‘Mud’: el río se lleva la inocencia de la juventud


Matthew McConaughey es el protagonista de 'Mud', de Jeff Nichols.Con tan solo tres películas el director y guionista Jeff Nichols, cuyo anterior trabajo fue la espléndida Take Shelter (2011), ha demostrado ser una de las conciencias creativas más profundas del actual panorama cinematográfico. Su última propuesta, todo un estudio acerca de la madurez humana y el despertar de la inocencia infantil, no solo mantiene la calidad ya atesorada, sino que descubre al espectador la complejidad de la naturaleza humana, de los sentimientos y, casi por encima de todo, la calidad interpretativa de sus protagonistas.

Sí, la historia es simplemente brillante. Sí, la forma de narrar la idea central de la trama es hermosa en su forma y enternecedora en su fondo. Pero con todo y con eso, cuando se encienden las luces de la sala el espectador solo puede pensar en una cosa: ¿de verdad que el protagonista es Matthew McConaughey (Sahara)? El cambio ha sido drástico pero acertado. El actor, encasillado desde hace tiempo en una cara bonita ideal para protagonizar cintas de dudosa calidad (salvo honrosas excepciones), ya lleva algún tiempo eligiendo meticulosamente los papeles a interpretar, y en Mud simplemente lo borda. Su forma de afrontar un personaje ambiguo, capaz de mentir incluso cuando se trata de sus sentimientos pero guiado siempre por un amor malsano, es magistral. Las miradas, sus constantes dudas y esa falsa voluntad que le mueve en la consecución de su objetivo son las herramientas con las que el actor logra componer un personaje complejo, una especie de versión adulta de la otra sorpresa del film, Tye Sheridan, uno de los chicos en El árbol de la vida (2011).

Y es que ambos personajes se mueven por un mismo ideal: el amor. Da igual que sea correspondido o no; da igual que les introduzca en una caótica espiral de la que nunca tendrán el control. Ambos personajes actúan impulsados por sus respectivos enamoramientos, y por eso conectan tan bien en pantalla. Y ambos sufren, del mismo modo, un despertar emocional de una forma algo cruel. En este sentido hay que reseñar que el film no trata, en el fondo, acerca del amor o del romance. Esta es una historia sobre la madurez, sobre la pérdida de todo aquello que nos ata a una etapa de nuestra vida que hay que dejar atrás. Todo lo que acontece remite indudablemente a la infancia, que queda plasmada en esa casa en el río que es destruida al final del film, y en ese propio río que arrastra todo a su paso como si del caudal de la vida se tratara. Un simbolismo tan sencillo como bello.

No hay que tener miedo a decirlo. Mud es un film excepcional, muy completo y complejo. Tal vez este sea su mayor defecto (si no contamos lo desaprovechado que está Michael Shannon), pues obliga al espectador a prestar atención a todas las sutiles miradas, a todos los elocuentes silencios que hay en el relato. No es una película intimista, sino emotiva. No busca remover la conciencia del espectador, sino sus recuerdos. Es, en definitiva, una historia de madurez, de evolución humana. Una historia universal en la que poco importa la edad que se tenga, pues antes o después es necesario dejar ese idealismo romántico y utópico para aterrizar en el mundo real.

Nota: 8,5/10

Michael Bay y los superhéroes lideran unos estrenos muy variados


Estrenos 30agosto2013Llegamos al último fin de semana del mes de agosto, y lo hacemos a lo grande, al menos en lo que a estrenos se refiere. Si durante la mayor parte de este verano cinematográfico hemos asistido a estrenos que se podían contar con los dedos de una mano, hoy viernes 30 de agosto se caracteriza por todo lo contrario. Hasta 9 películas nuevas, y muchas de ellas buscando hacerse con el primer puesto en la taquilla. Desde luego, variedad y atractivo no faltan: acción, comedia romántica, documentales, animación, drama. Comencemos con el repaso a las propuestas.

Y no podemos hacerlo con otra película que no sea Dolor y dinero, lo nuevo de Michael Bay (Bad Boys) que supone un respiro en su dedicación casi en exclusiva a la saga Transformers, de la que ahora mismo rueda la cuarta entrega. A medio camino entre el thriller y la comedia dramática, la película se basa en la historia real de un trío de culturistas que planean secuestrar, robar y matar a un adinerado empresario de Florida. Sin embargo, el plan no sale como ellos esperan, y el hombre sobrevive, recuperándose en secreto y contratando a un detective privado para encontrarles y planear su venganza. Acción y humor al más puro estilo Bay que ya con su avance promete emociones. El trío protagonista está interpretado por Mark Wahlberg (Ted), Dwayne Johnson (G.I. Joe: La venganza) y Anthony Mackie (Abraham Lincoln: Cazador de vampiros), a los que acompañan Tony Shalhoub (serie Monk), Ed Harris (Al borde del abismo), Rob Corddry (Memorias de un zombie adolescente), Bar Paly (Hyenas), Rebel Wilson (Dando la nota) y Ken Jeong (R3sacón).

Otro de los títulos que prometen acción y humor a raudales es Kick-Ass 2: Con un par, secuela del film de 2010 y al mismo tiempo adaptación de la también continuación del cómic. En esta ocasión la trama retoma las vidas de Kick-Ass y Hit Girl, los dos jóvenes disfrazados de superhéroes que se han visto obligados a colgar las mallas. Sin embargo, y con la llegada de la graduación en el instituto, deciden crear el primer grupo de superhéroes debido a la proliferación de los justicieros enmascarados. Sin embargo, su archienemigo, el Hijop**a (antes Bruma Roja) también está moviendo ficha para vengarse por la muerte de su padre. Escrita y dirigida por Jeff Wadlow (Cry Wolf), quien sustituye a Matthew Vaughn, la película vuelve a contar con Aaron Taylor-Johnson (Salvajes), Chloë Grace Moretz (Sombras tenebrosas) y Christopher Mintz-Plasse (Noche de miedo) como principales protagonistas, a los que se suman Jim Carrey (Di que sí), Morris Chestnut (Por la cara), Clark Duke (Mil palabras), John Leguizamo (La cazarrecompensas) y Augustus Prew (Siempre a mi lado).

También llega a los cines de toda España la primera entrega de la que se espera sea heredera de la saga Crepúsculo, triunfando así donde muchas otras ya han fracasado. Cazadores de Sombras: Ciudad de hueso es el título de esta historia basada en la saga de novelas creadas por Cassandra Clare y que narran el vuelco que da la vida de una joven adolescente cuando descubre que es la descendiente de una línea de los Cazadores de Sombras, un grupo de jóvenes guerreros que lucha contra demonios, vampiros, brujos, hombres lobo y toda criatura que uno se pueda imaginar para salvaguardar el mundo de los mundanos (así se conoce al resto de la población). Harald Zwart (The karate kid) es el encargado de poner en imágenes la novela, mientras que Lily Collins (Un invierno en la playa), Jamie Campbell Bower (serie Camelot), Jonathan Rhys Meyers (serie Los Tudor), Jared Harris (Encerrada), Lena Headey (The Purge: La noche de las bestias), Kevin Zegers (El rescate), Jemima West (Linhas de Wellington) y Kevin Durand (Acero puro) dan vida a los personajes.

La propuesta animada de esta semana es Epic: El mundo secreto, producida por Blue Sky y dirigida por Chris Wedge (Ice Age. La edad de hielo). La película retoma el clásico argumento de la vida que el ser humano no puede ver en los bosques, en esta ocasión narrando la aventura de una joven cuyo tamaño es reducido por accidente, descubriendo así todo un mundo desconocido en el que se libra una lucha entre el bien y el mal, entre la naturaleza y su destrucción. Acción, aventura y diversión en esta propuesta que podrá verse en 3D y que cuenta con las voces de Amanda Seyfried (Los miserables), Josh Hutcherson (Los juegos del hambre), Blake Anderson (serie Workaholics), Aziz Ansari (Dime con cuántos), Colin Farrell (La venganza del hombre muerto), Jason Sudeikis (En campaña todo vale) y Christoph Waltz (Django desencadenado), a los que habría que añadir cantantes como Pitbull, Steven Tyler y Beyoncé Knowles.

Diametralmente opuesta es la historia de Mud, nuevo drama escrito y dirigido por Jeff Nichols (Take Shelter). La historia sigue a dos adolescentes que descubren a un misterioso hombre en una isla en medio del Mississipi. A pesar de sus recelos, sienten curiosidad por un hombre que les desconcierta y del que no logran discernir lo verdadero de lo falso. Como por ejemplo, si es verdad que ha matado a un hombre, o que le persigue la justicia y los cazarrecompensas. La llegada al pueblo de una misteriosa joven generará más confusión a la situación. Matthew McConaughey (El chico del periódico), Reese Witherspoon (Esto es la guerra), Tye Sheridan (El árbol de la vida), Jacob Lofland, Sam Shepard (Mátalos suavemente), Sarah Paulson (Martha Marcy May Marlene) y Michael Shannon (El hombre de acero) son sus protagonistas.

Del 2011 es la comedia que a continuación abordamos. Se trata de Un pedacito de cielo, lo nuevo de Kate Hudson (Guerra de novias). El argumento gira en torno a una joven y prometedora publicista cuya vida está dedicada casi en exclusiva al trabajo, dejando siempre a un lado las relaciones sentimentales. Todo cambia cuando su médico le diagnostica una grave enfermedad que le hará comprender que el amor en su vida es más importante de lo que ella pudiera creer. Dirigida por Nicole Kassell (El leñador), junto a Hudson encontramos en esta cinta a medio camino entre el romance, la comedia y el drama a Gael García Bernal (También la lluvia), Kathy Bates (Revolutionary Road), Whoopi Goldberg (Ghost), Lucy Punch (Conocerás al hombre de tus sueños), Rosemarie DeWitt (The company men) y Peter Dinklage (serie Juego de Tronos).

Dejando los films que provienen de Estados Unidos es imprescindible hablar de Paraíso: Esperanza, tercera entrega de la trilogía dirigida por Ulrich Seidl (Models) que supone el broche final al estreno de las anteriores partes en semanas previas. En esta ocasión, la acción nos traslada a un campamento exclusivamente para chicas jóvenes con sobrepeso. La protagonista, hija de la mujer que viajaba a Kenia en Paraíso: Amor (2012) y sobrina de la que evangelizaba en Paraíso: Fe (2012), descubrirá allí el primer amor, aunque de forma muy distinta a como habría imaginado. Mientras ella se enamora del médico, que es 40 años mayor, el hombre debe luchar contra la culpabilidad de ese amor. Melanie Lenz, Verena Lehbauer, Joseph Lorenz (Anfang 80), Michael Thomas (Across the Mile) y Viviane Bartsch (Todespolka) son los actores que intervienen.

Pasando al género documental, dos son los títulos que llegan, ambos a tener en cuenta por motivos muy distintos. El primero es The act of killing, un exitoso e impactante documental acerca de la matanza que se produjo en Indonesia cuando el gobierno fue derrocado por el ejército en 1965. Dirigido por tres directores (Joshua Oppenheimer, Christine Cynn y un tercero anónimo), la historia narra aquellos acontecimiento a través de los recuerdos de Anwar y sus amigos, ascendidos a jefes de escuadrones de la muerte. Sin embargo, lo hace de una forma especial. Sus protagonistas escenifican una especie de ficción en la que, a través de historias del western, de gángsters, etc., recrean aquellos hechos, interpretándose tanto a ellos mismos como a sus víctimas, convirtiendo el viaje al pasado en una auténtica pesadilla grotesca y macabra, y hablando de ello con total naturalidad e impunidad.

El otro es One Direction: This is us, documental musical y en 3D que narra los orígenes de una de las boys band más importantes de la actualidad surgida a raíz del programa ‘Factor X’ en Inglaterra. A través de declaraciones de los cinco jóvenes, confesiones de sus familiares y giras por todo el mundo los fans podrán saber algo más de sus ídolos en esta película dirigida por Morgan Spurlock (Super Size Me).

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: