‘Lejos del mundanal ruido’: la belleza de aprender a conocerse


Carey Mulligan y Matthias Schoenaerts, en un momento de 'Lejos del mundanal ruido'.Si algo define el cine de Thomas Vinterberg (Submarino) es la naturalidad y sencillez con la que narra unas historias notablemente profundas que incitan a la reflexión social del espectador. Su último trabajo, una nueva adaptación de una novela de Thomas Hardy, mantiene esa pasión por tramas aparentemente tópicas y predecibles que esconden, no obstante, un análisis del ser humano a través de sus personajes y la forma con la que afrontan el mundo. Y lo hace, además, con una fórmula formal algo tosca pero indudablemente bella, más o menos como el mundo rural en el que se enmarca el film.

Porque si hay algo que puede resultar difícil de comprender es el desarrollo temporal de Lejos del mundanal ruido. La historia, aunque al principio pueda parecer lo contrario, se desarrolla a lo largo de varios meses en los que apenas cambian los personajes o el entorno físico. Si bien al comienzo puede generar algo de confusión, el recurso narrativo se revela necesario en su tercio final, cuando los acontecimientos se precipitan, sobre todo en lo relativo a los tres pretendientes de una Carey Mulligan (An education) espléndida. El resto de los componentes dramáticos del guión logran encontrar un equilibrio atractivo entre la previsibilidad y la incertidumbre, permitiendo al espectador disfrutar con la evolución de unos personajes cuyo final se conoce de antemano.

En este sentido, por tanto, lo más interesante de la cinta no es su desenlace, sino el viaje que realizan los personajes, sobre todo la protagonista. A pesar de estar rodeada por un elenco masculino a la altura, el verdadero peso de la trama recae sobre los hombros de Mulligan, no solo por ser el objeto de deseo de tres caballeros de distinta clase social y cataduras morales, sino porque es ella la única que evoluciona con claridad, pasando de una joven independiente y dispuesta a demostrar que sola puede conseguir lo que desee a una mujer capaz de aprender de sus errores y afrontar sus verdaderos sentimientos, incluso cuando eso suponga una contradicción interna. Y tal vez este sea, junto al previsible desarrollo de la historia, uno de los puntos débiles más importantes. El hecho de que los protagonistas masculinos no avancen al mismo ritmo (lo que no quiere decir que no evolucionen) hace que la cinta quede desnivelada en este campo.

Al final, Lejos del mundanal ruido se podría definir como un film hermoso en su forma y en su contenido. Una historia complaciente que no pide al espectador más que la reflexión sobre los deseos del ser humano y cómo cambian con los años hasta definirnos como individuos. Puede que no tenga grandes giros dramáticos, impactantes revelaciones o un final inesperado. De hecho, tampoco parece que lo persiga. Más bien, lo que trata es de contar una historia sencilla, íntima y mundana. Y en manos de Vinterberg está muy bien contada, lo cual ya es de por sí un motivo para disfrutarla.

Nota: 6,5/10

El parque de dinosaurios reabre sus puertas 22 años después


Estrenos 12junio2015Hace 65 millones de años los dinosaurios dominaban la Tierra. Y hace 22 años dominaron la taquilla. Hoy viernes, 12 de junio, vuelven a la actualidad cinematográfica con el estreno de su nueva entrega que promete acción, diversión y algún que otro susto, todo en un intento de repetir el éxito de aquella primera Parque Jurásico (1993). Pero no llega solo. Varias son las novedades que aterrizan hoy en la cartelera, con orígenes muy diversos y centradas sobre todo en la comedia y el drama.

Pero comencemos por Jurassic World, cuarta entrega de la saga que en esta ocasión dirige Colin Trevorrow (Seguridad no garantizada) y cuyo argumento transcurre varios años después de los incidentes del primer film. Ahora el parque está a pleno rendimiento, cada año reciben millones de visitantes y se ha conseguido no solo controlar a las especies, sino crear otras nuevas con las que entretener y sorprender a los visitantes. El último reto es diseñar genéticamente a un dinosaurio totalmente nuevo que sea la gran atracción del parque durante los próximos años. Pero la criatura creada pronto escapa al control de los cuidadores, por lo que el parque y sus visitantes volverán a estar en peligro. El reparto está encabezado por Chris Pratt (Guardianes de la galaxia), Bryce Dallas Howard (Criadas y señoras), Ty Simpkins (Insidious), Irrfan Khan (La vida de Pi), Nick Robinson (The kings of summer), Vincent D’Onofrio (Una noche para sobrevivir), Jake Johnson (Vamos de polis) y Omar Sy (X-Men: Días del futuro pasado).

El otro estreno relevante que procede de Estados Unidos es Dale duro, nuevo vehículo cómico para Will Ferrell (La Lego película) que en esta ocasión dirige el guionista Etan Cohen (Men in Black III) en la que es su primera película tras las cámaras. La trama arranca cuando un millonario es condenado a entrar en prisión por fraude. Decidido a sobrevivir en un entorno tan difícil, pedirá ayuda a un experto para que le prepare a fondo para su nueva vida. Junto a Ferrell encontramos a Kevin Hart (El gurú de las bodas), Alison Brie (serie Mad men), Craig T. Nelson (The company men), T.I. (serie Boss) y Edwina Findley Dickerson (serie Treme).

También desde Norteamérica, aunque en colaboración de Reino Unido, nos llega Lejos del mundanal ruido, nueva adaptación de la novela escrita por Thomas Hardy cuya historia, ambientada en la Inglaterra victoriana, comienza cuando una joven orgullosa, independiente y muy bella hereda la granja de su tío. Casi al mismo tiempo tres pretendientes muy diferentes entre ellos se disputarán su mano. Thomas Vinterberg (La caza) dirige este drama con toques románticos protagonizado por Carey Mulligan (El gran Gatsby), Matthias Schoenaerts (Suite francesa), Michael Sheen (serie Masters of sex), Tom Sturrridge (En la carretera), Juno Temple (Maléfica), Bradley Hall (Spider) y Jessica Barden (Mindscape).

Entramos ahora en los estrenos europeos, y entre quizá el más internacional sea Viaje a Sils Maria, coproducida entre Francia, Suiza, Alemania, Bélgica y Estados Unidos. Escrita y dirigida por Olivier Assayas (Las horas del verano), la trama gira en torno a una veterana actriz cuya vida parece encaminarla hacia el retiro laboral. Mientras repasa sus éxitos y su época de mayor esplendor una joven y prometedora actriz pretende comenzar su carrera precisamente con el papel que lanzó a la fama a la estrella en decadencia, algo que provocará la envidia en la mujer. El reparto tiene como principales atractivos a Juliette Binoche (Godzilla), Kristen Stewart (Blancanieves y la leyenda del cazador), Chloë Grace Moretz (Carrie), Lars Eidinger (Hell), Johnny Flynn (Song one) y Angela Winkler (Ferien).

España está representada por Hablar, comedia dramática dirigida por Joaquín Oristrell (Dieta mediterránea) que, en plano único y en continuidad, aborda 75 minutos de la vida de varios personajes en el madrileño barrio de Lavapiés. Una hora y cuarto en el que los protagonistas, en plena crisis económica, política y existencial, hablan, discuten, gritan, ríen, lloran, susurran, roban y, en definitiva, proponen al espectador una visión muy particular de la realidad. Sergio Peris-Mencheta (El Capitán Trueno y el Santo Grial), Estefanía de los Santos (Carmina y amén), María Botto (Tres bodas de más), Raúl Arévalo (La isla mínima), Marta Etura (Los últimos días), Juan Diego Botto (Ismael), Miguel Ángel Muñoz (Al final todos mueren), Goya Toledo (Maktub) y Secun de la Rosa (Lobos de Arga) son algunos de los protagonistas de esta cinta coral.

Concebida originalmente como una serie de televisión en 2014, El pequeño Quinquin es una comedia que combina misterio y crimen escrita y dirigida por Bruno Dumont (Camille Claudel 1915). Su trama se centra en el personaje que da nombre a la producción, líder de una banda de delincuentes que aterroriza a un pequeño pueblo con sus horribles crímenes. La cinta, cuya duración total es de más de tres horas, tiene un desconocido reparto encabezado por Alane Delhaye, Lucy Caron, Bernard Pruvost, Philippe Jore y Philippe Peuvion.

Del 2013 es la suiza Cherry Pie, ópera prima de Lorenz Merz que narra el viaje que hace una joven en un intento de huir de sí misma. A lo largo de su recorrido por carreteras, gasolineras y estaciones de servicio la cámara sigue a la protagonista en un proceso interior en el que casi no hay diálogos. A pesar de que varios actores hacen acto de presencia a lo largo del argumento, la principal protagonista es Lolita Chammah (Memory Lane).

Y del mismo año es Los Andersson: Road Movie, comedia sueca que vuelve a tener como protagonista a esta familia cuyas aventuras en esta ocasión les llevarán al sur de Francia en busca del autor de un cuadro que adquirieron hace años y que, según las últimas tasaciones, tiene un valor de 900.000 coronas. El problema es que no está firmado, por lo que encontrar al artista es el único impedimento para que puedan ser ricos. Dirigida por Hannes Holm (Los Andersson en Grecia), la cinta cuenta con William Ringström, Morgan Alling (Arn: El caballero templario), Anja Lundkvist (Offside) y Julius Jimenez Hugoson como actores principales.

Por último, Los insólitos peces gato es una coproducción entre Francia y México realizada en 2013 escrita y dirigida por Claudia Sainte-Luce, quien debuta así en el largometraje. La historia comienza cuando una joven solitaria que trabaja como cajera es ingresada en el hospital por apendicitis. Durante su estancia conocerá a una madre de cuatro hijos ingresada por su frágil estado de salud. La fortaleza de la mujer y el equilibrio que establece con los miembros de su familia crea en la joven una admiración que la llevará a implicarse y a establecer estrechos vínculos con ellos, sobre todo cuando la salud de la madre empeore. Drama y comedia se mezclan en esta cinta protagonizada por Lisa Owen (Divina confusión), Ximena Ayala (Diente por diente), Sonia Franco (Generación Spielberg), Wendy Guillén y Andrea Baeza (El eco del miedo).

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: