Una semana de estrenos sin Hollywood y con muchos títulos


Hacía mucho tiempo que no se producía la situación que este viernes, 13 de marzo, llega a la cartelera española. Y es que, de los estrenos que llegan hoy a las salas de cine, ninguno de ellos procede de Hollywood, siendo la mayoría de Europa, Asia  y diferentes países del continente americano. Una buena oportunidad para que los aficionados al cine puedan echar la mirada a las novedades que llegan de todo el mundo.

La primera de esas novedades es La canción de los nombres olvidados, drama que adapta la novela homónima de Norman Lebrecht cuya trama transcurre en diferentes épocas. La historia arranca cuando un niño de nueve años se encariña de su hermano recién adoptado, judío de nacimiento y un prodigio del violón, en el inicio de la II Guerra Mundial. Años después, cuando va a dar su primer concierto, el joven desaparece sin dejar rastro, provocando la ruina de su familia. Décadas después un joven violinista mostrará al hermano una filigrana estilística que solo puede haber aprendido de ese joven prodigio del que no volvió a saber. François Girard (El coro) dirige esta propuesta protagonizada por Tim Roth (Un robo inesperado), Clive Owen (Valerian y la ciudad de los mil planetas), Catherine McCormack (Promesa al amanecer), Jonah Hauer-King (De la vieja escuela), Gerran Howell (Reina y patria) y Richard Bremmer (Golondrinas y amazonas).

Muy diferente es First Love, thriller de acción con toques románticos y de comedia que supone el regreso de Takashi Miike (La espada del inmortal) como director. El film tiene como protagonista a un boxeador en horas bajas que encuentra al gran amor de su vida en una prostituta adicta a la droga que, sin embargo, sigue manteniendo su inocencia. Pero la chica se encuentra inmersa en una compleja trama relacionada con el tráfico de droga que la convierte en objetivo de la yakuza, policías corruptos y asesinos. El reparto de este film de 2019 con capital japonés y británico está encabezado por Becky (Makoto), Sakurako Konishi (Mio on the shore), Masataka Kubota (Tokyo ghoul), Mami Fujioka, Takahiro Miura (Shiori) y Jun Murakami (Koko wa taikutsu mukae ni kite).

También es de 2019 Fahim, comedia dramática biográfica con capital francés basada en el libro de Sophie Le Callennec, Fahim Mohammad y Xavier Parmentier y cuyo argumento sigue a un joven que, junto a su familia, se ve obligado a huir de Bangladesh y buscar refugio en París. Pero el recibimiento por parte de las instituciones no es el esperado, y viven con la amenaza de ser expulsados en cualquier momento. El don para el ajedrez del chico le llevará a conocer a uno de los mejores entrenadores de Francia, con el que entablará una amistad. La única oportunidad para evitar ser expulsado junto con el resto de su familia será ganar el Campeonato de Francia de ajedrez. Pierre François Martin-Laval (Cariño, yo soy tú) escribe y dirige esta adaptación en la que también se reserva un papel, y que tiene como actores principales a Gérard Depardieu (Enamorado de mi mujer), Isabelle Nanty (Les Tuche 3), Assad Ahmed y Didier Flamand (Eva).

Con más retraso se estrena Todo pasa en Tel Aviv, comedia dramática con tintes románticos de 2018 que cuenta con capital procedente de Luxemburgo, Bélgica, Israel y Francia. Dirigida por Sameh Zoabi (Under the same sun), la cinta narra la historia de un buscavidas palestino que vive en Jerusalén y trabaja en el set de una famosa telenovela palestina. Para poder acceder a los estudios de televisión debe pasar un estricto control israelí, a cargo del cual se encuentra un comandante cuya mujer es fan de la telenovela. Para impresionar a su mujer, éste decide involucrarse en la escritura de guión, algo que para el palestino será la oportunidad de su vida. Kais Nashif (Happiness wrapped in a blanket), Luana Azabal (Sofía), Yaniv Biton (serie HaYehudim Baim), Maisa Abd Elhadi (3000 Layla) y Nadim Sawalha (Occidente es occidente) encabezan el reparto.

De Canadá proceden las dos siguientes novedades. Y llovieron pájaros es el título de la adaptación de la novela homónima escrita por Jocelyne Saucier. La trama está protagonizada por tres ancianos que deciden retirarse del mundo y vivir en los bosques del país norteamericano. Pero cuando se produce un gran incendio en esa región, una joven fotógrafa les localiza tratando de encontrar a un tal Boychuck. Ella será la primera de una serie de personas que parecen buscar al misterioso personaje, lo que llevará a los ancianos a tratar de comprender qué se oculta tras ese nombre. Louise Archambault (Gabrielle) dirige este drama de 2019 que también adapta a la gran pantalla, y entre cuyos actores principales encontramos a Kenneth Welsh (El abuelo espía), Andrée Lachapelle (Route 132), Gilbert Sicotte (Paul à Québec) y Rémy Girard (Votez Bougon).

Del mismo año es Antología de un pueblo fantasma, drama de corte fantástico que arranca cuando un hombre fallece en un accidente de coche en un remoto pueblo de Quebec. Los habitantes de la localidad, sorprendidos por lo ocurrido, tratan de obviar el incidente y deciden no hablar de ello. Pero no todos lo consiguen: una familia queda desgarrada, el alcalde queda afectado psicológicamente, un grupo de aldeanos no sabe cómo seguir adelante,… Pero mientras tratan de olvidar, un grupo de personas desconocidas comienza a llegar al pueblo, y tras ellos una espesa niebla. Inspirada en la novela de Laurence Olivier, la película está escrita y dirigida por Denis Côté (Boris sin Béatrice), y protagonizada por Robert Naylor (1:54), Josée Deschênes (La petite reine), Rémi Goulet (Junior Majeur), Diane Lavallée (De père en flic 2) y Hubert Proulx (Déserts).

En lo que a animación se refiere, Las vidas de Marona es una coproducción de 2019 con capital francés, rumano y belga cuya historia tiene como protagonista a una perrita que realiza un recorrido por sus recuerdos y los distintos dueños que ha tenido. Anca Damian (Crulic, camino al más allá) es el director de este drama familiar que cuenta con las voces, entre otros, de Lizzie Brocheré (Vaurien), Bruno Salomone (Tamara Vol. 2), Thierry Hancisse (Vent du nord), Nathalie Boutefeu (Le dos rouge) y Shirelle Mai-Yvart (Alibi.com, agencia de engaños).

De Noruega nos llega Klara y el ladrón de manzanas, aventura de animación realizada en 2018 que narra la vida de una joven vaca que vive en la ciudad con su madre y sueña con ser estrella de la música. Su vida cambia cuando recibe una carta de su padre, quien le pide ayuda en el campo para salvar su granja y descubrir quién se come sus manzanas. Un viaje que permitirá a la joven vaca comprender que hay muchas formas de convertirse en una estrella. Dirigida por Lise I. Osvoll (Elias og jakten på havets gull), la cinta cuenta con las voces de Charlotte Reynard (Last laugh), Henriette Faye-Schjøll (El bosque de Haquivaqui), Marit Andreassen (Andreaskorset), Oda Osvoll Avatsmark, Julie-Ann Dean (serie Sunny day) y Mats Eldøen (Beatles).

Terminamos con dos documentales. La familia Samuni, dirigida en 2018 por Stefano Savona (Tahrir) y con capital franco italiano. La cinta sigue la vida de la familia del título en la periferia rural de la ciudad de Gaza. Allí se disponen a celebrar una boda, la primera desde la última guerra, mientras reconstruyen su barrio. Pero lo más difícil para ellos será reconstruir la memoria después de los trágicos sucesos que han cambiado sus vidas para siempre, y en los que han perdido familiares, hogares y su modo de vida.

Por último, Las letras de Jordi es el título de la producción española dirigida por Maider Fernández Iriarte, quien aborda la historia de un hombre de 51 años que nació con parálisis cerebral que se comunica usando una tabla. A través de ella cuenta cómo sintió a Dios hablándole por primera vez a los 21 años. Hoy, viviendo en una residencia, ya no siente a Dios, y todos los años realiza un viaje de peregrinaje al Santuario de Lourdes en busca de esa conexión.

Johnny English regresa para investigar ‘El escándalo Ted Kennedy’


Tras la tormenta llega la calma. Dicho de otro modo, después de un fin de semana con estrenos llamados a atraer la atención del gran público, este viernes 21 de septiembre las novedades presentan un perfil algo menos comercial en la mayoría de los casos, pero no por ello menos atractivo. Drama, intriga y comedia, los principales géneros.

Sin duda el film más interesante es El escándalo Ted Kennedy, drama basado en hechos reales con toques de suspense dirigido por John Curran (El viaje de tu vida) que, como indica su título, aborda la figura de Ted Kennedy, hermano de Robert y JFK. En concreto, esta trama producida por Estados Unidos y Suecia aborda los hechos ocurridos en 1969, cuando el senador tiene un accidente después de salir de una fiesta, cayendo con su coche, en el que viajaba una antigua secretaria de Robert, a un lago. Solo el hombre sale del agua, pero no avisa del incidente hasta horas después. Cuando el cuerpo de la mujer es encontrado sin vida, la maquinaria política se pone en marcha para proteger su carrera política. El reparto está encabezado por Jason Clarke (Everest), Kate Mara (Morgan), Ed Helms (Vacaciones), Bruce Dern (Los odiosos ocho), Jim Gaffigan (The bleeder), Taylor Nichols (40 nights) y Clancy Brown (¡Ave, César!).

Comedia y acción se dan cita en Johnny English: De nuevo en acción, cinta con capital norteamericano, inglés y francés que supone la tercera entrega de la saga. En esta ocasión el agente secreto con menos habilidades del Servicio Secreto británico se verá obligado a volver de su retiro cuando un ataque cibernético desvele la identidad de todos los espías de Reino Unido. Su misión: encontrar al cerebro criminal detrás del ataque, aunque no será sencillo teniendo en cuenta su poca afinidad con las nuevas tecnologías. David Kerr, director de numerosas series, debuta en la gran pantalla con esta historia que vuelve a contar con Rowan Atkinson (Ratas a la carrera) como protagonista, al que acompañan Olga Kurylenko (Un día perfecto), Jake Lacy (Proyecto Rampage), Ben Miller (Paddington 2), Miranda Hennessy (serie Give out girls) y Emma Thompson (La bella y la bestia).

Puramente estadounidense es The rider, drama ambientado en el mundo del western que narra la historia real de una estrella del rodeo a la que un accidente incapacita para volver a montar. Frustrado y ansioso por volver a hacer lo único que no puede, emprende un viaje por el corazón de América para descubrirse a sí mismo y lo que significa ser un hombre en su mundo. Escrita y dirigida por Chloé Zhao (Songs my brothers taught me), la película cuenta en su reparto con Brady Jandreau, Tim Jandreau, Lilly Jandreau y Cat Clifford.

Entre los estrenos exclusivamente europeos destaca la comedia dramática Enamorado de mi mujer, cinta francesa cuyo punto de partida es el encuentro de dos amigos después de mucho tiempo. Uno de ellos invita al otro a cenar en su casa, pero cuando el invitado llega con su nueva novia, mucho más joven que él, el anfitrión comienza a fantasear con tener una aventura con ella, despertando las sospechas de su mujer. Daniel Auteil (Fanny) se pone tras las cámaras y se reserva el papel protagonista en esta historia que también cuenta con Gérard Depardieu (Sólo se vive una vez), Sandrine Kiberlain (Cuando tienes 17 años) y Adriana Ugarte (Julieta).

La cinta más internacional de la semana es El Capitán, escrita y dirigida por Robert Schwentke (La serie Divergente: Leal). Este drama histórico ambientado en la II Guerra Mundial arranca cuando un soldado raso del ejército nazi, hambriento y desesperado, encuentra un uniforme de capitán y decide cambiar su identidad. A partir de ese momento, y actuando como un alto rango en una misión secreta, inicia un viaje por los placeres de su nueva vida, pero también por los infiernos que desata, actuando con completa impunidad sembrando el horror y la barbarie. Con capital alemán, polaco, portugués y francés, esta cinta de 2017 está protagonizada por Max Hubacher (Driften), Milan Peschel (Desaster), Frederick Lau (Un mensaje para ti), Bernd Hölscher, Waldemar Kobus (La casa de la esperanza) y Alexander Fehling (La conspiración del silencio).

Francia y Bélgica colaboran en Madame Hyde, film cuyo argumento arranca cuando una profesora que es despreciada tanto por sus compañeros de trabajo como por sus alumnos es alcanzada por un rayo durante una noche de tormenta, perdiendo el conocimiento. Al volver en sí se siente completamente cambiada, pero deberá comenzar entonces una lucha por controlar la poderosa y amenazadora personalidad que parece habitar en ella. Escrito y dirigido por Serge Bozon (Tip Top), este drama tiene como principal protagonista a Isabelle Huppert (Elle), completándose el reparto principal con Romain Duris (Alto el fuego), José Garcia (Asalto en París), Edda Senani, Guillaume Verdier (Grand Central) y Patricia Barzyk (Le deal).

Puramente francesa es La aparición, drama de corte religioso que tiene como protagonista a un periodista que un día recibe una llamada del Vaticano. Según le explican, una joven de 18 años asegura que la Virgen María se le ha aparecido en una pequeña ciudad en el sureste de Francia. La noticia se ha extendido rápidamente y miles de peregrinos acuden al lugar de los hechos, de ahí que el Vaticano organice una comisión de investigación de la que formará parte este periodista que nada tiene que ver con la religión. Dirigido por Xavier Giannoli (Superstar), el film cuenta en su reparto con Vincent Lindon (La ley del mercado), Galatéa Bellugi (Reparar a los vivos), Patrick D’Assumçao (Nos patriotes), Anatole Taubman (Bye bye Germany) y Elina Löwensohn (Vénus noire), entre otros.

Respecto a la producción española, solo un representante. Matar a Dios es una comedia escrita y dirigida a cuatro manos por Caye Casas y Albert Pintó, ambos debutantes en el largometraje después de una carrera en el corto. La trama se desarrolla en una cabaña en el bosque donde una familia de cuatro miembros celebra el fin de año. Todo parece ir bien hasta que un vagabundo enano llama a su puerta. Asegura ser Dios y amenaza con exterminar a toda la raza humana al día siguiente. La familia ha sido elegida para escoger a dos personas que sobrevivirán, por lo que estos cuatro personajes lucharán por salvarse. Itziar Castro (La sexta alumna), Eduardo Antuña (Torrente 4), Boris Ruiz (Mil coses que faria per tu), David Pareja (Searching for Meritxell) y Emilio Gavira (Blancanieves) son los protagonistas.

Los estrenos europeos se completan con Los Cinco y el valle de los dinosaurios, nueva entrega de la saga familiar que vuelve a dirigir Mike Marzuk (Sommer) y cuya trama comienza cuando los cinco amigos protagonistas se encuentran con un extraño joven que asegura que su padre ha descubierto un esqueleto de dinosaurio completamente intacto, pero le han robado el código que revela la ubicación del legendario Valle de los Dinosaurios. El plantel de actores está encabezado por Marinus Hohmann (Bienvenidos a Alemania), Ron Antony Renzenbrink, Amelie Lammers, Allegra Tinnefeld y Jacob Matschenz (Cita a ciegas con la vida).

Terminamos este repaso con la cinta de animación Ana y Bruno, producción mexicana de 2017 que adapta la novela de Daniel Emil cuyo argumento se inicia cuando una niña de 9 años y su madre encuentran un lugar apartado en una playa desde el que disfrutar del mar y la tranquilidad. Sin embargo, una amenaza se cierne sobre ellas, y el único modo de sobrevivir es que la pequeña huya en busca de su padre, atravesando obstáculos y superando miedos para sobrevivir. Carlos Carrera (De la infancia) es el encargado de poner en imágenes la historia, mientras que Galia Mayer, Damián Alcázar (Las Aparicio), Marina de Tavira (Espacio interior), Héctor Bonilla (7:19), Silverio Palacios (El hotel) y Mauricio Isaac (Apasionado Pancho Villa) ponen las principales voces.

Thriller, terror, comedia y drama protagonizan un largo fin de semana


Fin de semana largo para muchos españoles. La festividad del Día de la Hispanidad este jueves 12 de octubre va a permitir a muchos afortunados contar con más días de descanso que pueden traducirse en más días para acudir a las salas de cine. Es por eso que los estrenos se adelantan un día y se presentan con una oferta de lo más variada, tanto en géneros como en el público al que se dirigen. Thriller, terror, comedia y drama se dan cita en una semana dominada por adaptaciones y secuelas.

De hecho, el primero de los títulos adapta la novela de Jo Nesbø. Se trata de El muñeco de nieve, thriller policíaco con toques de terror que comienza cuando una joven desaparece con la primera nevada del invierno. La investigación de un detective le llevará a conectar el caso con una serie de crímenes sin resolver que parecen corresponder a un asesino en serie del que apenas se tienen pistas. Con la ayuda de una perspicaz agente el policía encajará todas las piezas para tratar de adelantarse al cruel asesino. Dirigida por Tomas Alfredson (El topo), esta cinta con capital norteamericano, sueco y británico está protagonizada por Michael Fassbender (Alien: Covenant), Rebecca Ferguson (Life), J.K. Simmons (El contable), Val Kilmer (Cinema Twain), James D’Arcy (Dunkerque), Chloë Sevigny (The dinner) y Charlotte Gainsbourg (Independence Day: Contraataque).

Terror en estado puro es lo que ofrece la estadounidense Annabelle: Creation, precuela del a su vez spin off de la saga ‘Expediente Warren’ que narra los orígenes de la malvada muñeca. En esta ocasión la historia se centra en un fabricante de muñecas y su mujer que perdieron trágicamente a su hija hace años. Cuando una monja y varias niñas procedentes de un orfanato clausurado se presentan ante su puerta, la pareja decide acogerlas, pero las niñas pronto pasarán a ser el objetivo de la muñeca Annabelle. David F. Sandberg (Nunca apagues la luz) se pone tras las cámaras para aterrorizar y dirigir a Stephanie Sigman (Spectre), Talitha Eliana Bateman (La quinta ola), Lulu Wilson (Líbranos del mal), Philippa Coulthard (After the dark) y Grace Fulton (Badland), entre otros.

Este fin de semana supone también el regreso de dos conocidos directores. Por un lado, Steven Soderberg (serie The knick) presenta La suerte de los Logan, comedia dramática con el crimen como telón de fondo cuya historia arranca cuando dos hermanos sin demasiadas luces tratan de perpetrar un atraco en plena carrera del Nascar en Carolina del Norte, para lo que buscarán un equipo de criminales de lo más variopinto. En el reparto destacan los nombres de Channing Tatum (Los odiosos ocho), Adam Driver (Silencio), Katherine Waterston (Steve Jobs), Daniel Craig (Skyfall), Sebastian Stan (Capitán América: Civil War), Seth MacFarlane (Mil maneras de morder el polvo), Katie Holmes (La dama de oro) y Hilary Swank (Deuda de honor).

Por otro, Marc Webb (The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro) regresa a la gran pantalla con Canción de Nueva York, intenso drama que sigue la vida de un joven graduado cuyo mundo da un vuelco cuando descubre que su padre tiene una amante. Indignado, trata por todos los medios de destruir esa relación, pero los acontecimientos se precipitan cuando termina por quitarle la amante. Kate Beckinsale (Underworld: Guerras de sangre), Jeff Bridges (Comanchería), Callum Turner (Assassin’s Creed), Kiersey Clemons (Malditos vecinos 2), Pierce Brosnan (serie The son), Cynthia Nixon (Retales de una vida) y Tate Donovan (Manchester frente al mar) encabezan el reparto.

La última de las producciones puramente estadounidenses es El castillo de cristal, drama biográfico que adapta el libro de Jeannette Walls, una exitosa periodista que oculta un importante secreto: durante su juventud vivió de forma nómada con una madre pintora y un padre alcohólico incapaces de responsabilizarse de sus hijos y que trataban de ocultar su pobreza dejando volar la imaginación de los pequeños. Destin Daniel Cretton (Las vidas de Grace) es el encargado de poner en imágenes esta historia protagonizada por Brie Larson (Kong: La isla calavera), Woody Harrelson (La guerra del planeta de los simios), Naomi Watts (Mientras seamos jóvenes), Max Greenfield (Reencuentro de amigos), Sarah Snook (La modista) y Ella Anderson (Es la jefa).

Estados Unidos, Canadá y Corea del Sur colaboran en Operación Cacahuete 2. Misión: Salvar el parque, continuación del film animado de 2014 que llegó el miércoles y que dirige Cal Brunker (Operación escape). Su trama arranca cuando un malvado alcalde planea demoler Liberty Park para construir un peligros parque de atracciones. Los animales del parque deberán plantar cara para defender su hogar. Entre las voces originales de esta cinta, que también puede verse en 3D, destacan las de Will Arnett (Ninja Turtles: Fuera de las sombras), Katherine Heigl (Hogar no tan dulce hogar), Maya Rudolph (Nuestro sitio), Bobby Cannavale (Ant-Man), Jackie Chan (Atrapa a un ladrón) y Peter Stormare (John Wick: Pacto de sangre).

El cine español está representado por Fe de etarras, cinta dirigida por Borja Cobeaga (Negociador) y cuyo estreno será a través de Netflix. La trama, ambientada en 2010, sigue a un particular comando formado por un veterano que necesita demostrar que no es un cobarde, una pareja cuya continuidad está ligada a la del comando, y un manchego que piensa que entrar en el equipo le hará sentir como Chuck Norris. Los cuatro se atrincheran en un piso franco a la espera de recibir la llamada que les permita pasar a la acción. Y mientras esperan, todo el país celebra que la selección española arrasa en el Mundial de Sudáfrica, para mayor frustración de estos curiosos etarras. El reparto está encabezado por Javier Cámara (La reina de España), Julián López (El tiempo de los monstruos), Gorka Otxoa (Los miércoles no existen), Miren Ibarguren (Una hora más en Canarias) y Tina Sáinz (2 francos, 40 pesetas).

Entre el resto de estrenos destaca Mal genio, producción con capital procedente de Francia y Myanmar que llega a la cartelera el viernes 13 y que, tomando como punto de partida la autobiografía de la actriz Anne Wiazemsky, narra el romance entre el director Jean-Luc Godard y la actriz durante el rodaje de la película La Chinoise (1967). Romance que terminaría con un divorcio 12 años después. Tras las cámaras está Michel Hazanavicius (The Artist), mientras que entre los principales actores destacan Louis Garrel (Mi amor), Stacy Martin (Taj Mahal), Bérénice Bejo (Felices sueños), Grégory Gadebois (Golpe de calor) y Micha Lescot (Maestro).

Argentina y España ponen el capital para la comedia de acción Sólo se vive una vez, ópera prima de Federico Cueva cuyo argumento arranca cuando un estafador entra en conflicto casi sin darse cuenta con un poderoso jefe mafioso. Perseguido por este clan familiar, deberá esconderse haciéndose pasar por un judío de una comunidad ortodoxa. Peter Lanzani (Hipersomnia), Gérard Depardieu (La Dream Team), Santiago Segura (Como reinas), Hugo Silva (Tenemos que hablar) y Carlos Areces (Cuerpo de élite) son algunos de los nombres que conforman el reparto.

Aunque posiblemente la cinta más internacional sea Una mujer fantástica, drama con capital chileno, estadounidense, alemán y español que gira en torno a la vida de una mujer transexual y cómo cambia su mundo cuando el hombre al que ama muere en sus brazos. Considerada como una aberración por la familia de su pareja, su condición de transexual será suficiente motivo para que la policía investigue las causas de la muerte y su posible implicación en ella. Sebastián Lelio (Gloria) dirige y colabora en el guión de esta cinta que se estrena el viernes 13 y en cuyo reparto encontramos a Daniela Vega (La visita), Francisco Reyes (Neruda), Luis Gnecco (Aquí no ha pasado nada), Aline Küppenheim (Allende en su laberinto) y Amparo Noguera (Desastres naturales).

Finalizamos el repaso a las novedades con Abrir puertas y ventanas, film de 2011 con producción argentina, suiza y de los Países Bajos que dirige Milagros Mumenthaler en el que es su debut en el largometraje de ficción. La trama, en clave dramática, se centra en tres hermanas que deben aprender a superar, cada una a su modo, la muerte de su abuela. El tiempo que pasan juntas está cargado de risas, discusiones, cariños y comentarios perversos, pero todo cambia cuando, un día, una de ellas desaparece. Entre los principales actores de esta cinta, que también adelantó su estreno al miércoles, destacan María Canale (Los del suelo), Martina Juncadella (Los santos sucios), Julián Tello (Todos mienten) y Ailín Salas (La mirada invisible).

‘Novecento’, la amistad como eje del conflicto social del siglo XX


Donald Sutherland, Gérard Depardieu y Robert De Niro protagonizan 'Novecento', de Bernardo Bertolucci.Hay películas que por sus propias características se convierten en clásicos casi desde el momento de su estreno. Y curiosamente, muchas de ellas suelen generar polémica o no son muy bien recibidas en su momento. Si tuviésemos la oportunidad de preguntarle a Stanley Kubrick (2001: Una odisea en el espacio) es más que probable que nos ofreciera una amplia reflexión al respecto. Volviendo al tema que nos ocupa, uno de esos films que adquieren casi de forma automática la categoría de indispensable es Novecento, obra de 1976 dirigida por Bernardo Bertolucci (Belleza robada) que narra, a través de la amistad de dos hombres desde su infancia, la turbulenta primera mitad del siglo XX en una Italia marcada por el fascismo, la revolución comunista y una sociedad clasista en la que los patrones y los trabajadores no podían entenderse. Una amistad que, en el fondo, se extrapola a todo un sistema social que, guste o no, es el único que parece funcionar.

Al menos eso es lo que viene a decir este largo film de más de cinco horas de duración en su versión íntegra. A través de la relación de amor/odio de los personajes de Robert De Niro (Malavita) y Gérard Depardieu (Germinal) el film reflexiona no solo sobre cómo se modifica con los años la forma de entender la amistad, sino sobre las ideologías y el sistema con el que la sociedad ha aprendido a articularse. Gracias a la mirada de estos dos hombres, cuya infancia transcurrió marcada por sus diferentes estatus, el espectador es capaz de apreciar los numerosos matices que enriquecen los roles y, por extensión, la trama. De Niro, heredero de un negocio del que nunca quiso hacerse cargo, se revela como un individuo incapaz por su propia indolencia de poner freno al auge fascista, que en la película cuenta con los rasgos de un Donald Sutherland (Orgullo y prejuicio) aterradoramente magistral. Depardieu, criado entre ideas revolucionarias, se convierte en un hombre cuyo deseo de no responder ante nadie le impide ver las diferencias entre su amigo patrón y el resto de terratenientes para los que ha trabajado.

Matices, por otro lado, que ayudan a llenar de simbolismo un final excepcional. Novecento, que comienza en el mismo momento en el que termina, es decir, con la caída del fascismo, posee tal vez una de las conclusiones más fieles a la realidad y, por otro lado, más crudas del cine. Frente al idealismo del comunismo que promueven los campesinos (liderados por Depardieu), el final de la II Guerra Mundial no trajo lo que ellos esperaban, sino más bien todo lo contrario. Frente a la muerte del patrón, los comités formados tras el final de la guerra decidieron que el patrón debía seguir existiendo. Y frente a la libertad que los trabajadores pensaban que iban a tener, el resultado es la continuación de una lucha por sus derechos. Estos aspectos quedan recogidos en una imagen tan sencilla como reveladora: ya ancianos, los personajes de De Niro y Depardieu siguen peleándose de la misma forma en que lo hacían de niños. Una lucha entre dos amigos condenados a estar en bandos distintos pero obligados a entenderse. Una lucha que, en el fondo, es imprescindible pero interminable.

Sin duda, la relación entre estos dos hombres es lo que marca todo el desarrollo dramático. Bertolucci, quien también participa en el guión, convierte a estos dos roles en los pilares narrativos a modo de reflejo social de un momento histórico que perfectamente puede extrapolarse a cualquier época. Por otro lado, la forma de abordar las relaciones de una y otra casa, diferenciadas por el nivel de riqueza (con todo lo que eso conlleva, claro está), se acerca de forma sutil a lo que Gabriel García Márquez hizo en Cien años de soledad. La narrativa transcurre a lo largo de tres generaciones marcadas en todo momento por la lucha de clases, por la locura y por los delirios. Si la relación entre los dos hombres protagonistas es la piedra angular del relato, las relaciones entre los representantes de las otras generaciones de Berlinghieri y Dalcó (la primera familia patrona de la segunda) no es menos relevante, pues sientan las bases para todo lo que luego desarrollarán estos dos personajes.

Violencia física y moral

No es casual que dos de los actores más relevantes del reparto, Burt Lancaster (De aquí a la eternidad) y Sterling Hayden (Atraco perfecto), den vida a los patriarcas con los que se inicia Novecento. Ambos, que vienen a ser una especie de versión envejecida y curtida por la época que les ha tocado vivir de los protagonistas, marcan ineludiblemente el destino del resto de personajes. Incluso recibiendo el mismo nombre, como es el caso de los personajes de Lancaster y De Niro. El conflicto entre ellos, también marcado por la amistad que genera el convivir con alguien durante años, es el mismo que heredan sus nietos, y es el mismo que, décadas más tarde, siguen librando unos ancianos, en el que es sin duda un guiño muy irónico y reflexivo.

Bertolucci rodó este film cuando todavía estaba candente la polémica suscitada con El último tango en París (1972), y lo cierto es que no ayudó a calmar los ánimos. Más allá de su duración o del carácter ambicioso del film (al fin y al cabo, recoge más de 40 años de desarrollo en los que se suceden todo tipo de acontecimientos), la película que aquí comentamos se caracteriza por un naturismo descarnado y sin complejos. En todos sus sentidos. Quienes busquen imágenes del metraje posiblemente se encuentren con una en la que De Niro y Depardieu están desnudos junto a una mujer. Es un buen ejemplo, pero decididamente no es el único. Es más, los desnudos se convierten en algo habitual y hasta normal en el film. No, lo realmente impactante es la forma de abordar el auge del fascismo a través del personaje de Sutherland, cuya transformación es simplemente sobrecogedora.

No digo con esto que sea inesperada, más bien al contrario. Desde el primer momento en que el actor aparece en pantalla su rostro, la maldad de su mirada y la forma de dirigirse a algunos personajes le confieren un aire desagradable que genera rechazo o, por lo menos, precaución. Pero a medida que su forma de pensar va ganando adeptos, a medida que su iniciativa fascista se convierte en algo sólido, su presencia en el film se vuelve mucho más tenebrosa, más macabra, sádica y psicópata. Escenas como la del gato al que mata o la del pequeño que ve algo que no debe son indescriptibles en su crueldad y en su sadismo. En cierto modo, su personaje representa la violencia de una época que se dejó llevar por una ideología que utilizaba los intereses de los poderosos como excusa para sembrar el terror entre sus enemigos. Una violencia que el director sabe captar en cada momento, llegando a impregnar todas las secuencias de un aire fatalista en el que personajes como el de De Niro se ven atrapados por su propia inacción, y en el que personajes como el de Depardieu se ven obligados a esconderse.

Es este aspecto, la sencillez y eficacia con la que Bertolucci capta la esencia de una época, lo que mejor define a Novecento. No es un film de visionado sencillo, al contrario, pero una vez visto se vuelve imprescindible. Es cierto que esta lucha constante entre los Berlinghieri y los Dalcó pierde ritmo narrativo en algunos momentos, principalmente antes de que el fascismo se haga con toda la atención de la trama, pero en ningún momento se vuelve tediosa o repetitiva. La labor de los actores, todos ellos soberbios, hace que este reflejo familiar de un conflicto social mucho mayor adquiera tintes universales. Al fin y al cabo, la amistad que se refleja en pantalla no es más que la amistad entre hombres, y los conflictos que surgen derivan de la necesidad de luchar por una libertad que, como simboliza la conclusión del film, solo termina cuando los implicados desaparecen.

Pistoletazo de salida para la época navideña con ‘La vida de Pi’


Tal vez sea un poco prematuro, pero parece que el invierno ha llegado a España. Y no solo por el temporal que azota a esta zona de Europa, sino por los estrenos que aterrizan en la cartelera hoy viernes, 29 de noviembre. Más allá de títulos de claro corte navideño y enfocados a toda la familia, empiezan a llegar ya obras con claro aroma a premios, sobre todo a los Oscars. En efecto, esta es la época en la que se estrenan más títulos que pugnan por hacerse con las estatuillas y que, en líneas generales, poseen una carga y un desarrollo dramático mucho mayor que las películas de la época estival. Y como inicio de temporada, mucha y muy variada es la oferta.

La propuesta más interesante es La vida de Pi, cinta de Ang Lee (Tigre y Dragón) cuyo trabajo visual deja completamente atónito al espectador, como ya se pudo comprobar con su trailer. La historia, que adapta la novela de Yann Martel, sigue a un muchacho que, durante un viaje en barco a Canadá para instalarse allí junto a sus padres y el zoo que poseen, sufre el azote de una tormenta que les hace naufragar. Tras lograr salvarse en un bote salvavidas, descubrirá que en la pequeña barca se han colado algunos animales, el más peligroso un tigre al que deberá amaestrar si quiere sobrevivir. Un drama emotivo y colorido que está protagonizado por Suraj Sharma, Irrfan Khan (The amazing Spider-man), Ayush Tandon, Gautam Belur, Adil Hussain (Agent Vinod), Tabu (El buen nombre) y Gérard Depardieu (Matrimonio de conveniencia).

Una de las películas navideñas del año será, sin lugar a dudas, El origen de los guardianes, una aventura familiar que da una vuelta de tuerca a personajes tan propios de la fantasía de esta época como Papá Noel, el Hombre de los Sueños, el Conejo de Pascua o el Hada de los Dientes. Realizada en animación por ordenador y con la posibilidad de verla en 3D, la trama gira en torno a Jack Escarcha, un joven que deberá unir fuerzas a los guardianes de los sueños y fantasías de los niños cuando estos se vean amenazados por una fuerza oscura que trata de conquistar el mundo sembrando miedo. Esta adaptación del libro de William Joyce viene dirigida por Peter Ramsey, que debuta en el largometraje en pantalla grande, y cuenta con las voces de Chris Pine (Esto es la guerra), Alec Baldwin (No es tan fácil), Jude Law (Contagio), Isla Fisher (Despedida de soltera) y Hugh Jackman (Australia), entre otros.

Precisamente Gérard Depardieu repite en pantalla, aunque esta vez como uno de los principales protagonistas, en una nueva adaptación de las aventuras de Astérix, en concreto, Astérix y Obélix: Al servicio de su majestad. Los dos galos protagonistas se verán obligados a acudir a Gran Bretaña para ayudar a una aldea bretona a resistir el ataque de Julio César, para lo que llevarán un tonel de poción mágica. Sin embargo, no todo sale como esperan, y pronto se verán envueltos en varios problemas y en un país extranjero del que desconocen las costumbres. Pura comedia francesa (en la que también participa España) en la que Depardieu es el único que repite su personaje, Obélix. El resto, dirigidos por Laurent Tirard (El pequeño Nicolás), son Edouard Baer (Pollo con ciruelas), Guillaume Gallienne (Patio de butacas), Vincent Lacoste (Low Cost), Valérie Lemercier (Los visitantes), Fabrice Luchini (Las chicas de la sexta planta), Catherine Deneuve (Repulsión), Dany Boon (Micmacs) y Jean Rochefort (El artista y la modelo).

En cuanto a la producción nacional, el título que más interés genera es Invasor, nueva película de Daniel Calparsoro (Asfalto) que gira en torno a un médico militar español que, tras sufrir un atentado en una misión internacional, vuelve a casa con graves secuelas. Cuando empieza a recordar lo sucedido en aquel atentado, empieza a sospechar que la versión oficial difiere mucho de lo que realmente debió de ocurrir, y empieza una investigación de la verdad que pondrá en peligro su vida y la de su familia. Un thriller protagonizado por Alberto Ammann (Celda 211), Alex Hafner (Killing Frisco), Antonio de la Torre (Azuloscurocasinegro), Inma Cuesta (Grupo 7) y Karra Elejalde (También la lluvia).

También española es El encamado, curiosa comedia en la que un publicista decide, una mañana de año nuevo, no levantarse de la cama ese día… ni al siguiente, ni el mes siguiente, ni los siguientes años, con todos los problemas y situaciones extravagantes que eso conlleva para su entorno. Ópera prima de Germán Roda, la película está protagonizada por el también debutante Alberto Castrillo-Ferrer, al que acompañan Luis Larrodera (Torrente 3: El protector), María José Moreno (Chatarra), Fran Perea (El camino de los ingleses), Nacho Rubio (Una de zombies) y Manuela Velasco (Amigos…).

Desde Francia llega también lo nuevo de Costa-Gavras (Amén.) en torno al mundo capitalista y al ascenso de un personaje hacia las posiciones más privilegiadas y dominadoras del sistema financiero. Con el título de El capital, este drama crítico cuenta, como actores principales, con Gabriel Byrne (El fin de los días), Céline Sallette (De óxido y hueso), Gad Elmalesh (El juego de los idiotas) y Liya Kedebe (El buen pastor).

Por su parte, dos son los títulos que llegan desde Sudamérica, si bien uno de ellos cuenta con participación Española en su producción. Nos referimos a Cruz del sur, película uruguayo-española, una propuesta que aúna drama, comedia y romance en un argumento que sigue los pasos de un uruguayo que decide emigrar a Barcelona tras perder su empleo. En la Ciudad Condal conoce a un argentino y, poco a poco, empieza a unir de nuevo el núcleo familiar, aunque su vida se verá alterada por la presencia de una joven camarera y una noticia inesperada. Dirigida por Tony Lopez y David Sanz (ambos debutantes), está protagonizada por el propio Sanz, al que acompañan Leonor Svarcas (Gigante), Jorge Temponi (El ingeniero), Zaida Fornieles, entre otros.

El otro film es Juan y Eva, producida en el 2011 por Argentina y escrita y dirigida por Paula de Luque (El vestido). Su argumento sigue el nacimiento y consolidación de la relación amorosa entre Juan Domingo Perón y Eva Duarte desde enero de 1944. La pareja protagonista está interpretada por Osmar Núñez (Encarnación) y Julieta Díaz (La señal), a los que acompañan, entre muchos otros, Alfredo Casero (El día que me amen) y Fernán Miras (Días de vinilo).

Finalmente, y con bastante retraso respecto a su estreno oficial en 2009, llega otra cinta de animación para los más pequeños, Amigos para siempre. Producida a tres bandas entre Italia, Alemania y Francia, la historia se basa en los relatos de Helme Heine para contar un viaje de amistad y valor en el que los animales de una granja deberán salir en busca de una oveja que ha sido secuestrada por lobo, iniciando un peligroso camino en el que descubrirán dónde reside la verdadera fortaleza. La propuesta está dirigida por Tony Loeser (que debuta como director) y Jesper Møller (Astérix y los vikingos).

La poesía visual de Ang Lee en el trailer de ‘Life of Pi’


Mucha gente considera su cine algo pretencioso y su lenguaje visual carente del ritmo que debería tener para contar historias como la de Hulk (2003). Sin embargo, el director taiwanés Ang Lee es uno de los pocos que puede presumir de una belleza formal fuera de lo común en todas sus películas, ya sean dramas, adaptaciones de cómic o historias épicas. Hace unos días pudimos volver a apreciar dicha belleza en el trailer de Life of Pi, que podéis ver al final y del que analizaremos a continuación algunos de sus elementos más llamativos y más utilizados por el responsable de la célebre Tigre y dragón (2000).

La trama de esta Vida de Pi no puede ser más sencilla. Un joven indio llamado Pi, hijo de un guarda de zoo, viaja en un barco rodeado de numerosos animales. Una tormenta en medio del mar hace naufragar al barco, pero el chico logra salvarse en una barca… junto a cuatro animales: un orangután, una cebra, una hiena y un tigre de Bengala. La vida a borde del bote y los peligros de sus compañeros animales supondrán una experiencia única en su vida. Protagonizada por un debutante Suraj Sharma, en el film pueden verse caras tan conocidas como las de Gérard Depardieu (Mammuth), Irrfan Khan (The amazing Spider-Man) y Tabu (El buen nombre).

Como puede verse, el guión firmado por David Magee (Un gran día para ellas) y basado en una novela de Yann Martel aborda un tema ya utilizado en el cine para narrar la soledad y la supervivencia del cuerpo y del espíritu. A la mente viene Naúfrago (2000) de Robert Zemeckis, aunque también esa obra algo extraña para un director como Alfred Hitchcock cuyo título ya lo dice todo: Naúfragos (1944). Empero, la obra de Lee, a tenor de lo visto en el trailer y de la experiencia de sus anteriores títulos, aporta un plus creativo en el campo visual que dejará atónito a más de uno.

Desde luego, si algo define a Lee es su paleta cromática. Todas sus películas, tengan el carácter que tengan, poseen colores tan variados que convierten las historias en auténticos cuentos, en obras cuya fantasía se encuentra más en la forma que en el fondo. Incluso un drama tan crudo como Brokeback Mountain (2005) tiene momentos de auténtica lírica cromática, destacando los paisajes montañosos y el vestuario de algún que otro personaje.

Life of Pi, en este sentido, no deception. Más bien al contrario. Siguiendo la estela de Tigre y dragón, el director parece explorar todas las posibilidades del color y su colaboración e integración con la narrativa, algunas veces tensa y dramática y otras suave y hermosa, hasta límites tan insospechados como esa ballena saliendo de un agua manchada con una especie de pintura fluorescente. Con todo, este no es más que un elemento visual impactante; lo realmente interesante parece encontrarse en otros momentos del trailer.

Y es que la historia que muestran estos poco más de dos minutos deja entrever una relación de amistad/rivalidad entre los animales (sobre todo el tigre) y el joven, cuyo instinto de supervivencia le lleva a evitarlos primero y a tratar de controlarlos después. Cómo lo consigue en medio del mar es algo que habrá que descubrir el día de su estreno. Sea como fuere, este trailer impacta visual y emocionalmente, desde esos primeros momentos que narran el hundimiento del barco hasta esa poesía propia del director de La tormenta de hielo (1997). Su estreno, a finales de noviembre.

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: