‘Vengadores: Endgame’: y Marvel reinventó el cine


En una época de series y consumo inmediato, Marvel ha logrado, una vez más, lo imposible: que nos sentemos tres horas seguidas para ver lo que podría calificarse como el evento del año… no, de la década… no, del cine moderno. No dudo que haya detractores del cine de superhéroes, considerándolo poco menos que un producto de marketing pensado para adolescentes y frikis. Y aunque haya algunas películas que puedan responder a ese estereotipo, la Casa de las Ideas ha demostrado que este género es algo más. Vengadores: Endgame es la prueba definitiva de ello.

La película de los hermanos Russo, autores la precedente Vengadores: Infinity war, es sencillamente indescriptible. Y contrariamente a lo que pueda pensarse, no lo es por el aluvión de efectos digitales que contiene. Ni siquiera por la inmensidad de su trama. Lo es por la complejidad de sus personajes, por el desarrollo dramático de unos acontecimientos trágicos y traumáticos y el modo en que un grupo de personajes deciden afrontarlos. Esto confirma que toda buena película necesita explorar las motivaciones, los miedos y los deseos de sus personajes, llevarlos a situaciones límite y mostrar cómo reaccionan ante ellas. Y da igual cuál sea el contexto. En el caso que nos ocupa, todo ello con un inteligente toque humorístico en los momentos adecuados, aliviando la tensión dramática. El único problema, si es que puede considerarse así, es que existen tantos personajes que muchos quedan relegados a meros testimonios presenciales.

Pero Vengadores: Endgame es más, muchísimo más. Ahora que las series de televisión parecen haberse adueñado del entretenimiento, esta película confirma que si la pequeña pantalla puede beber de influencias cinematográficas, el séptimo arte puede hacer lo propio con el formato episódico. Desde este punto de vista, esta conclusión podría entenderse como el último capítulo de una primera temporada que ha durado 11 años y ha tenido 22 capítulos. Y en cierto modo, así está planteado. Desde que se estrenara Iron Man en 2008 todo lo que se ha visto en cada una de las películas estaba perfectamente planificado para formar parte de una macrohistoria mucho mayor y compleja que ha derivado en este ‘fin de partida’. No se trata simplemente de presentar personajes y juntarlos luego en otra película. No, cada acontecimiento, cada cambio, trauma, decisión y victoria (o derrota) han definido todo para llegar a este punto. Y esa es la esencia misma de cualquier producción seriada.

Y por si hubiera dudas de ello, la propia estructura dramática del film se encarga de asentar la idea. A lo largo de su desarrollo (y sin desvelar nada de la trama), la cinta viaja por el pasado de los personajes y por momentos de otros títulos de Marvel tanto física como psicológicamente. El espectador asiste a una introspección mucho mayor de los héroes que durante más de una década le han acompañado. Se produce así una mayor comprensión de sus motivaciones, de sus decisiones, de su ira y su temor. Pero sobre todo se logra un grado de empatía con todos ellos difícil de alcanzar en un film normal y corriente. A esto contribuye, claro está, haberles visto crecer a lo largo de cada film. Posiblemente muchos ya os hayáis dado cuenta, pero esta descripción de personajes es exactamente la misma que se puede hacer en una serie, que basa buena parte de su éxito en que los personajes pueden desarrollarse durante más tiempo que en una película.

Si no he mencionado nada de los efectos especiales o la acción no ha sido deliberado. Es sencillamente que la profundidad dramática de la cinta relega las espectaculares batallas a un segundo plano. Tal es la complejidad de Vengadores: Endgame. Y tal es el homenaje que Marvel rinde a sus fans, a los que ofrece un producto final más que excepcional. Los hermanos Russo, con su habitual y notable pulso narrativo, logran que las tres horas de duración sean un suspiro. Su sello se deja ver en cada plano, especialmente en ese combate final con plano secuencia marca de la casa. ¿Y el final? Pues el que debería ser, ni más ni menos, títulos de créditos incluidos. La película deja clara una cosa: que es el fin de una era y que nada volverá a ser lo mismo. Pero también deja la sensación de estar ante algo tan grandioso que será difícil de superar, tanto en espectacularidad como en carisma de sus protagonistas. En los años 60 Marvel revolucionó los cómics; ahora ha hecho lo mismo con el concepto mismo del cine, traspasando la propia dimensión de película autoconclusiva o de la secuela.

Nota: 9,5/10

Vikander es ‘Tomb Raider’… y Mara es ‘María Magdalena’


Recién terminada la temporada de estrenos nominados a los principales premios cinematográficos, comienza ahora la temporada de títulos llamados a arrasar en la taquilla española. Y lo hace con una nueva adaptación a la gran pantalla de la aventurera más famosa de los videojuegos. Aunque no llega sola; de hecho, este viernes 16 de marzo aterrizan en las salas un importante número de films para todos los gustos.

Pero como decía, comenzamos el repaso por Tomb Raider, nueva versión cinematográfica de la famosa saga de videojuegos protagonizada por Lara Croft y coproducida entre Estados Unidos y Reino Unido. En esta ocasión es Alicia Vikander (Jason Bourne) la que da vida a la protagonista, que ya fue interpretada por Angelina Jolie (Maléfica) en dos películas. La trama, mezcla de aventura y acción, narra cómo la joven, que siempre ha renegado del legado de su padre, un excéntrico y rico aventurero, decide ir en su busca después de varios años en paradero desconocido, descubriendo una conspiración que amenaza la vida en el mundo y afrontando sus propios límites para impedirlo. Dirigida por Roar Uthaug (Escape), en el reparto también destacan Dominic West (serie The affair), Walton Goggins (Los odiosos ocho), Daniel Wu (Warcraft: El origen), Alexandre Willaume (Valerian y la ciudad de los mil planetas), Kristin Scott Thomas (Suite francesa) y Derek Jacobi (Asesinato en el Orient Express).

Muy diferente es María Magdalena, coproducción entre Reino Unido y Australia que, como su propio título indica, narra la vida de este controvertido personaje bíblico, a través de cuyos ojos se aborda, a su vez, la vida de Jesús. Garth Davis (Lion) dirige este drama protagonizado por Rooney Mara (A ghost story), Joaquin Phoenix (En realidad, nunca estuviste aquí), Chiwetel Ejiofor (Doctor Strange), Tahar Rahim (Los anarquistas), Tchéky Karyo (Les brigands), Ariane Labed (Assassin’s Creed) y Denis Ménochet (Custodia compartida).

Reino Unido también está presente, en este caso junto a Estados Unidos, en Aniquilación, nueva película con estreno exclusivo en Netflix el pasado lunes día 12, cuyo argumento arranca cuando una bióloga y exsoldado se une a una expedición para saber qué le ocurrió a su marido en el Área X, un fenómeno siniestro y misterioso que se expande por la costa americana. Lo que descubrirá allí pondrá a prueba su cordura y su propia vida. Basada en la novela de Jeff VanderMeer, la cinta está dirigida por Alex Garland (Ex_Machina) y protagonizada por Natalie Portman (Jackie), Oscar Isaac (Star Wars: Episodio VIII – Los últimos Jedi), Jennifer Jason Leigh (Amityville: El despertar), Gina Rodriguez (serie Jane the virgin), Tessa Thompson (Thor: Ragnarok) y David Gyasi (Interstellar).

Puramente estadounidense es Mi nombre es Te Ata, drama biográfico de corte histórico que narra la historia de María Thompson Fisher, mujer que pertenecía a Chickasaw, hoy Oklahoma, y que no dejó de perseguir sus sueños a pesar de las desigualdades sociales y raciales para conseguir convertirse en una de las grandes artistas nativas americanas de la época. Dirigida por Nathan Frankowski (Unlimited), la película cuenta en su reparto con Q’orianka Kilcher (Sky), Graham Greene (serie Defiance), Mackenzie Astin (Daddy), Brigid Brannagh (Terapia mortal), Cindy Pickett (Confession) y Gil Birmingham (Comanchería).

El estreno español de la semana es la comedia La tribu, nueva película dirigida por Fernando Colomo (La banda Picasso) que comienza cuando una mujer, limpiadora de profesión y streetdancer de vocación, decide retomar el contacto con un hijo al que dio en adopción cuando era un bebé. Este hijo es ahora un ejecutivo que, después de firmar un ERE para cientos de personas, lo ha perdido todo, incluso la memoria. A pesar de los mundos tan distintos en los que viven, la música y el baile les unirán. Paco León (Toc Toc), Carmen Machi (El bar), Luis Bermejo (Fe de etarras), Julián López (El tiempo de los monstruos) y Bárbara Santa-Cruz (Llar) encabezan el reparto.

Francia y Bélgica colaboran en Perdido, thriller dramático que gira en torno a un hombre cuyo amor por el trabajo y su carrera profesional le han llevado a apartar a todos los que quiere, incluyendo a su hijo, al que ve en contadas ocasiones después del divorcio. Su forma de afrontar la vida cambia cuando el pequeño desaparece, aparcando vida laboral para buscar a su hijo por todos los medios. Christian Carion (El caso Farewell) dirige este film protagonizado por Guillaume Canet (La próxima vez apuntaré al corazón), Mélanie Laurent (Frente al mar), Olivier de Benoist (C’est quoi cette famille?!) y Marc Robert (La grande boucle).

Puramente francesa es Jeannette, la infancia de Juana de Arco, musical de corte histórico que, como su propio título indica, sigue la vida de esta joven que pasa de cuidar ovejas y soñar con echar a los británicos de Francia a convertirse, guiada por su fe, en Juana de Arco. Bruno Dumont (La alta sociedad) escribe y dirige esta adaptación de la obra de Charles Peguy que cuenta con un debutante reparto encabezado por Lise Leplat Prudhomme, Aline Charles, Jeanne Voisin, Lucile Gauthier y Victoria Lefebvre.

Desde Hungría nos llega el drama 1945, cinta dirigida por Ferenc Török (Overnight) cuyo argumento arranca cuando los habitantes de un pueblo se preparan para celebrar una boda en 1945. Es en ese momento cuando dos judíos ortodoxos que portan dos misteriosas cajas llegan al lugar, revolucionando a los vecinos y sembrando la duda sobre sus verdaderas intenciones. Tamás Szabó Kimmel (Made in Hungaria), Ági Szirtes (The door), Péter Rudolf (Pillangók), József Szarvas (Mancs), Bence Tasnádi (Couch surf) y Dóra Sztarenki (A martfüi rém) encabezan el reparto.

Sin duda la película más internacional es El insulto, thriller dramático que cuenta con capital procedente de Líbano, Bélgica, Chipre, Francia y Estados Unidos. La trama se centra en el enfrentamiento entre un cristiano libanés y un palestino provocado cuando el primero derrama agua por accidente sobre el segundo. Su pelea llegará hasta la justicia y se convertirá en un conflicto nacional entre las dos religiones. Ziad Doueiri (El atentado) dirige este film protagonizado por Kamel El Basha (Al-hob wa al-sariqa wa mashakel ukhra), Adel Karam (Rue Huvelin), Rita Hayek (serie Kafa: Enough) y Diamand Bou Abboud (Stable unstable).

La única cinta de animación de la semana es silent voice, adaptación del cómic de Yoshitoki Oima que dirige Naoko Yamada (Tamako rabu sutôrî) y que narra cómo un joven busca redimirse años después de acosar en el colegio a una niña sorda que, a causa del bullying, tuvo que cambiarse de escuela. Entre las voces principales destacan las de Miyu Irino (Miss Hokusai), Saori Hayami (Blame!), Aoi Yûki (Kamen rider 1 go) y Yui Ishikawa (Ataque a los Titanes).

En cuanto al género documental, dos son las propuestas. The best day of my life, escrita y dirigida por Fernando González Molina (El guardián invisible) es una coproducción entre España, Rusia y Uganda sobre la reunión de un grupo de personas para celebrar que, pese a las dificultades, viven con orgullo su homosexualidad.

Finalmente, la española 100 días de soledad aborda la relación del hombre y la naturaleza narrando cómo José Díaz se rueda a sí mismo durante los 100 días del título en una cabaña de Asturias, donde permanece totalmente aislado, sin móvil ni electricidad ni reloj. El film está dirigido a cuatro manos entre Díaz y Gerardo Olivares (El faro de las orcas).

‘Jackie’: la belleza de un recuerdo doloroso


Peter Sarsgaard y Natalie Portman, en un momento de 'Jackie'.Hay películas que parecen planificadas para que un actor o actriz pueda ofrecer lo mejor de sí en una interpretación a la que no le haga sombra nada, ni el resto del reparto ni la fotografía o la propia historia. Quiero pensar que el nuevo film de Pablo Larraín (Neruda) no sea el caso, pero desde luego lo parece. Y es que en esta revisión de los días posteriores al asesinato de JFK es un relato cuyo principal atractivo, por no decir el único, es Natalie Portman (La venganza de Jane).

La actriz demuestra, como los grandes actores, que no es necesario maquillaje o efectos especiales para meterse en la piel de un personaje histórico. Su forma de hablar, de moverse y de relacionarse con el resto de personajes sumerge al espectador en el mundo que rodea a Jackie Kennedy y le guía a través del sufrimiento, la ira o el miedo que se vivió en esos aciagos días. Si bien es cierto que la caracterización de los personajes, de todos, es impecable, lo realmente relevante es la capacidad de los actores, con Portman a la cabeza, para explorar las contradictorias emociones y situaciones que se vivieron en aquellos días. Y el problema, precisamente, también se encuentra en este aspecto.

Porque sí, los actores son espléndidos, pero no logran eliminar la sensación de que el tratamiento de la película y su desarrollo dramático se estancan a cada paso, o mejor dicho avanzan de forma tediosa, lenta y pesada sin ofrecer ninguna novedad salvo, tal vez, el punto de vista de Jackie Kennedy, lo cual por cierto no es capaz de soportar el peso de un relato de más de hora y media. De este modo, la cinta se revela como un producto que pierde fuerza a medida que avanza, con algún conato de atractivo e interés pero que nunca logra convertirse en algo más. A esto se suma que, llegados a un punto del segundo acto, da la sensación de estar viviendo las mismas situaciones y emociones una y otra vez, dando vueltas a una decisión que, al conocerse de antemano, pierde cierto componente de intriga que pudiera tener.

De este modo, Jackie se convierte, lo quiera o no, en representante de ese tipo de cine planteado desde su gestación para la grandeza de un actor (o actriz, como es el caso). Que Natalie Portman esté inconmensurable no es óbice, sin embargo, para no comprender que sin ella la película posiblemente no habría llegado a las salas de cine. O tal vez sí, pero sin el puñado de nominaciones a los Oscar que ha conseguido. Sea como fuere, quien tenga interés en ver a Portman convertida en una Kennedy, que disfrute. Para el resto posiblemente la película resulte algo indiferente, una combinación entre belleza y dolor en este recuerdo del asesinato de JFK.

Nota: 6/10

‘Jackie’ y ‘El nacimiento de una nación’, ante ‘La gran muralla’


Estrenos 17febrero2017Siguiendo con la tendencia de las últimas semanas, este viernes 17 de febrero llegan a la cartelera un reducido grupo de estrenos, aunque para todos los gustos. Desde la acción de corte fantástico hasta el drama biográfico, quizá lo más destacado de este fin de semana es que, a diferencia de otros, llegan varias propuestas europeas, algunas de ellas muy interesantes, y que los principales estrenos son coproducciones.

Comenzamos el repaso con La gran muralla, aventura de corte fantástico con buenas dosis de acción que supone el regreso tras las cámaras de Zhang Yimou (Hero). La trama se centra en dos mercenarios europeos que son apresados y encarcelados en la Gran Muralla China. Allí descubrirán rápidamente que esta impresionante obra ha sido construida para proteger a la Humanidad del mayor peligro al que se ha enfrentado. Ambos deberán decidir si unirse a la lucha por la supervivencia o continuar su camino. Matt Damon (Jason Bourne), Pedro Pascal (serie Juego de tronos), Willem Dafoe (Spider-Man), Andy Lau (Shi gu) y Pilou Asbæk (Ben-Hur) encabezan el reparto de esta coproducción entre Estados Unidos y China.

Muy distinto es el drama biográfico Jackie, cinta producida entre Estados Unidos, Francia y Chile que, como se desprende del título, narra la vida de la Primera Dama Jacqueline Kennedy los días inmediatamente posteriores al asesinato de su marido. Dirigida por Pablo Larraín (Neruda), el gran atractivo del film recae sobre su protagonista, Natalie Portman (Thor: El mundo oscuro), a quien acompañan Peter Sarsgaard (El caso Fischer), Greta Gerwig (La sombra del actor), Max Casella (Jugada salvaje), Beth Grant (Food), Billy Crudup (Spotlight) y John Hurt (Hércules).

También tiene una base histórica El nacimiento de una nación, film estadounidense escrito, dirigido y protagonizado por Nate Parker (Non-Stop) que nada que ver con el clásico de 1915 dirigido por D. W. Griffith, y cuya historia narra la vida del esclavo Nat Turner, hombre instruido y predicador que es utilizado por su amo para someter al resto de esclavos 30 años antes de la Guerra de Secesión. Tras las innumerables atrocidades de las que es testigo decide encabezar un levantamiento para llevar a su pueblo a la libertad. Además de Parker, en el reparto encontramos a Armie Hammer (Operación U.N.C.L.E.), Jackie Earle Haley (RoboCop), Gabrielle Union (En qué piensan los hombres), Penelope Ann Miller (The Artist), Aja Naomi King (36 saints) y Mark Boone Junior (serie Hijos de la Anarquía).

Comedia, drama y familia son los ingredientes de Lo que de verdad importa, nueva película escrita y dirigida por Paco Arango (Maktub) que cuenta con capital exclusivamente norteamericano (Estados Unidos y Canadá). El argumento arranca cuando un ingeniero mecánico inglés está a punto de cerrar su tienda de reparaciones al ser incapaz de ordenar su vida. La salvación llega en forma de un familiar que no sabía que tenía y que le ofrece el dinero necesario para salvar el negocio a cambio de que se traslade durante un año a Canadá, lugar de origen de sus antepasados, donde descubrirá que a su alrededor pueden ocurrir cosas extraordinarias. Oliver Jackson-Cohen (El enigma del cuervo), Jonathan Pryce (Hysteria), Camilla Luddington (serie True Blood) y Jorge García (El gurú de las bodas) son los principales actores del film.

La única cinta de ficción puramente europea es Manual de un tacaño, comedia francesa que gira en torno a un virtuoso violinista que tiene un gran defecto: es un tacaño, hasta el punto de cronometrarse bajo la ducha o ver la televisión del vecino con prismáticos. Su vida cambia cuando a su orquesta llega una violonchelista que se enamora de él por su música, y cuando una joven llega a su casa asegurando que es su hija. Ambas mujeres le obligarán a ser alguien que no es. Dirigida por Fred Cavayé (Mea culpa), la película está protagonizada por Dany Boon (Llévame a la Luna), Laurence Arné (Bowling), Noémie Schmidt (L’etudiante et monsieur Henri), Patrick Ridremont (Dead man talking) y Christophe Favre (Vicky).

Francia también está presente en Heidi, un viento de libertad, drama que representa el debut en el largometraje de Mohamed Ben Attia y que cuenta con capital tunecino y belga. La trama arranca cuando un joven tunecino sin demasiado carácter que está a punto de casarse con una joven buscada por su madre se va a pasar unos días a un hotel en horas bajas. Allí se enamora de la mujer encargada de la animación, una persona libre y despreocupada totalmente diferente a él. Sin embargo, los preparativos de la boda continúan, por lo que el joven deberá elegir. El reparto está encabezado por Omnia Ben Ghali, Hakim Boumsaoudi (Le fil), Sabah Bouzouita (La saison des hommes), Rym Ben Messaoud y Majd Mastoura.

En lo que al documental se refiere, la única novedad que llega este viernes es Bigas x Bigas, cinta española dirigida por Santiago Garrido Rua y el propio Bigas Luna que hace un recorrido por la vida del director de Jamón Jamón (1992) a través del cine, la poesía, la amistad, el amor, la pasión y arte. La película cuenta con la participación de actores, directores y personalidades del cine.

Portman clama venganza mientras se produce un ‘Triple 9’


Estrenos 6mayo2016Comenzamos el mes de mayo, y lo hacemos, como ha sido habitual en las últimas semanas, con una amplia y variada batería de estrenos cinematográficos. Aunque ninguno de ellos tiene, a priori, capacidad para convertirse en un blockbuster, sí poseen el suficiente atractivo, ya sea por trama, actores o formato, para tener cierta relevancia en la taquilla durante los próximos días. Acción, comedia, terror, drama y música se dan cita este viernes, 6 de mayo.

Y precisamente comenzamos por la acción de Triple 9, thriller policíaco dirigido por John Hillcoat (La carretera) en el que criminales y policías no siempre son los malos y los buenos. La historia se centra en un grupo que pretende dar el mayor golpe de su historia, y aunque para ello tienen a policías corruptos de su lado, no es suficiente. Por ello, planean la muerte de un agente a modo de distracción. Y por si la historia fuera poco atractivo, la cinta presenta un reparto encabezado por Kate Winslet (Steve Jobs), Chiwetel Ejiofor (Marte), Casey Affleck (Interestellar), Woody Harrelson (serie True Detective), Aaron Paul (Need for speed), Anthony Mackie (Capitán América: Civil War), Gal Gadot (Batman v Superman: El amanecer de la justicia), Norman Reedus (serie The Walking Dead), Teresa Palmer (Cut bank), Michael Kenneth Williams (El jugador) y Clifton Collins Jr. (Transcendence).

Algo diferente, aunque también con buenas dosis de acción, es La venganza de Jane, western dramático que arranca cuando un fuera de la ley llega a su casa con ocho balas en el cuerpo y a punto de morir. Su esposa, a regañadientes, recurre a un ex amante para que le ayude no solo a curarle, sino a defender la casa de la banda a la que pertenecía su marido, que está en camino para terminar el trabajo. Gavin O’Connor (Warrior) es el encargado de poner en imágenes esta historia protagonizada por Natalie Portman (Thor), Joel Edgerton (Black mass), Ewan McGregor (Mortdecai), Noah Emmerich (serie The Americans) y Rodrigo Santoro (Focus).

El principal estreno dramático es la norteamericana Freeheld, adaptación de la historia real de una condecorada policía de Nueva Jersey que, cuando le diagnostican cáncer, decide emprender las gestiones para dejar su pensión a su pareja de hecho, una joven con la que ha compartido su vida. Sin embargo, los funcionarios no ven con buenos ojos una relación homosexual, lo que obligará a la pareja a recurrir al apoyo de compañeros y ciudadanos para luchar por la justicia. Dirigida por Peter Sollett (Camino a casa), la cinta está interpretada por Julianne Moore (El séptimo hijo), Ellen Page (Into the forest), Steve Carell (La gran apuesta), Michael Shannon (serie Boardwalk Empire) y Luke Grimes (El francotirador), entre otros.

En lo que a comedia se refiere Hollywood presenta Infiltrados en Miami, secuela de Vaya patrulla (2014) que vuelve a contar con los principales responsables detrás y delante de las cámaras para narrar cómo la pareja de policías, que están a punto de convertirse en familia política, deben desarticular una banda de narcotraficantes en Miami que mueven su producto hasta Atlanta, lo que terminará por generar no pocos problemas. Tim Story (Los 4 fantásticos y Silver Surfer) es el encargado de dirigir un reparto encabezado por Ice Cube (Infiltrados en clase), Kevin Hart (Dale duro), Ken Jong (R3sacón), Benjamin Bratt (serie Sin cita previa), Olivia Munn (serie The newsroom), Bruce McGill (Una noche para sobrevivir), Tika Sumpter (Sparkle) y Sherri Shepherd (Top five).

Entre las novedades europeas destaca The Tribe, producción ucraniana y de los Países Bajos de 2014 que ha cosechado premios allá por donde ha pasado y cuya historia que arranca cuando un joven sordo llega a un internado en el que, para poder sobrevivir, se une a una cruel organización. Sin embargo, su amor por una de las concubinas hará que rompa todas las normas no escritas de esta tribu. Dirigida por Miroslav Slaboshpytskyi, que debuta de este modo en el largometraje, la cinta, que llega después de retrasar su fecha de estreno, está protagonizada por un anónimo reparto en el que destacan Grigoriy Fesenko, Yana Novikova, Rosa Babiy y Alexander Dsiadevich.

El terror en la cartelera lo pone El otro lado de la puerta, producción británica con colaboración india que dirige Johannes Roberts (Alice) y que arranca cuando una madre decide recurrir a un ritual que le permitiría despedirse de su hijo fallecido. Sin embargo, lo que en principio es solo una despedida abre en realidad una puerta entre el mundo de los vivos y los muertos, por lo que la mujer deberá luchar contra el espectro que un día fue su querido pequeño si quiere salvar al resto de su familia. Sarah Wayne Callies (En el ojo de la tormenta), Jeremy Sisto (Hangman), Javier Botet (Magical girl), Logan Creran (Steel), Jax Malcolm y Sofia Rosinsky encabezan el reparto.

En lo que a producción española se refiere destaca El olivo, nuevo film de Icíar Bollaín (También la lluvia) que narra en clave de comedia dramática cómo una joven que trabaja en una granja de pollos decide traer un milenario olivo de vuelta a la finca familiar cuando su abuelo, la persona que más le importa, decide dejar de comer, algo que ella achaca a la venta del enorme árbol sin el consentimiento del anciano. Entre los actores encontramos a Javier Gutiérrez (El desconocido), Anna Castillo (Fuera de foco), Pep Ambròs, Manuel Cucala y Aina Requena (Castillos de cartón).

También tiene relevancia Nacida para ganar, comedia dirigida por Vicente Villanueva (Lo contrario al amor) que se centra en una mujer cuya vida ha sido igual desde la adolescencia. Mismo vecindario, mismo novio, mismo trabajo, … Todo cambia cuando su inseparable amiga del instituto le propone entrar en un revolucionario negocio de venta piramidal que le hará rica en muy poco tiempo. El reparto está encabezado por Alexandra Jiménez (Embarazados), Victoria Abril (Solo quiero caminar), Cristina Castaño (Días azules), Marta Belenguer (El amor no es lo que era), Guadalupe Lancho (Evelyn), Luisber Santiago (Atasco en la nacional) y José Manuel Cervino (Dos billetes).

El género musical tiene esta semana sabor español. Todo es de color es la nueva propuesta de Gonzalo García Pelayo (Alegrías de Cádiz), una historia que arranca cuando el manager de un retirado grupo de rock decide organizar un concierto homenaje para la banda en un intento por recuperar las emociones y los recuerdos con los que ahora mismo vive día tras día. Javier García Pelayo (Corridas de alegría), Natalia Rodríguez (3 bodas de más) y Alfonso Sánchez (Ocho apellidos catalanes) encabezan el reparto.

La música también está muy presente en Tini, el gran cambio de Violetta, comedia familiar producida entre España, Argentina e Italia que refleja, en cierto modo, el cambio real en la vida de la actriz Martina ‘Tini’ Stoessel, protagonista de la serie Violetta. La trama se centra en el viaje de autodescubrimiento creativo y espiritual de la joven después de recibir una noticia que da un vuelco completo a su mundo. Dirigida por Juan Pablo Buscarini (El inventor de juegos), en el reparto encontramos también a Ángela Molina (Lejos de los hombres), Jorge Blanco (High School Musical: El desafío), Diego Ramos (serie Los exitosos Pells) y Kidder van Kooten (serie Spangas).

Continuando con los estrenos europeos, el drama histórico francés Mayo de 1940 aborda el éxodo de un pequeño pueblo francés en plena II Guerra Mundial huyendo del avance nazi. Los habitantes llevan con ellos a un niño, hijo de un opositor alemán al régimen nazi encarcelado en Arras por haber mentido sobre su nacionalidad. Pero en el caos que sigue a la invasión alemana tanto él como un soldado escocés lograrán huir, emprendiendo un viaje en busca del pequeño. Christian Carion (El caso Farewell) dirige esta propuesta protagonizada por August Diehl (Costa esperanza), Olivier Gourmet (Monsieur Chocolat), Mathilde Seigner (Max), Alice Isaaz (Una semana en Córcega) y Matthew Rhys (serie The americans).

Francia también participa en Peace to us in our dreams, cinta que cuenta además con fondos lituanos y rusos. Su argumento arranca cuando un hombre, su hija y su pareja llegan a una cabaña cerca de un lago para pasar un fin de semana. Los tres parecen huir de un pasado que les ha provocado dolor, decepción y hartazgo, pero pasar unos días a solas no siempre es la mejor solución, por lo que deberán lograr un entendimiento y respeto mutuo para seguir adelante. Sharunas Bartas (La casa) escribe, dirige y protagoniza este drama, en el que también encontramos los nombres de Lora Kmieliauskaite y Edvinas Goldstein.

El último de los estrenos de esta semana es la surcoreana Ahora sí, antes no, drama que gira en torno a un director de cine que llega a la ciudad en la que va a rodar un día antes de lo previsto. El error le permite disfrutar de mucho tiempo libre y conocer a una joven artista con la que termina pasando el día. Conoce su estudio, su obra, cenan, toman algo juntos. Pero el día da un giro radical con la respuesta a una pregunta que ella plantea. Hong Sang-soo (En otro país) escribe y dirige esta cinta cuyo reparto protagonizan Gi Ju-bong (Noche y día), Yoon Yeo-jong (Hahaha), Kim Min-hee (Sunaebo) y Jong Jae-yeong (Countdown).

‘Thor: El mundo oscuro’: un entretenimiento con luces y sombras


Chris Hemsworth y Tom Hiddleston en un momento de 'Thor. El mundo oscuro'.Lo que ocurre en la Casa de las Ideas, nombre con el que se conoce a Marvel, desde que decidió apostar fuerte por las adaptaciones cinematográficas de sus cómics es cuanto menos curioso. Existen dos niveles bastante diferenciados, asociados normalmente a la fama de sus personajes. Algunas películas han ayudado a ensalzar esta especie de subgénero en el que se han convertido las películas de superhéroes; otros, por contra, demuestran los importantes vacíos que existen en estas tramas cuando el humor y la mediocridad se apoderan de los relatos. El caso de la primera Thor hace un par de años se quedó a medio camino, y su continuación no mejora demasiado, aunque hay que reconocer que posee los suficientes elementos para que casi dos horas de metraje se pasen en un suspiro.

El principal problema de Thor: El mundo oscuro reside en su guión, que adolece por completo de profundidad dramática, incluso en los momentos más teóricamente impactantes de la trama. Apenas existe sorpresa en sus giros argumentales, algunos de los cuales, por cierto, se ven venir de lejos si se conoce la naturaleza de los protagonistas, quienes se aferran a sus naturalezas inamovibles como si de un mapa de intenciones y personalidades se tratara, y en el que los buenos se distinguen con unos colores y los malos con otros (en pocas palabras, claros y oscuros). En este sentido, empero, hay que aplaudir la madurez con la que se trata al protagonista respecto al primer film, en el que se le presentaba algo más infantil y más insoportable. Por otro lado, tampoco ayuda demasiado la realización de Alan Taylor, director curtido en la televisión que, según parece, ha debido conseguir el trabajo gracias a su labor en la serie Juego de Tronos, de la que ha dirigido numerosos episodios.

Es aquí donde se encuentra el tendón de Aquiles, al menos visualmente hablando. La planificación es impersonal, correcta pero carente de una marca personal, de una visión que supere ese marco formal que tienen los artesanos de este oficio. Eso no es necesariamente malo, más bien al contrario. Sin embargo, en este caso concreto, con la aplicación de las tres dimensiones al resultado final, podría haber optado por algo más arriesgado, sobre todo con algunas ideas realmente originales del guión, como ese combate final que se viaja entre varios mundos. Todo ello evita que el espectador se zambulla en la riqueza visual de un film que, por otro lado, entretiene de principio a fin. Gracias a la combinación de humor y a la labor de los actores, todos ellos más que correctos en sus respectivos papeles, la película se convierte en un espectáculo puro y duro.

Habrá quien opine que la primera parte fue mejor que la segunda; otros pensarán lo contrario, y habrá quienes directamente la consideren irrelevante. Thor: El mundo oscuro mantiene el nivel de la primera, y por momentos la supera. Pero que nadie espere con esto nada más que una distracción palomitera que, en el fondo, podría haber sido mucho mejor. Hay que verla como lo que es: un eslabón más en ese macroproyecto de la compañía que consiste en llevar el mundo de los cómics a la gran pantalla. Siempre que no se espere más de ella, podrá disfrutarse sin grandes frustraciones. Incluyendo la ya tradicional secuencia final en los créditos, un guiño que posiblemente solo entenderán los fans.

Nota: 6/10

Thor y Gordon-Levitt lideran un fin de semana cargado de estrenos


Estrenos 31octubre2013Muchos son los estrenos que conforman el pistoletazo de salida de noviembre en España. En un fin de semana alargado por la festividad de Todos los Santos, hasta 11 películas se presentan en las salas de cine de todo el país hoy jueves, 31 de octubre, y muchas de ellas esperadas. Algunas representan los últimos coletazos de los estrenos veraniegos, otros se ajustan más a lo que esta época del año suele ofrecer en cuestiones cinematográficas. Todos ellos comparten, sin embargo, numerosas características en común: la presencia de actores muy conocidos y el regreso de algunos nombres propios que han definido el cine de los últimos años (y décadas). Y dado que hay que empezar por alguno, qué mejor que hacerlo con un superhéroe.

Ya no está Kenneth Branagh (Valkiria) tras las cámaras, pero sí el resto del reparto original de Thor (2011) en la primera de las continuaciones sobre el famoso personaje superheróico/divino de Marvel. Bajo el título Thor: El mundo oscuro, la película cuenta cómo el famoso dios nórdico debe enfrentarse a una antigua raza a la que ni siquiera su padre, Odín, ha podido derrotar. Una raza que amenaza con sumir todo el universo en la más absoluta oscuridad, incluyendo la Tierra y a su amada. Nuestro héroe se verá obligado a sacrificar todo lo que ha conocido, todo lo que ha querido, para tener alguna posibilidad de encontrar un futuro. Acción, humor y el sello de la casa que alumbró al personaje en las páginas de los cómics son los sellos de identidad. Y sí, la dirección cambia de manos, siendo Alan Taylor (Mi Napoleón) el nuevo responsable, pero como decimos el reparto repite. Así, encontraremos entre otros a Chris Hemsworth (Rush), Natalie Portman (Brothers), Tom Hiddleston (The deep blue sea), Stellan Skarsgård (Millennium: Los hombres que no amaban a las mujeres), Anthony Hopkins (Hitchcock), Rene Russo (Arma letal 4), Idris Elba (Pacific Rim), Kat Dennings (Una conejita en el campus), Ray Stevenson (Los otros dos) y Jaimie Alexander (El último desafío).

Don Jon es el título de la ópera prima del actor Joseph Gordon-Levitt (Looper), quien escribe, dirige y protagoniza esta trama que actualiza la figura del Don Juan, teniendo como personaje principal a un hombre cuya vida transcurre entre gimnasios, mujeres y pornografía, y que intentará reformarse al conocer a la que considera la mujer de su vida. Con un marcado tono cómico, la película ha recibido elogios allá por donde ha pasado. Junto al actor y director encontramos también a Scarlett Johansson (The Spirit), Julianne Moore (Un hombre soltero), Tony Danza (Crash) y Glenne Headly (El buen nombre).

Otro de los estrenos interesantes del fin de semana, al menos por los nombres que lo avalan, es Sólo Dios perdona, thriller con tintes dramáticos escrito y dirigido por Nicolas Winding Refn, director de Drive (2011), y co producido entre Estados Unidos, Francia, Tailandia y Suecia. La historia se adentra en el mundo de los suburbios, las drogas, la prostitución y el boxeo en Bangkok tomando como eje a un prófugo de la justicia norteamericana que deberá vengar la muerte de su hermano a petición de su madre, después de que fuera asesinado por masacrar a una joven prostituta. El fugitivo se verá envuelto en una espiral de violencia en la que cada nuevo paso le hundirá en los rincones más oscuros de la sociedad. Protagonizada por Ryan Gosling (Cruce de caminos), la película cuenta también con Kristin Scott Thomas (En la casa), Vithaya Pansringarm (Trade of innocents), Tom Burke (The kid) y Gordon Brown (Man to man).

Del 2012 es nuestra siguiente propuesta, dirigida e interpretada por Robert Redford (Leones por corderos). Pacto de silencio es un thriller en el que un abogado experto en derechos civiles y padre de una hija verá cómo su vida se derrumba cuando un periodista desvele que su pasado no fue tan monótono como su actual vida. Durante su juventud el experimentado abogado fue un radical antibelicista y fugitivo buscado por asesinato. Perseguido por el FBI, el hombre iniciará una carrera contrarreloj por todo el país para encontrar a la única persona que podría limpiar su nombre. A Redford le acompaña un reparto realmente extenso e interesante: Shia LaBeouf (Transformers), Julie Christie (Troya), Susan Sarandon (El fraude), Nick Nolte (Warrior), Chris Cooper (American Beauty), Terrence Howard (Iron Man), Stanley Tucci (Burlesque), Richard Jenkins (Los diarios del ron), Anna Kendrick (Up in the air), Brendan Gleeson (Albert Nobbs) y Sam Elliott (Gracias por fumar).

Con más retraso llega Hojas de hierba, producción estadounidense de 2009 escrita y dirigida por el actor Tim Blake Nelson (O Brother!), quien también se reserva un papel. A medio camino entre la comedia dramática y el thriller, el argumento se centra en dos hermanos gemelos diametralmente opuestos. Uno es profesor de filosofía; el otro es un criminal cuya presencia en la vida de su hermano obligará al primero a tomar decisiones peligrosas para su estilo de vida y para su integridad física. Edward Norton (El velo pintado) es el gran protagonista de la historia, pero no es el único rostro conocido. Lucy DeVito (Just add water), Melanie Lynskey (serie Dos hombres y medio), Susan Sarandon, que hace doblete el fin de semana, Keri Russell (La camarera), Richard Dreyfuss (Poseidón) y Maggie Siff (serie Hijos de la Anarquía) completan el reparto.

Dejamos Estados Unidos para quedarnos con los estrenos españoles, entre los que destaca Vivir es fácil con los ojos cerrados, nueva película escrita y dirigida por David Trueba (Soldados de Salamina) que se enmarca en la década de los 60 del siglo pasado y que tiene como protagonista a un profesor de inglés seguidor de los Beatles quien, al enterarse de que John Lennon está rodando una película en Almería, inicia un viaje para conocerle. Durante el camino recogerá a un joven que se ha escapado de casa y a una chica que parece huir de algo, surgiendo entre los tres una amistad muy especial. El drama está protagonizado por Javier Cámara (Los amantes pasajeros), Francesc Colomer (Pa negre), Natalia de Molina (Temporal), Ariadna Gil (El laberinto del fauno), Jorge Sanz (La niña de tus ojos) y Ramón Fontserè (Madrid, 1987).

Otra de las propuestas españolas es Al final todos mueren, comedia que mezcla la ciencia ficción, el drama y el romance en cuatro historias diferentes que tienen como nexo de unión el inminente impacto de un meteorito que terminará con la vida en la Tierra. Al igual que otros films similares, cada uno de los fragmentos cuenta con un reparto propio y una dirección diferente. Los que se ponen tras las cámaras son Javier Botet (Mamá), David Galán Galindo, Roberto Pérez Toledo (los tres debutantes en el largometraje) y Pablo Vara (DHA: Dos horas antes). Además, Javier Fesser (Camino) se encarga de las secuencias iniciales y finales. Por su parte, en el reparto aparecen nombres como Manuela Vellés (Retornos), Elisa Mouliaá (serie Borgia), Macarena Gómez (Carne de neón), Andrea Duro (Promoción fantasma), Miguel Ángel Muñoz (Lope) y el propio Botet.

Mirando hacia Europa, dos películas francesas llegan a la cartelera. El viaje de Bettie es un drama que arranca cuando la protagonista ve cómo su vida se desmorona: su amante la abandona y el restaurante familiar peligra. Ante esto, lo que comienza siendo un paseo en coche para despejar las ideas se convierte en un viaje en el que se reencontrará con su hija y surgirán las posibilidades de un nuevo amor. Dirigida por Emmanuelle Bercot (Clément). quien también participa en el guión, la película cuenta con Catherine Deneuve (La chica del tren) como principal protagonista, a la que acompañan Nemo Schiffman (Backstage), Gérard Garouste, Camille (Les morsures de l’aube) y Claude Gensac (Coursier).

Por otro lado, El postre de la alegría (Paulette) es la nueva película de Jérôme Enrico (L’origine du monde), una comedia dramática cuya protagonista, una anciana gruñona y racista, encuentra la solución a sus problemas económicos al toparse con un paquete de hachís. Aunque al principio decide venderlo en pequeñas dosis, la presión de los camellos de la zona en la que vive la obliga a destinar la droga a otros fines: condimento para unos pasteles que prepara con sus amigas y que harán volar a sus clientes. El reparto está integrado por, entre otros, Bernadette Lafont (Bazar), Carmen Maura (Tetro), Dominique Lavanant (Madame Edouard), Françoise Bertin (Juntos, nada más) y André Penvern (La vida en rosa).

En cuanto a la animación, Doraemon y Nobita Holmes en el misterioso Museo del Futuro es el único título que llega hoy viernes. Basado en los personajes de la famosa serie de televisión japonesa, el argumento del film da inicio cuando un ladrón roba el cascabel de Doraemon mientras este duerme. Para encontrarlo le da a su amigo Nobita un disfraz de detective “sherlockiano” con el que reunir pistas. Sin embargo, estas les llevarán a un museo en el siglo XXII, donde deberán enfrentarse a personajes con numerosos secretos. Dirigida por Wasabi Mizuta, director muy relacionado con el personaje, la película cuenta con las voces en la versión original de Megumi Oohara, Yumi Kakazu y Subaru Kimura.

Finalmente, un documental. Blackfish narra la historia de Tilikum, una orca que vive en cautividad y que ha matado a varias personas a lo largo de todo este tiempo. A través de emotivas entrevistas e impactantes imágenes la directora Gabriela Cowperthwaite (City Lax: An Urban Lacrosse Story) construye un relato que explora no solo la naturaleza de estos animales, sino cómo es su vida en cautividad, la vida de sus cuidadores y las presiones que ejerce la industria de los parques acuáticos.

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: