayores problemas.

Y es que ¡Ave, César! contiene demasiados personajes secundarios que ayudan a crear ese microcosmos que es el estudio de cine en el que se ruedan muchas y variopintas películas (desde western hasta musicales, pasando por dramas y, cómo no, peplum), pero que al mismo tiempo desvían la atención de la trama principal, lo que no hace sino ralentizar el ritmo del desarrollo dramático. En muchas ocasiones da la sensación de estar ante un episodio largo de alguna de las sitcom más populares de la parrilla televisiva actual, aunque sin el humor tan evidente que estas contienen.

Este es el gran problema. Los hermanos Coen apuestan por una estructura narrativa inconexa, que vive de los surrealistas personajes que aparecen y desaparecen sin dejar la huella necesaria en el espectador, ni digamos ya en la historia principal. Es cierto que muchos de ellos, por no decir todos, aportan su granito de arena a un humor ácido y negro que divierte y entretiene, pero no es menos cierto que su poca presencia en el conjunto general hace inviable poder apreciarlos en todo su esplendor. Y algunos de ellos, como es el caso del director interpretado por Ralph Fiennes (Cegados por el sol) o el actor al que da vida Channing Tatum (El destino de Júpiter), piden a gritos más minutos en pantalla.

Al final, el título no solo hace honor al contenido de la trama, sino a la impresión general del film. ¡Ave, César! es el título de una película sobre la vida de Cristo. Una incongruencia que se traslada al propio cariz de esta comedia de los hermanos Coen, plagadas de personajes que rozan el absurdo y de un humor que divierte por momentos, que mantiene siempre un nivel óptimo de sonrisa en el rostro del espectador, pero que se diluye entre tanto personaje, tanta secuencia de película diferente y tan poca unión entre ellas. Es la vida de un estudio de cine.

Nota: 6/10

‘Los Vengadores’ se unen para salvar el mundo y la taquilla española


Pocas sorpresas en la taquilla del pasado puente del Primero de Mayo. El estreno de Los Vengadores: La era de Ultrón debía no solo liderar el ranking, sino suponer una inyección vital para una alicaída recaudación. Y así ha sido. Los 8,35 millones de euros obtenidos, según El séptimo arte, representan un crecimiento de algo más del 65%, y vuelven a situar la taquilla en unos datos muy positivos.

Claro que la otra cara de la moneda es que de ese balance general más de la mitad se lo lleva la secuela de Los Vengadores (2012), que logra 4,34 millones de euros, 5,53 si tenemos en cuenta que se estrenó el jueves. Desde luego, estos datos dan pie al optimismo, y permiten pensar en una recaudación final cercan a los 15 millones de euros. Por supuesto, esto dependerá de cómo reaccione a los grandes estrenos que están por llegar. La segunda posición es para El maestro del agua, que se queda en los 553.692 euros, un 23,1% menos que hace una semana. No es un mal comportamiento, pero su total, de 1,52 millones de euros, no le permitirá llegar más allá de los 5 millones, y eso si tiene suerte.

La oveja Shaun. La película ocupa el tercer lugar con 402.477 euros, un 24,5% menos que el fin de semana anterior. Es un descenso similar al registrado en semanas anteriores que le permiten mantener la tercera posición. Su global es de 1,86 millones, y todo apunta a que logrará terminar en el entorno de los 4 millones de euros. Por su parte, La familia Bélier mejora un puesto gracias a los 357.722 euros recaudados. Dicha cantidad supone un 7,6% más que hace siete días, y sitúa su global en los 820.587 euros. Es difícil que mantenga ese ritmo, pero en cualquier caso parece que los 1,5 millones son un techo seguro.

Uno de los mayores descensos, como cabía esperar es el de Fast & Furious 7, muy afectada por la llegada de los superhéroes. Su puesto en mitad del top 10 se debe a una pérdida del 44,3%, lo que deja la recaudación del fin de semana en 341.450 euros. Eso no impide que se haya convertido en todo un éxito con casi 13 millones de euros acumulados. Si logra aguantar el tirón de los próximos blockbusters podría incluso quedarse a las puertas de los 14 millones. En sexto lugar encontramos Astérix: La residencia de los dioses, cuya proyección en 220 pantallas ha dejado un total de 328.693 euros (1.494 euros de media). Si sumamos el día extra la cantidad asciende a 347.923 euros, por lo que no parece que su éxito vaya a ser muy notable. Tendrá suerte si logra acercarse a los 1,5 millones de euros.

Otro film que desciende notablemente es Superpoli en Las Vegas, cuya séptima posición se debe a los 284.378 euros, un 32,5% menos. En su segunda semana supera por poco los 750.000 euros acumulados, lo cual no invita a pensar en un futuro más allá de los 1,5 millones. Cifra que, por cierto, tampoco parece que pueda llegar a superar Lo mejor de mí, cuyo estreno esta semana en 179 salas ha dejado 269.882 euros, es decir, 1.507 euros en cada una. Su total, gracias al día extra, supera ligeramente los 300.000 euros, cifra en cualquier caso insuficiente para pensar más allá del millón de euros final.

La novena posición es para Cenicienta, que en su sexta semana logra 267.440 euros, un 19,4% menos que la semana anterior. Es el descenso más bajo de este box office que aquí analizamos, y lleva su recaudación final hasta los 7,45 millones de euros. Posiblemente la semana que viene, o tal vez la siguiente, desaparezca del top 10, pero todo apunta a que antes de abandonar las salas llegará a superar los 8,3 millones de euros. Cierra este ranking la comedia española Cómo sobrevivir a una despedida, que logra 163.637 euros en su segunda semana, lo que supone una caída del 44,67%. Su cifra global es de 550.942 euros, por lo que va a tener muy complicado llegar al millón de euros.

Russell Crowe encuentra agua en una taquilla española casi desierta


Las esperanzas de la taquilla española están puestas en este puente del Primero de Mayo. Durante las últimas semanas, la recaudación ha experimentado una progresiva pérdida que culminó el pasado fin de semana con un total de menos de 5 millones de euros según El séptimo arte, lo que supone un descenso respecto al mismo periodo de la semana anterior. Lo peor, sin embargo, está en el detalle que presentan los integrantes del top 10, cuatro de ellos estrenos. Por resumir, la diferencia de recaudación entre el primero y el último es de medio millón de euros.

Claro que esto no sería un problema si los balances fueran muy positivos. Lo que ocurre es que el primer puesto no llega al millón de euros. Todo ello eclipsa el hecho de que El maestro del agua se erige como líder de la taquilla gracias a sus 720.342 euros obtenidos en 354 salas, es decir, casi 2.035 euros en cada una. Es un dato que deja un sabor agridulce, pues a pesar de no tener una mala media no logra un global demasiado bueno. Con esto, sus aspiraciones pasan por intentar acercarse lo más posible a los 4 millones de euros, aunque lo tendrá complicado. La que puede presumir de éxito es Fast & Furious 7, que en su cuarta semana en cartel baja a la segunda posición con 613.144 euros, un 42% menos. Su total es de 12,44 millones de euros, por lo que todo apunta a que terminará cerca de los 15 millones.

También pierde un puesto en este ranking La oveja Shaun: La película, que se queda en los 532.328 euros, un 24% menos de recaudación que dejan al film con 1,37 millones de euros acumulados. Esta semana tendrá competencia directa, por lo que habrá que ver si es capaz de resistir en la taquilla. Por ahora, lo normal sería que llegara a los 3 millones de euros a lo sumo. A continuación encontramos otro estreno, Superpoli en Las Vegas, cuyo estreno en 203 pantallas logra 421.655 euros (2.077 euros de media). No parece que vaya a llegar muy lejos, por lo que los 2,5 millones de euros son un objetivo coherente.

La quinta posición es para otro estreno, La familia Bélier. Estrenada en 192 salas, su recaudación durante el fin de semana fue de 332.434 euros, es decir, 1.731,42 euros de media. No es un mal comienzo para esta comedia dramática francesa, y desde luego se ajusta a sus previsiones. Su futuro dependerá en gran medida del boca a boca, pero todo parece indicar que llegará como mucho a los 1,5 millones de euros. Otro de los títulos que mejor están aguantando el paso del tiempo en este box office es Cenicienta, que en su quinta semana se coloca en sexto lugar con 331.834 euros, un 33,20% menos que hace siete días. Acumula ya 7,12 millones de euros, y con algo de suerte podría terminar cerca de los 7,7 millones antes de abandonar las salas.

El siguiente puesto del top 10 lo ocupa Cómo sobrevivir a una despedida, que gracias a su estreno en 242 salas se lleva 295.747 euros de la taquilla española. Esto deja una media de 1.222 euros, y hace pensar que su futuro no será demasiado prometedor. Tendrá suerte si se acerca al millón de euros antes de salir de la cartelera. Por su parte, La serie Divergente: Insurgente sigue su descenso, en esta ocasión de la cuarta posición a la octava. Sus 270.584 euros recaudados representan una pérdida cercana al 47%, y sus 4 millones de euros acumulados están lejos de convertirla en un éxito. Todo apunta a que terminará en los 4,5 millones, puede que incluso un poco más.

El noveno lugar es para Una noche para sobrevivir, que en su segunda semana pierde un 57,8% y se queda en los 227.437 euros. Baja seis posiciones, por lo que su futuro no es muy esperanzador. Si a esto se añade que presenta un total de 911.990 euros, su objetivo principal es quedarse en los 1,3 millones de euros, puede que incluso llegar a los 1,5 millones. Por último, Perdiendo el norte logra 220.312 euros durante el fin de semana en el que cumple dos meses en cartel. La cifra representa un 41,2% menos, aunque a estas alturas no parece importar demasiado. Acumula 9,74 millones de euros, y con algo de suerte podría incluso terminar superando los 10 millones.

Neeson tiene ‘Una noche para sobrevivir’ al ‘Lost River’ de Gosling


Estrenos 17abril2015Fin de semana de muchos estrenos, más o menos como lo ocurrido hace siete días. La única diferencia es que, en este caso, no hay ninguna película que pueda, a priori, erigirse como el principal estreno. Todos los films tienen atractivo en uno u otro sentido, para un tipo u otro de espectadores, y muchos de ellos con un reparto ciertamente interesante. Hoy viernes, 17 de abril, desde la comedia a la acción, pasando por el thriller o el drama, el espectador puede encontrar una amplia variedad de géneros.

Y por comenzar por una, destacamos Una noche para sobrevivir, nuevo film del español Jaume Collet-Serra (Non-Stop) que parece haberle cogido el gusto a dirigir cintas de acción de consumo tan rápido como la acción que se desarrolla en ellas. La historia arranca cuando un veterano mafioso y sicario de una importante familia neoyorquina, cuya vida transcurre entre alcohol y remordimientos por sus pecados del pasado, debe afrontar la decisión de defender a la familia a la que juró lealtad o a su verdadera familia. Todo porque su hijo, con el que perdió el contacto hace años, ha asesinado a un miembro de la familia, lo que le convierte en un objetivo. Entre los actores principales encontramos a Liam Neeson (Caminando entre las tumbas), Genesis Rodriguez (Tusk), Joel Kinnaman (serie The killing), Boyd Holbrook (Perdida), Ed Harris (Rompenieves), Vincent D’Onofrio (El juez) y Common (Selma).

Y esta semana también llega el debut como director y guionista de Ryan Gosling (Los idus de marzo). Lost River narra en clave de thriller fantástico la lucha de un padre por sacar a sus hijos adelante en los suburbios de Detroit. Para ello aceptará un trabajo que le abrirá las puertas a mundos que nunca hubiera imaginado. Mientras tanto, uno de sus hijos deberá hacer frente al acoso de un violento compañero de clase. Padre e hijo iniciarán un camino en el que nada es lo que parece y durante el cual se adentrarán en mundos mágicos. El reparto está encabezado por Christina Hendricks (serie Mad Men), Saoirse Ronan (Expiación), Iain De Caestecker (serie Agentes de S.H.I.E.L.D.), Matt Smith (serie Doctor Who), Eva Mendes (Cruce de caminos) y Ben Mendelsohn (Mátalos suavemente).

Pasamos ahora a las novedades europeas, y entre ellas destaca La oveja Shaun: La película, adaptación de la serie británica de animación con plastilina escrita y dirigida por Mark Burton y Richard Starzak, ambos debutantes tras las cámaras. La trama sigue las aventuras de la oveja protagonista cuando decide tomarse un día libre en la granja y, por una serie de desafortunados incidentes, termina en plena Gran Ciudad con unos cuantos de sus amigos. Suya será la responsabilidad de que todos vuelvan sanos y salvos a su hogar. Entras las voces originales encontramos la de Justin Fletcher (serie Timmy Time), John Sparkes (Las chicas del calendario), Omid Djalili (Sexo en Nueva York 2) y Richard Webber.

Desde Francia nos llega Regreso a Ítaca, nuevo drama dirigido por Laurent Cantet (La clase) que aborda el paso del tiempo a través de la reunión que cinco amigos hacen en La Habana para celebrar el regreso del exilio de uno de ellos. Una reunión que se prolongará durante horas y en la que recordarán su juventud, sus aventuras y sus anhelos para el futuro, algo que contrasta con las decepciones que viven en el presente. El film cuenta con un reparto en el que destacan Isabel Santos (Casa vieja), Jorge Perugorría (Clara no es nombre de mujer), Pedro Julio Díaz Ferran, Néstor Jiménez (La guarida del topo) y Fernando Hechavarria.

También francesa es Clan salvaje, segundo largometraje de Jean-Charles Hue (La BM du Seigneur) que se enmarca en el mundo de las comunidades gitanas. El protagonista es un joven de 18 que está a punto de celebrar su bautismo cristiano. Será en ese momento cuando su hermanastro salga de la cárcel. Ambos se embarcarán en un viaje por el mundo de los “payos” en busca de cobre junto a su hermano pequeño, un chico problemático y violento. El film está protagonizado por un grupo de actores noveles encabezado por Frédéric Dorkel, Jason François, Michael Dauber, Moïse Dorkel y Philippe Martin.

La única representante española es Little Galicia, escrita y dirigida por Alber Ponte (El don de la duda) y que narra en clave cómica el viaje que realizan dos amigos a Nueva York. Uno de ellos, un golfo sin escrúpulos, debe asistir a una boda, aunque sus planes son otros muy distintos. El otro, un chico deprimido por un varapalo laboral, acepta acompañarle solo porque el viaje está pagado. Pero cuando lleguen a la ciudad y deba sustituir a su amigo en la boda, los enredos y los problemas no tardarán en aparecer. Adria Arjona, Paloma Bloyd (Perdona si te llamo amor), Stefano Villabona (Front cover), Amor Sanchez (Our boys), Inna Muratova y Luis Tosar (Musarañas) son algunos de sus protagonistas.

También pertenece a la comedia, aunque en un sentido diferente, La fiesta de despedida, cinta producida entre Israel y Alemania en 2014 cuya trama comienza cuando un grupo de amigos que conviven en una residencia de ancianos en Jerusalén deciden crear una máquina de eutanasia para cumplir con el último deseo de uno de ellos, enfermo terminal. Pero cuando la noticia empieza a extenderse por la residencia, más ancianos empiezan a pedirles ayuda, lo que les obligará a afrontar un dilema moral que no preveían. Tal Granit y Sharon Maymon debutan en el largometraje con esta historia protagonizada por Ze’ev Revach (White panther), Levana Finkelstein (A matter of size), Aliza Rosen (Himmo Melech Yerushalaim) e Ilan Dar (Tehilim).

Francia y Bélgica están detrás de La mecánica del corazón, cinta de animación del 2013 que gira en torno a un chico cuya vida pende de un reloj que reemplaza a su corazón. Y es que el día que nació hizo tanto frío que su corazón se paró, siendo sustituido por un reloj que le permitirá vivir siempre que siga tres reglas básicas, una de ellas no enamorarse. Pero cuando una joven andaluza entre en su vida desafiará todas las normas y se embarcará en un viaje que le llevará por toda Europa, y en el que conocerá las alegrías y los sufrimientos del amor. La película es la ópera prima de Stéphane Berla y Mathias Malzieu, autor de la novela en la que se basa y una de las voces originales del reparto, en el que también destacan Jean Rochefort (El artista y la modelo), Olivia Ruiz, Grand Corps Malade y Rossy de Palma (Kika).

El documental tiene como representante E Ágora? Lembra-me, cinta escrita y dirigida por Joaquim Pinto (Moleque de Rua) que narra el año de tratamiento experimental al que se sometió el director portugués en Madrid tras ser diagnosticado con el VIH y el VHC. El destino quiere que el día que comienza a tratarse el PP de Mariano Rajoy gana las elecciones. A través del relato íntimo de su lucha la película aborda temas como la crisis económica, los recortes en sanidad, el amor o, incluso, la historia del cine.

Y cerramos el repaso con un estreno que llega el sábado 18 de abril. Disney Junior Party es una experiencia interactiva para los más pequeños en la que se cuentan varias historias cortas protagonizadas por algunos de los personajes más de moda entre los niños, entre ellos Mickey Mouse, la Doctora Juguetes o la Princesa Sofía. Videoclips y juegos se intercalan en esta cinta dirigida por Jamie Mitchell (serie La princesa Sofía), Sherie Pollack (serie La casa de Mickey Mouse) y Norton Virgien (serie Doctora Juguetes).

El estreno de ‘Hércules’ quiere librar del mal a los ‘Jersey boys’


Estrenos 5septiembre2014Arrancamos otra página del calendario de este 2014, lo que en novedades cinematográficas viene a suponer una época de transición entre los blockbusters veraniegos, en lo que este año ha sido bastante irregular, y los títulos interesantes con un mayor peso dramático e interés emocional. Hoy viernes, 5 de septiembre y primer fin de semana del mes, es el vivo ejemplo de lo que veremos en las próximas semanas: grandes nombres, grandes efectos visuales e historias muy interesantes. O lo que es lo mismo, estrenos para todos los gustos. Y por supuesto, no hay que olvidar el reestreno de uno de los films más enternecedores de la Historia del cine.

El más importante de dichos estrenos es, sin duda, Hércules, nueva aproximación al héroe de la mitología griega que en esta ocasión se basa en la saga de cómics ‘The Thracian Wars’, de Steve Moore. El argumento sitúa al personaje justo después de haber realizado sus 12 trabajos, ganándose la vida como mercenario. En una de esas misiones el rey de Tracia y su hija le involucran en su guerra contra un tirano, momento en el que el héroe deberá reencontrarse a sí mismo. Acción, espectáculo y efectos especiales son los tres grandes pilares sobre los que se asienta el film dirigido por Brett Ratner (X-Men. La decisión final). Frente a la cámara podremos ver, tanto en 2D como en 3D, a Dwayne Johnson (Dolor y dinero) como el mítico héroe, acompañado para la ocasión por John Hurt (Rompenieves), Ian McShane (El niño), Joseph Fiennes (serie American Horror Story: Asylum), Rufus Sewell (The Sea), la modelo y debutante Irina Shayk, Aksel Hennie (Headhunters) e Ingrid Bolsø Berdal (Flukt).

Aunque sin duda una de las novedades más atractiva es Jersey boys, lo nuevo de Clint Eastwood como director tras J. Edgar en 2011. Basada en el musical homónimo, la película los orígenes de la banda ‘Four Seasons’, así como los de su líder, Frankie Valli. A través de números musicales y canciones del famoso grupo como ‘Big girls don’t cuy’ o ‘Grease’, el film aborda la problemática vida del cantante y su relación con la mafia, algo que terminó costándole muy caro. El reparto combina rostros conocidos con otros debutantes, entre los que destacan Christopher Walken (Siete psicópatas), John Lloyd Young, Erich Bergen (How sweet it is), Vincent Piazza (serie Boardwalk Empire), Michael Lomenda, Steve Schirripa (serie Los Soprano) y Johnny Cannizzaro (serie The young and the restless).

Las dos últimas propuestas procedentes de Estados Unidos comparten género. Líbranos del mal es la nueva incursión en el terror centrado en posesiones demoníacas, aunque como viene siendo habitual en los últimos tiempos se basa en el relato de un testigo real, en este caso un agente de policía al que da vida Eric Bana (Troya). La trama arranca cuando dicho policía, que pasa por un momento personal delicado, se alía a un sacerdote especializado en exorcismos para acabar con una serie de crímenes que se están sucediendo en Nueva York. Alejada del estilo found footage que ha caracterizado las últimas representantes del género, la película dirigida por Scott Derrickson (Sinister) promete emociones fuertes y más de un susto a los espectadores y a los protagonistas, entre los que cabe destacar a Édgar Ramírez (Libertador), Olivia Munn (serie The Newsroom), Sean Harris (Prometheus), Joel McHale (Juntos y revueltos) y Chris Coy (Rogue River).

Por su parte, Casi humanos es la ópera prima de Joe Begos, quien actúa en calidad de director y guionista. Enmarcada en el terror de corte alienígena y monstruoso, la historia se desarrolla en un pequeño pueblo de Maine, donde un joven será acusado y absuelto del asesinato de su mejor amigo, quien algún tiempo atrás desapareció en un intenso haz de luz. Años después una serie de horribles asesinatos llevarán al joven a pensar que su amigo ha regresado, aunque convertido en algo muy distinto. Frente a la cámara encontramos a Graham Skipper (Late bloomers), Josh Ethier (La casa de Rosewood Lane), Vanessa Leigh (The mise), Susan T. Travers (Sleather), Anthony Amaral III y Michael A. LoCicero.

Dejamos Hollywood para centrarnos en Europa, aunque con una parada previa en Colombia. Ciudad Delirio es el nuevo largometraje de Chus Gutiérrez (Retorno a Hansala) que narra, en clave cómica, el proceso de cambio que vive un médico español después de que, durante un congreso en Cali, conozca a una bailarina de salsa. Su recuerdo le impide sentirse cómodo a su vuelta tanto en su trabajo como en su vida personal, por lo que decide volver a Colombia, esta vez a trabajar. Los sucesivos encuentros con la joven bailarina derivarán en un romance. Julián Villagrán (Quién mató a Bambi?), Carolina Ramírez (serie La Pola), Ingrid Rubio (La estrella) y Jorge Herrera (90 millas) conforman el reparto principal.

La representante francesa de la semana es el thriller dramático El amor es un crimen perfecto, cuyo argumento gira en torno a un profesor de Literatura en la universidad de Lausanne cuya fama de conquistador entre sus alumnas no es ningún secreto. Cuando su última conquista, una de las alumnas más brillantes que ha tenido, desaparezca sin dejar rastro, se convertirá en el foco de las sospechas de su madre, quien ha iniciado la investigación de su hija. Adaptación de la novela escrita por Philippe Dijan, la película está dirigida a cuatro manos por los hermanos Arnaud y Jean-Marie Larrieu (Pintar o hacer el amor), y protagonizada por Mathieu Amalric (La venus de las pieles), Karin Viard (Polisse), Maïwenn Le Besco (Alta tensión), Sara Forestier (Los nombres del amor) y Denis Podalydès (Caché).

Desde Alemania nos llega la producción de 2013 Destino Marrakech, drama que aborda la relación entre padre e hijo cuando este último visita al primero en la ciudad del título. Un viaje a un país exótico cuya influencia será determinante para que ambos personajes puedan reencontrarse tanto física como emocionalmente, o separarse definitivamente. Caroline Link (En un lugar de África) escribe y dirige la propuesta, en la que encontramos a Ulrich Tukur (Houston), Samuel Schneider (Boxhagener Platz), Hafsia Herzi (El viaje de Bettie), Marie-Lou Sellem (serie El lugar del crimen) y Josef Bierbichler (La cinta blanca).

Para los más nostálgicos la cartelera española vuelve a recibir este fin de semana Cinema Paradiso, emotiva película italiana de 1989 escrita y dirigida por Giuseppe Tornatore (La mejor oferta) que, con motivo de su 25 aniversario, ha sido restaurada digitalmente. La historia, para aquellos que no hayan podido verla, sigue la vida de un niño en un pueblecito de Italia donde el único pasatiempo es acudir al Cine Paradiso. Fascinado por la magia del cine, sus deseos de que se convierta en realidad le llevan a entablar amistad con el propietario y proteccionista del cine. A medida que crece su destino le lleva a perseguir sus sueños lejos de su hogar, pero una llamada le obligará a volver y le desvelará un secreto largamente guardado. Philippe Noiret (Cómicos en apuros), quien falleció en 2006, y Salvatore Cascio (Están todos bien) como el pequeño ‘Toto’ son la pareja protagonista, a los que acompañan Jacques Perrin (El pacto de los lobos), Agnese Nano (Aria), Brigitte Fossey (Los hijos del náufrago), Marco Leonardi (El mexicano) y Antonella Attili (Cavalli).

La única cinta de animación de la semana es La abeja Maya: La película, nueva aventura del famoso personaje de la televisión que ahora, con las nuevas tecnologías, se presenta en formato tridimensional y con animación por ordenador. Dirigida por Alexs Stadermann (The Woodlies Movie), la trama arranca cuando la jalea real de la colmena en la que vive Maya desaparece. Las principales sospechosas son las avispas, y dado que Maya tiene una amistad cercana a pesar de las instrucciones de mantenerse alejada de ellas, se la considera cómplice. Acompañada únicamente por su amigo Willy se embarcará en un viaje hasta la colmena de las avispas para descubrir al verdadero culpable y lograr así la amistad entre abejas y avispas. La película cuenta con las voces de Coco Jack Gillies (serie Devil’s Playground), Kodi Smit-McPhee (El amanecer del Planeta de los Simios), Jacki Weaver (El lado bueno de las cosas) y Noah Taylor (Al filo del mañana), entre otros.

El documental español L’endemà cierra los estrenos de hoy viernes. Dirigido por Isona Passola, autor del documental Cataluña Espanya (2009), la obra trata de dar respuestas serias a las incógnitas que plantea la posibilidad de vivir en una Cataluña independiente de España, tratando de este modo de eliminar el miedo a lo desconocido, base argumental de la obra.

‘Monuments Men’ sigue buscando el arte en una taquilla en caída


A la espera de lo que pueda ocurrir con estrenos inminentes como la secuela de 300 (2006), la taquilla está viviendo sus horas más bajas en lo que va de año. Lo peor de todo es que da la sensación de que no va a ser el momento más desagradable del 2014. Pero no adelantemos acontecimientos. Lo que sí se puede afirmar es que el pasado fin de semana ha recaudado 4,56 millones de euros, lo que supone aproximadamente un 9,5% menos que hace una semana y lo convierte en el peor del año, arrebatando ese dudoso honor a sus predecesores. ¿El responsable? Bueno, es difícil encontrar una única causa, aunque sin duda mucho han tenido que ver los estrenos y el hecho de que los films que mejor comportamiento han tenido han sido las cintas infantiles y los nominados a los Oscar, cuya repercusión en la taquilla ahora mismo es mínima. Pero centrémonos en el top 10.

Lo cierto es que ha habido pocos movimientos. Los dos primeros puestos se mantienen iguales, por lo que Monuments Men repite como film más taquillero con 844.616 euros, un 38% menos que hace 7 días. 2,67 millones de euros es lo que acumula en su segundo fin de semana, y aunque su suerte tiene visos de cambiar mucho en los próximos días, no sería raro que terminara cerca de los 5 millones de euros. Por su parte, La Lego película mantiene el tipo con 617.203 euros, el menor descenso de este ranking (apenas un 2%). Tras un mes en cartel suma ya 4,25 millones de euros, cifra muy alejada de los grandes éxitos para los más pequeños de los últimos meses, pero que no impide que sea una de las más taquilleras de la lista que aquí repasamos. Lo más probable es que termine por encima de los 6 millones de euros.

Los únicos estrenos que podemos encontrar en el top 10 se cuelan en tercer y cuarto puesto. El primero es Philomena, uno de los derrotados en la reciente gala de los Oscar, que se queda en 503.386 euros repartidos en 211 salas, es decir, 2.386 euros de media. Dado el carácter del film y la ausencia de premios lo más normal es que se quede en el entorno de los 2 millones de euros, aunque tiene complicado llegar a superar mucho esa cifra. El otro estreno es El poder del dinero, que logra hacerse con 374.630 euros en 249 pantallas, lo que deja unos 1.500 euros por cada una. No son datos muy esperanzadores, y tendrá suerte si al final de su vida en el circuito comercial supera los 1,5 millones de euros.

A partir de aquí viejos conocidos de la taquilla que apenas modifican sus posiciones entre ellos. El lobo de Wall Street se queda en mitad de tabla con algo más de 306.000 euros, un 17,7% que el fin de semana pasado. Su total, 11,30 millones de euros, sigue manteniéndola como el film más taquillero del top 10, y de los más taquilleros que se mantienen en la taquilla. Poco a poco va perdiendo fuerza, pero los 12 millones de euros parecen un objetivo más que asegurado. Por otro lado, Her pierde un puesto respecto a la semana pasada debido a sus 293.714 euros, un 15% menos que deja su total en 827.730 euros tras 10 días en cartel. Con algo de suerte los Oscar impulsarán algo su recaudación, pero no parece muy probable que llegue más allá de los 2 millones de euros.

RoboCop pierde tres posiciones y se coloca en séptimo lugar con un descenso del 27,5%, lo que representa 268.319 euros. Casi 2 millones de euros es lo que lleva recaudado hasta ahora, cifra que superará probablemente a lo largo de estos días, aunque tiene difícil llegar más allá de los 3 millones de euros. Por su parte, La gran estafa americana sigue aguantando bien las nuevas llegadas y apenas pierde un 10% respecto al mismo periodo de la semana anterior. Con un dato muy similar al de su predecesora (unos 267.000 euros), su total es de 4,63 millones de euros, teniendo relativamente fácil superar los 5 millones, cifra que casi con toda probabilidad marcará su techo.

Finalmente, Vivir es fácil con los ojos cerrados pierde un puesto y se queda en noveno lugar con casi 149.000 euros, un 30% menos que deja su recaudación global en 1,63 millones de euros. Gracias a los Goya ha vivido una segunda vida en la taquilla (lleva 18 semanas en cartel y se proyecta en 179 salas) que la ha impulsado hasta los 2 millones de euros, cifra que superará con toda probabilidad en unas semanas. Cierra el top 10 Cuento de invierno, drama que pierde un 37,8% esta semana y que se queda en 135.887 euros. Su total supera el millón de euros, pero es complicado que llegue a alcanzar los 2 millones de euros.

‘Monuments Men’ salvan el arte y una alicaída taquilla española


Muy mal fin de semana para la taquilla. Esa es la única forma de definir lo ocurrido entre el viernes y el domingo pasados cuando la recaudación se redujo en un 13,5% respecto al mismo periodo de la semana anterior. Un dato que, en si mismo, no parece ser alarmante (en lo poco que llevamos de año ya ha habido descensos de más del 30%), pero que sitúa el ingreso total en poco más de 5 millones de euros, es decir, cada vez más próximo a los peores datos del 2013. En esta ocasión ni el tirón de las estrellas ni las buenas críticas de films que compiten en los Oscar han logrado revitalizar la alicaída taquilla. Eso sí, el título de “película más taquillera” ha cambiado de manos.

Concretamente, ha ido a parar a las de George Clooney (Crueldad intolerable) y sus Monuments Men, que logran en su estreno 1,36 millones de euros en 471 salas, una media de 2.900 euros que permite pensar en un futuro más o menos prometedor. Dado que no va a haber estrenos que puedan hacerle sombra en el futuro más inmediato, es lógico pensar que podría irse hasta los 5 o 6 millones de euros. Eso si el efecto Oscar no arrasa este año y se lleva por delante a todos aquellos que no hayan ganado o no hayan competido. Por su parte, La Lego película cae hasta la segunda posición con 632.362 euros, aproximadamente un 39% menos que la semana anterior. Su total es de algo más de 3,5 millones de euros, por lo que su objetivo más inmediato sería quedarse alrededor de los 6 millones de euros.

La que sigue manteniéndose en lo más alto después de mes y medio en cartel es El lobo de Wall Street, que a pesar de recaudar 373.626 euros (-44,4%) acumula ya casi 11 millones de euros, lo que la convierte en la más taquillera del top 10 y en una de las que más ha recaudado en lo que va de año. Habrá que esperar a la gala del domingo, pero lo normal será que termine en unos 12 millones de euros. El peor descenso lo registra RoboCop, que pierde casi un 60% y se queda en 372.000 euros. Su total se queda a las puertas de los 1,5 millones de euros, y de seguir así lo normal será que acabe, como mucho, entre los 2,5 y los 3 millones de euros.

En mitad del ranking se cuela otro estreno, Her. Distribuida en 150 pantallas, su recaudación de 347.245 euros deja una media de 2.315 euros, lo que no está nada mal para el tipo de film que es, pero que en ningún caso parece dar esperanzas de que pueda llegar muy alto en su recaudación. Lo normal será que termine por encima del millón de euros, pero va a tener complicado llegar a superar los 2 millones. En cuanto a la sexta posición, esta es para La gran estafa americana, que pierde un 46,5% y se queda algo menos de 300.000 euros. Tras un mes en la cartelera, su recaudación total es de 4,31 millones de euros, siendo relativamente sencillo que supere los 5 millones, puede que más si resulta ganadora de los Oscar.

El siguiente puesto es para Cuento de invierno, que esta semana ostenta el título de ser la que más pierde. Concretamente, sus 219.284 euros suponen un 55,6% menos que hace una semana, dejando su total en 870.402 euros en 10 días. Datos que no auguran nada bueno para este drama romántico que aspira a quedarse, como mucho, a las puertas de los 2 millones de euros al final de su recorrido en salas. Curiosamente, el séptimo lugar es para Vivir es fácil con los ojos cerrados, que es la que menos pierde (34,6%) gracias todavía al efecto Goya. 213.266 euros es lo que logra en el periodo que analizamos, y su total está muy cerca de los 1,5 millones de euros. Sin embargo, no parece probable que supere los 2 millones.

El top 10 lo cierran La ladrona de librosNebraska. La primera se queda en novena posición con 153.000 euros (-39,7%), sumando ya un total de 4,76 millones de euros y pudiendo llegar, con algo de suerte, a los 5 millones antes de que abandone la cartelera. El segundo pierde un 41,3% y recauda esta semana 140.812 euros. Tras tres semanas su total es de casi 1 millón de euros, cifra que superará con toda probabilidad la semana que viene, aunque no llegará mucho más lejos en su recaudación.

‘Robocop’ no desmonta la taquilla mientras Trueba regresa al top 10


La taquilla española sigue en progresión descendente. Desde que hace cosa de un mes se estrenara El lobo de Wall Street la recaudación ha ido cayendo hasta situarse, en el fin de semana que nos ocupa (14-16 de febrero) en 5,88 millones de euros un 6,7% menos que la semana pasada y la primera vez que se sitúa por debajo de los 6 millones en este 2014. Buena culpa de esto la tiene el poco interés generado por los estrenos, de los que ninguno ha logrado superar el millón de euros. El único dato positivo, y sorprendente, es el que aporta el cine español a raíz de los Goya. Pero empecemos por las más taquilleras.

A pesar de que tenía todas las papeletas para convertirse en número uno, el remake de Robocop no ha logrado desbancar a La Lego película de lo más alto. La cinta de animación obtiene 1,03 millones de euros, lo que representa un descenso del 30,4%, cifra que representa más o menos la media de descensos del top 10. Su total es ya de 2,78 millones de euros, y dado que los próximos estrenos están enfocados a un público muy distinto, no sería extraño que terminara por encima de los 6 o los 7 millones.

En segundo lugar, ahora sí, encontramos al policía robot. 910.805 euros es lo que consigue en su estreno en 367 salas, es decir, 2.482 euros en cada una. Unos datos que, sin ser malos, podrían ser mejores para el tipo de film que es. Ahora toca esperar a ver cómo reacciona el público a las primeras impresiones, pero no parece probable que logre superar los 5 millones de euros antes de abandonar el circuito de salas. La perjudicada de su llegada es El lobo de Wall Street, que pierde esa segunda posición que ocupaba desde hacía semanas y se queda con la medalla de bronce. 674.000 euros es lo que recauda, un 30,8% menos que hace siete días. Eso sí, su total asciende ya a 10,40 millones de euros, y todavía parece tener recorrido para alcanzar los 12 millones.

En cuarta posición se sitúa La gran estafa americana, que pierde un 40,5% y se queda en poco más de 561.000 euros. Su recaudación global en España es de 3,79 millones de euros, y si logra aguantar la llegada a la cartelera de sus rivales más directos en taquilla y en los Oscar no sería extraño que se quedara en el entorno de los 6 millones de euros. Cifra que, por cierto, no parece que vaya a lograr el film que marca el ecuador del ranking. Cuento de invierno llega directamente al quinto lugar con algo menos de medio millón de euros repartidos en 226 pantallas, lo que supone unos 2.200 euros de media. La cinta no parece haber llamado mucho la atención, y sin duda las malas críticas no han ayudado. Lo normal sería que terminara alrededor de los 2,5 millones de euros como máximo.

Aunque sin duda la sorpresa la ha dado Vivir es fácil con los ojos cerrados. El efecto Goya, sin duda. Tras 16 semanas en cartel, y habiendo abandonado el top 10 hace mucho, la cinta de David Trueba (Obra maestra) se cuela en el puesto sexto directamente desde el 47 con una mejoría en su recaudación del… ¡14.879%! Esto se traduce en poco más de 327.000 euros, lo que permite al film superar el millón de euros y pensar que, con algo de suerte, alcanza los 1,5 millones de euros. Por su parte, La ladrona de libros pierde un 22,6% y se queda en 0,25 millones de euros. 4,47 millones es lo que ya lleva recaudados, y con algo de suerte superará los 5 millones de euros.

El menor descenso lo registra Nebraska, que pierde casi un 19%, y se queda a las puertas de los 241.000 euros a lo largo del fin de semana. Igualmente, su recaudación total en 10 días no supera por poco los 700.000 euros, por lo que no es probable que llegue mucho más allá de los 2 millones, a falta de saber, claro está, cuál es el resultado de los Oscar. En cuanto a la novena posición, esta la ocupa el mayor descenso del top 10. Con un 44% menos en su recaudación, Jack Ryan: Operación Sombra se queda en 221.645 euros, acumulando 1,38 millones de euros. Una cantidad muy alejada de los parámetros que debería tener el film si quiere convertirse en el reinicio de una exitosa saga. Podría alcanzar los 2 millones de euros.

Cierra el ranking Al encuentro de Mr. Banks, que pierde un 39% y se queda en los 179.000 euros aproximadamente. 1,12 millones es lo que acumula en tres semanas, teniendo muy complicado llegar a los 2 millones. Lo normal será que se sitúe alrededor de 1,5 millones de euros cuando abandone el circuito comercial.

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: