‘El círculo’: ser lo que no somos delante de una cámara


Pros y contras de la tecnología. Beneficios y riesgos de tener todos nuestros datos en internet, ya sea desperdigados por el espacio digital o condensados en una única cuenta. Eterno debate que, en la nueva película de James Ponsoldt (Aquí y ahora), escribe un nuevo episodio cuya aportación al debate es más bien escasa. Y no porque no invite a la reflexión o no exponga claramente la dualidad de un mundo en constante, rápido y peligroso desarrollo, sino porque, como película, plantea un tratamiento dramático cuanto menos cuestionable. Muy a pesar del excelente reparto que tiene, todo sea dicho.

Desde luego, lo más llamativo de El círculo es su apuesta visual y muchos de los hitos que conforman su trama. Bebiendo de producciones previas, ya sean cinematográficas o televisivas, Ponsoldt apuesta por el caos que generan millones de mensajes incapaces de ser leídos en un formato visual que puede llegar a ser confuso, pero que en el fondo termina por llegar al espectador del modo adecuado a lo que se quiere transmitir. A esto se suma un diseño de producción que se nutre directamente del funcionamiento de los grandes gigantes de internet, a los que por cierto el argumento hace una crítica cuanto menos contundente, al menos durante su primera mitad. Todo ello conforma un desarrollo inicial interesante que, sin embargo, se desinfla de forma alarmante.

Y es que, como se menciona en un momento del film, todos nos comportamos diferente delante de una cámara. Da la sensación de que la historia no quiere en ningún momento tomar partido a favor o en contra de la tecnología. En una suerte de búsqueda del equilibrio entre lo bueno y lo malo, la cinta se queda en tierra de nadie, convirtiéndose en una huída hacia adelante de la protagonista que, para denunciar los riesgos de una transparencia absoluta y poner en evidencia a sus jefes, decide recurrir al máximo extremo de la transparencia. Todo ello después de sufrir en sus carnes las nefastas consecuencias de que toda su vida sea retransmitida por una cámara. Pero no queda ahí la cosa. La cinta se centra tanto en el personaje de Emma Watson (saga Harry Potter) que se olvida de dar algo de “cariño”, aunque sea mínimo, a algunas tramas secundarias, sobre todo a la de la mejor amiga, cuya evolución está narrada de forma tan escueta que da la sensación de que se ha quedado algo por el camino en la sala de montaje.

El verdadero problema de El círculo es pura y sencillamente dramático. El tratamiento del guión es tosco, plagado de referencias a otros films e historias previas similares que han abordado, si no este, otros temas relacionados. Y eso se nota a pesar de los actores, más que nada porque lo que podría dar un aire diferente al relato, como son las tramas secundarias, se reducen a la mínima expresión, siendo totalmente inconexas y, hasta cierto punto incomprensibles. Da la sensación de que la historia comienza de un modo pero, a mitad de desarrollo, comprende que hay una cámara que observa lo que está ocurriendo, tratando de rectificar y comportarse como algo que no es. O dicho de otro modo, la película comienza apuntando en una dirección para cambiar de rumbo, hacerlo sin una explicación coherente y terminar de un modo cuanto menos cuestionable.

Nota: 6/10

‘El círculo’ busca ‘La ciudad perdida’ durante una ‘Noche de venganza’


Muchos títulos con notables repartos es lo que propone este primer fin de semana de mayo. Desde películas que adaptan historias reales hasta thriller fantásticos o cintas de acción, este viernes, día 5, llegan a la cartelera española una amplia variedad de propuestas que, aunque ninguna parece estar llamada a llenar las salas como lo han hecho otros films en semanas anteriores, sí ofrecen al espectador algo diferente.

La primera de ellas es Z, la ciudad perdida, cinta biográfica que combina drama, aventura y acción de la mano de James Gray (El sueño de Ellis), quien escribe y dirige esta adaptación del libro de David Grann acerca de las expediciones que llevó a cabo el soldado Percy Fawcett en la selva brasileña. La primera de ellas le dejó tan fascinado que se embarcó nuevamente, descubriendo vestigios de antiguas civilizaciones perdidas. Tras regresar a Inglaterra, logra el apoyo para iniciar un último viaje, acompañado esta vez de su hijo mayor, en busca de la ciudad perdida de Z, pero nunca más se supo de ellos. En el reparto destacan nombres como los de Charlie Hunnam (Pacific Rim), Robert Pattinson (Life), Tom Holland (En el corazón del mar), Sienna Miller (Una buena receta), Angus Mcfadyen (Cisne blanco) e Ian McDiarmid (Star Wars: Episodio III – La venganza de los Sith).

Muy diferente es El círculo, thriller de ciencia ficción cuya trama, basada en la novela de Dave Eggers, arranca cuando una joven es contratada para trabajar en la compañía de internet más prestigiosa del mundo, que ha logrado unificar toda la información digital del individuo en una única identidad en busca de la transparencia. Sin embargo, a medida que la joven asciende, y guiada por el fundador de la empresa, irá sobrepasando los límites de la privacidad, la ética y la libertad, afectando a familiares, amigos y a ella misma. Dirigida por James Ponsoldt (Aquí y ahora), la película está protagonizada por Emma Watson (La bella y la bestia), Tom Hanks (Sully), John Boyega (Star Wars: Episodio VII – El despertar de la fuerza), Karen Gillan (Guardianes de la galaxia Vol. 2) y Bill Paxton (Al filo del mañana), en la que ha sido su última película antes de fallecer.

El thriller policíaco y de acción está representado por Noche de venganza, remake del film francés dirigido en 2011 por Frédéric Jardin cuyo argumento se centra en un policía de Las Vegas aparentemente corrupto. Después de que un atraco salga mal, una banda criminal decide secuestrar al hijo de este policía, que deberá recuperarlo en una sola noche mientras Asuntos Internos le investiga. La nueva versión, dirigida por Baran bo Odar (Silencio de hielo), está protagonizada por Jamie Foxx (Annie), a quien acompañan Michelle Monaghan (Pixels), Gabrielle Union (El nacimiento de una nación), Dermot Mulroney (La verdad), Scoot McNairy (Perdida), T.I. (Ant-Man) y David Harbour (Escuadrón suicida).

Terror en estado puro es lo que propone Nunca digas su nombre (Bye Bye Man), film dirigido por Stacy Title (El diablo viste de negro) que gira en torno a tres jóvenes universitarios que se mudan a una vieja casa fuera del campus. Allí liberan sin querer un ente sobrenatural que persigue y mata a todo aquel que descubre su nombre, por lo que intentarán mantener su existencia en secreto y evitar así la muerte del resto de compañeros. Douglas Smith (El caso Sloane), Cressida Bonas, Lucien Laviscount (Between two worlds), Carrie-Anne Moss (Matrix), Faye Dunaway (Flick) y Doug Jones (Ouija: El origen del mal) encabezan el reparto.

Entre los estrenos europeos de este viernes destaca Un Reino Unido, drama romántico que narra el conflicto internacional que provocó el príncipe de Botswana, Seretse Khama, al enamorarse y casarse con una mujer blanca de Londres en los años 40. Basada en el libro de Susan Williams, la película está dirigida por Amma Asante (Belle) y protagonizada por David Oyelowo (Selma), Rosamund Pike (Nuestro último verano en Escocia), Jack Davenport (Gernika), Tom Felton (Resucitado) y Laura Carmichael (serie Downton Abbey).

En lo que a producción nacional se refiere destaca Pasaje al amanecer, debut en el largometraje de Andreu Castro (serie Yo quisiera) que se ambienta en noviembre de 2004, durante la que es considerada la batalla más sangrienta de la guerra de Irak. En ese contexto un foto periodista es contratado para entrar en el centro del conflicto y relatar en imágenes lo que ocurre. El joven, antes de ir, deberá comunicárselo a su familia y a su novia, lo que resquebrajará los cimientos de las relaciones y llevará a todos los personajes a vivir sus particulares infiernos. El reparto está encabezado por Nicolás Coronado (Novatos), Andrea Duro (Los miércoles no existen), Elvira Mínguez (Truman), Lola Herrera (Primer y último amor), Ruth Díaz (Tarde para la ira) y Antonio Valero (Los Borgia).

El drama también está presente en El jugador de ajedrez, cuya historia se desarrolla durante la Guerra Civil española y la II Guerra Mundial. El protagonista es un campeón de ajedrez español que, cuando el conflicto bélico estalla en España, decide emigrar a Francia junto a su mujer, natural del país, y la hija de ambos. Sin embargo, una vez allí será detenido por los nazis al considerarle un espía. Su única vía para sobrevivir es la pasión que siente el oficial al mando por el ajedrez. Luis Oliveros (Pata negra) dirige esta propuesta protagonizada por Marc Clotet (La estrella), Melina Matthews (Nick), Alejo Sauras (Los abrazos rotos), Andrés Gertrúdix (El apóstata) y Pau Durà (Todo está en el aire).

Entre el resto de estrenos destaca Casi leyendas, comedia dramática con el mundo de la música como telón de fondo que gira en torno a tres amigos que se han distanciado con el paso de los años. Sin embargo, deberán volver a reunirse para formar el grupo musical que estuvo a punto de alcanzar la fama hace 25 años, viéndose obligados además a afrontar sus calamitosas vidas. Escrita y dirigida por Gabriel Nesci (Días de vinilo), la película cuenta entre sus actores con Diego Peretti (Papeles en el viento), Santiago Segura (La reina de España), Diego Torres (La venganza), Claudia Fontán (La reconstrucción) y Florencia Bertotti (Igualita a mi).

Con algo de retraso llega la canadiense Los demonios, drama escrito y dirigido en 2015 por Philippe Lesage en el que es su debut en el largometraje de ficción. La trama se centra en un niño de diez años sensible e imaginativo que le tiene miedo a todo lo que le rodea, desde un posible divorcio de sus padres hasta el sida. Su vida en una zona residencial de Montreal se verá alterada cuando se produzcan una serie de secuestros de niños en su zona, lo que le llevará a descubrir que los demonios de su infancia podrían estar relacionados con las desapariciones. Édouard Tremblay-Grenier, Yannick Gobeil-Dugas, Vassili Schneider (Lucidité passagère), Sarah Mottet, Mathis Thomas y Laurent Lucas (Perros rabiosos) encabezan el reparto.

Desde Japón llega Maravillosa familia de Tokio, comedia que arranca el día del cumpleaños de la mujer del patriarca de una tradicional familia japonesa. Durante la celebración, y como regalo, la mujer le pide a su marido el divorcio. La revelación no solo supone un duro golpe para el incrédulo marido, sino que removerá los cimientos de toda la estructura familiar, cuyos miembros tratarán de evitar por todos los medios lo que parece ser una catástrofe. Yôji Yamada (Una familia de Tokio) dirige esta propuesta en cuyo reparto destacan los nombres de Yû Aoi (Viaje hacia la orilla), Yui Natsukawa (La casa del tejado rojo), Kazuko Yoshiyuki (Leonie), Isao Hashizume (Eien no 0), Shôzô Hayashiya (Penguin’s memorie – Shiawase monogatari) y Tomoko Nakajima (Boku no ojisan).

De Asia también procede Seoul Station, cinta de terror realizada en animación tradicional producida en Corea del Sur que gira en torno a los intentos por sobrevivir de un grupo de personas en la capital de aquel país después de que una horda de mendigos se haya transformado en zombis. Planteada como una precuela de Train to Busan (2016), la cinta está escrita y dirigida por el mismo autor, Yeon Sang-ho (The fake).

También pertenece al género de animación Ovejas y lobos, comedia de aventuras producida en Rusia y ambientada en una lejana y mágica tierra donde un grupo de ovejas vive sin preocupaciones hasta que una manada de lobos acampa en un barranco cercano. La película es la ópera prima de Andrey Galat y Maxim Volkov.

Terminamos el repaso con el documental español Herederos de la bestia, film escrito y dirigido a cuatro manos por Diego López y David Pizarro (Los perversos rostros de Víctor Israel) que aborda la historia detrás de la película El día de la bestia (1995) a través de entrevistas con el director, Álex de la Iglesia (El bar), los actores Santiago Segura, Terele Pávez (La puerta abierta) o Álex Angulo (Zipi y Zape y el club de la canica), y el guionista Jorge Guerricaechevarría (Cien años de perdón).

‘La Bella y la Bestia’: animación de carne y hueso


Las producciones Disney tienen muchos defectos, pero si por algo pueden ser defendidas es por la magia que desprenden en cada plano, por esa capacidad de llevar al espectador, sea de la edad que sea, a un momento de su vida en el que todo era fantasía, en el que todo estaba por descubrir. Y si eso ya tiene mérito, lograrlo con una versión en imagen real de una historia mil veces vista y cantada es un reto al alcance de muy pocos.

De ahí que esta nueva versión de La bella y la bestia tenga tanto mérito. La traslación al mundo de carne y hueso de esta fantasía con objetos animados no solo es fiel al original, sino que logra desprender el carrusel de emociones que tienen sus canciones, amén del recorrido dramático de sus personajes, interpretados por unos actores que disfrutan con cada línea de diálogo y con cada movimiento de baile. Esa diversión se traslada, en última instancia, al desarrollo argumental de la historia, adaptada en algunos aspectos a los tiempos modernos pero sin perder de vista en ningún momento la fuerza de la poderosa historia de base.

Es magia, sí. Es romance, ternura y diversión. Pero incluso su intención por ser fiel al original (coartado, claro está, por los límites que impone la realidad) deja espacio para la introducción de ciertas secuencias que ayudan a explicar algo mejor la evolución de los personajes, su pasado y su futuro, y cómo todo termina por tener más coherencia. Dichas secuencias, aunque inteligentemente introducidas, restan sin embargo algo de ritmo al resto del desarrollo, lo que al final deja un sabor agridulce en un film, por otro lado, muy completo que aprovecha con bastante habilidad los recursos del musical y de la fantasía animada en la que se basa (atención al número del comedor o al clásico baile en el salón).

Al final, lo realmente importante es si La bella y la bestia logra emocionar tanto como su original animado. La respuesta es un rotundo sí. O al menos, un SÍ con mayúsculas. Quizá su mayor problema sea que, en ese intento por no ser una copia exacta, trata de introducir elementos nuevos cuyo funcionamiento dentro del engranaje dramático no siempre es el idóneo. Pero desde luego, si ese es el mayor problema, bendito sea, porque lo cierto es que, aunque perjudica al ritmo, ayuda a completar la historia, haciéndola algo más adulta y compleja. Disney ha encontrado un nuevo nicho de mercado en estas versiones en imagen real. ¿Cuál será la siguiente?

Nota: 7/10

Regresa el clásico. Regresa ‘La bella y la bestia’ en carne y hueso


Habrá muchos que hayan marcado en el calendario este viernes, 17 de marzo, como uno de los días imprescindibles en lo que a estrenos se refiere. Desde luego, a tenor de lo que llega a la cartelera española así lo parece, porque salvo la principal novedad, llamada a ser uno de los taquillazos del año, poco más parece destacar para el gran público, lo cual no quiere decir que carezcan de interés. Pero si hay algo que destaca esta semana es la nueva versión en imagen real de un clásico Disney.

En esta ocasión le toca el turno a La bella y la bestia, una de las cintas más taquilleras y recordadas de la compañía que vuelve a la gran pantalla copiada casi plano a plano de su original animado de 1991, aunque adaptada para el público actual. La historia, para aquellos que todavía no la conozcan, narra cómo una hermosa joven, lista e independiente, es capturada por una bestia para salvar a su padre. Entre estos dos personajes comenzará a surgir el amor cuando ella empiece a ver más allá del terrible aspecto y descubra que, en el fondo, hay un gran hombre. La música vuelve a ser parte fundamental de este film dirigido por Bill Condon (Mr. Holmes) y protagonizado por Emma Watson (Regresión), Dan Stevens (Caminando entre las tumbas), Luke Evans (La chica del tren), Emma Thompson (Un paseo por el bosque), Ewan McGregor (Un traidor como los nuestros), Ian McKellen (X-Men: Días del futuro pasado), Kevin Kline (Mi casa en París), Josh Gad (Pixels) y Stanley Tucci (Spotlight).

Muy diferente es Imperium, thriller dramático basado en la vida de un agente del FBI que estuvo durante años infiltrado en grupos neonazis estadounidenses. La trama arranca cuando este joven agente decide aceptar el encargo de su superiora para introducirse en una de estas bandas, de la que se sospecha que podría estar preparando acciones terroristas. Ópera prima de Daniel Ragussis, quien también es autor del guión, la cinta cuenta con un reparto encabezado por Daniel Radcliffe (Victor Frankenstein), Toni Collette (Mejor otro día), Burn Gorman (La cumbre escarlata), Sam Trammell (serie True Blood) y Nestor Carbonell (Cristiada).

La comedia dramática tiene a Los Hollar como principal representante. John Krasinski (Tierra prometida) dirige y protagoniza esta historia sobre un hombre que debe regresar a su pueblo natal tras enterarse de que su madre está muy enferma y va a ser sometida a una cirugía cerebral. Acompañado de su novia, embarazada de ocho meses, el joven tendrá que hacer frente a la vida que ha dejado atrás y a su disfuncional familia. Entre los actores también destacan Anna Kendrick (El contable), Margo Martindale (serie The americans), Richard Jenkins (Asalto al poder), Sharlto Copley (Chappie) y Mary Elizabeth Winstead (Calle Cloverfield 10).

Pasamos ahora a los estrenos europeos, más concretamente al español. Incierta gloria es lo nuevo de Agustí Villaronga (Pa negre), un drama que adapta la novela de Joan Sales en la que un joven oficial republicano es destinado a un puesto temporalmente inactivo en el Frente de Aragón en 1937. Allí se enamora de una enigmática viuda que le convence para falsificar un documento que convierte a la mujer en señora de la comarca. La situación se complica cuando un amigo del oficial descubre el delito y, a cambio de no delatarle, le exige que aleje a su mujer y su hijo de los bombardeos de Barcelona. El reparto está encabezado por Terele Pávez (La puerta abierta), Oriol Pla (Truman), Juan Diego (Todo es silencio), Marcel Borràs (Ahora o nunca), Fernando Esteso (Cuatro mujeres y un lío) y Luisa Gavasa (La novia).

Francia y Bélgica se encuentran detrás de Crudo, thriller de terror que arranca cuando una joven vegetariana logra entrar en la facultad de veterinaria. Será allí donde sus gustos no serán entendidos por sus compañeros, que logran obligarla a comer carne casi a diario. Pero lo que comienza como una especie de tortura despierta en la joven un ansia por comer carne que termina llevándola a consumir todo tipo de carne cruda a cualquier hora del día. Unas ansias que deberá calmar por el bien de todos sus compañeros. Julia Ducournau debuta en el largometraje cinematográfico con esta cinta interpretada por Laurent Lucas (Floride), Bouli Lanners (De óxido y hueso), Rabah Nait Oufella (Atracadores), Ella Rumpf (Chrieg) y Garance Marillier, entre otros.

Francia también colabora, aunque en esta ocasión con Italia, en Locas de alegría, comedia dramática dirigida por Paolo Virzì (El capital humano), quien también colabora en el guión de esta historia centrada en dos mujeres muy diferentes. Por un lado, una condesa charlatana y adinerada que está convencida de encontrarse entre los círculos políticos más importantes. Por otro, una joven introvertida y tatuada envuelta en su propio halo de misterio. Lo que ambas comparten es que son pacientes de una delirante institución psiquiátrica. Valeria Bruni Tedeschi (Mi familia italiana), Micaela Ramazzotti (El nombre del bambino), Valentina Carnelutti (Arianna) y Elena Lietti (Il rosso e il blu) encabezan el reparto.

El último de los estrenos de ficción es El balcón de las mujeres, comedia dramática israelí que arranca cuando el balcón de las mujeres de una sinagoga se derrumba, dejando en coma a la mujer del rabino. El incidente provoca una crisis en la comunidad que se verá agravada con la llegada de un joven y carismático rabino que, aunque aparenta ser el salvador, oculta una realidad conservadora y misógina. Dirigida por Emil Ben-Shimon, que debuta de este modo en el largometraje cinematográfico, la cinta está protagonizada por Evelin Hagoel (My lovely sister), Sharon Elimelech (Shoshelet Schwartz), Itzik Cohen (A matter of size) y Yafit Asulin (Hadereh lean).

Terminamos el repaso de esta semana con Safari, documental austríaco dirigido por Ulrich Seidl (En el sótano) que vuelve a poner el foco en los bajos instintos de la sociedad. La cinta recoge el modo en que pasan sus vacaciones muchos turistas alemanes y austríacos, y que no es otro que disparando y matando animales en África solo por el hecho de que pueden hacerlo, posando posteriormente junto a los animales muertos.

‘La luz entre los océanos’ desvela ‘Figuras ocultas’ en los estrenos


Estrenos 20enero2017Se podría decir que el estreno de La ciudad de las estrellas (La La Land) el pasado viernes ha abierto la temporada de títulos “de prestigio”, o lo que es lo mismo, aquellos que competirán en muchas de las categorías de los principales premios durante los próximos meses. Y como no podía ser de otro modo, este 20 de enero también llegan a la cartelera algunos de esos títulos, con el denominador común de pertenecer al drama. Eso sí, para los amantes de la acción también queda un hueco.

Posiblemente el estreno más esperado sea La luz entre los océanos, drama romántico basado en la novela de M.L. Stedman que escribe y dirige Derek Cianfrance (Cruce de caminos). La trama se centra en la vida de un farero, veterano de guerra, y su esposa en una solitaria isla. Sus infructuosos intentos por tener un hijo se compensan cuando encuentran un bebé en una barca a la deriva, pero a pesar de sus deseos por formar una familia, el destino parece tener otros planes. El reparto, de altura, está encabezado por Michael Fassbender (Assassin’s Creed), Alicia Vikander (Jason Bourne), Rachel Weisz (La juventud) y Anthony Hayes (Healing).

También dramática, aunque en este caso de corte histórico y basada en una historia real, es Figuras ocultas, adaptación del libro escrito por Margot Lee Shetterly acerca del equipo de mujeres afroamericanas que en los años 60, en plena carrera espacial, aportó los datos necesarios a la NASA para desarrollar el primer programa de lanzamiento de una misión al espacio. Dirigido por Theodore Melfi (St. Vincent), el film está protagonizado por Octavia Spencer (De padres a hijas), Taraji P. Henson (serie Empire), Kirsten Dunst (serie Fargo), Kevin Costner (Criminal), Mahershala Ali (Los hombres libres de Jones), Glen Powell (Todos queremos algo), Janelle Monáe (Moonlight) y Jim Parsons (serie The Big Bang Theory).

Muy distinta es xXx: Reactivated, nueva entrega de la saga que recupera a Vin Diesel (El último cazador de brujas) como protagonista con esta historia en la que su personaje, dado por muerto, vuelve a la acción junto a su mano derecha para encontrar y recuperar una mortífera arma conocida como ‘La caja de Pandora’. Acción, aventura y dosis de intriga son los ingredientes de esta historia dirigida por D.J. Caruso (Disturbia) y cuyo reparto se completa con Deepika Padukone (Tamasha), Samuel L. Jackson (Los odiosos ocho), Nina Dobrev (Vamos de polis), Ice Cube (Infiltrados en Miami), Toni Collette (Ya te extraño), Donnie Yen (Rogue One: Una historia de Star Wars) y Ruby Rose (serie Orange is the new black).

Estados Unidos y Reino Unido colaboran en Loving, otro de los títulos que podrían tener presencia en los Oscar. Este intenso drama romántico, basado en la vida de Richard y Mildred Loving, narra su lucha en 1958 para regresar a su Virginia natal, estado del que fueron expulsados por cometer el delito de formar un matrimonio interracial. Una batalla que les llevaría más de una década. Escrita y dirigida por Jeff Nichols (Mud), la película está protagonizada por Joel Edgerton (La venganza de Jane), Ruth Negga (serie Agentes de S.H.I.E.L.D.), Michael Shannon (Animales nocturnos), Marion Csokas (The equalizer), Nick Kroll (My blind brother), Jon Bass (Ratter) y Bill Camp (Jason Bourne).

Puramente europea es Colonia, producción de 2015 con capital francés, alemán y luxemburgués que, en clave de thriller con dosis de drama romántico, narra la historia de una joven que sigue el rastro que ha dejado su novio, capturado por la policía secreta de Pinochet, para poder encontrar el lugar en el que le tienen retenido. Florian Gallenberger (John Rabe) dirige esta cinta protagonizada por Emma Watson (Regresión), Daniel Brühl (El quinto poder), Michael Nyqvist (Reina Cristina), Martin Wuttke (El atlas de las nubes) y Vicky Krieps (Antes del frío invierno).

Más reciente es Toni Erdmann, film coproducido por Alemania, Austria y Rumanía en 2016 que ha sido escrito y dirigido por Maren Ade (Entre nosotros), y cuya trama gira en torno a una mujer cuya ordenada y aparentemente perfecta vida da un vuelco cuando su padre le hace una simple pregunta: ¿Eres feliz? La incapacidad de la joven de dar una respuesta le llevará a plantearse su modo de vida, y a crear un personaje imaginario que ayude a dar sentido a su entorno. Peter Simonischek (Biest), Sandra Hüller (Henri 4), Lucy Russell (I’m still here), Hadewych Minis (Borgman) y Trystan Pütter (Hannas reise) encabezan el reparto.

En lo que a estrenos españoles se refiere, Los del túnel es la ópera prima de Pepón Montero, una comedia que narra lo que ocurre después de una catástrofe. En concreto, la cinta se centra en un grupo de personas que, tras pasar 15 días encerrados en un túnel, son rescatados y, para celebrarlo, quedan a cenar todos los viernes. El problema es que esos encuentros solo reafirman el papel que cada uno tuvo en el incidente. Sin embargo, el “idiota del grupo” empieza a reflexionar sobre las posibilidades de dejar su papel en esa especie de pantomima. El reparto está integrado, entre otros, por Natalia de Molina (En tu cabeza), Arturo Valls (Rey Gitano), Raúl Cimas (Extraterrestre), Manolo Solo (Tarde para la ira), Teresa Gimpera (Dos rivales casi iguales) y Neus Asensi (Los muertos van deprisa).

El thriller con sello español está representado por Callback, cuya historia, ambientada en Nueva York, sigue a un joven que trabaja como mozo de mudanzas y que sueña con ser actor. Su solitaria vida da un vuelco el día que conoce a Alexandra. Dirigida por Carles Torras (Open 24h), la película está protagonizada por Timothy Gibbs (Nick), Lilli Stein, Larry Fessenden (Pod) y Martin Bacigalupo.

Y este viernes también se produce el regreso de una de las criaturas más conocidas del cine. Shin Godzilla es el título de esta cinta japonesa en la que el monstruo regresa al país asiático en pleno siglo XXI para sembrar el caos y la destrucción en la población, que deberá recurrir a toda su fuerza para detenerlo. Hideaki Anno (Love & Pop) y Shinji Higuchi (Ataque a los Titanes) son los directores de este film interpretado por Satomi Ishihara (Sadako 3D), Yutaka Takenouchi (At home), Ren Ohsugi (U-31) e Hiroki Hasegawa (Kurage hime), entre otros.

También desde Japón llega Terra Formars, nueva cinta de Takashi Miike (13 asesinos) que adapta el manga creado por Yû Sasuga y Kenichi Tachibana en el que, con una combinación de ciencia ficción, acción y terror, se narra el viaje de 15 personas, seleccionadas entre lo peor de lo peor de la sociedad, a Marte, donde la Humanidad comenzó un proceso de terraformación hace 500 años enviando cucarachas y musgo. El objetivo de este grupo es acabar, precisamente, con las cucarachas, que han evolucionado hasta convertirse en humanoides con una fuerza y agilidad extremas. Para poder luchar contra ellas, cada uno de los exterminadores es modificado genéticamente con las capacidades de un insecto. La película, que llegó a los cines el 19 de enero, está protagonizada por Rinko Kikuchi (Pacific Rim), Rila Fukushima (Lobezno inmortal), Kane Kosugi (Tolerancia cero), Emi Takei (Clover) y Takayuki Yamada (Bakuman.)

En lo que a animación se refiere, dos propuestas. Por un lado, Blinky Bill, el koala se trata de una nueva aventura del conocido koala en la que deberá recorrer Australia para encontrar a su padre. Aventura y diversión en animación por ordenador en cuya dirección hay hasta cuatro nombres: Deane Taylor (Duck ugly), Noel Cleary, Alexs Stadermann (La abeja Maya: la película) y Alex Weight. En lo que a las voces de la versión original, encontramos las de Ryan Kwanten (serie True Blood), Charlotte Rose Hamlyn (serie Heidi), Barry Humphries (Un hombre de éxito), Deborah Mailman (Aviones de papel), Barry Otto (El gran Gatsby) y Rufus Sewell (Hércules).

Por otro, El regalo de Molly Monster es una aventura para toda la familia realizada a tres bandas por Matthias Bruhn, Michael Ekbladh y Ted Sieger (los tres debutantes en el largometraje) y con capital alemán, suizo y sueco. Su argumento se centra en un personaje cuya apacible vía en compañía de sus padres y su muñeco se ve alterada con la llegada de un hermano que obligará a la protagonista a iniciar un viaje que la llevará lejos de casa. Sophie Rois (3), Jay Simon (Heavy duty), Judy Winter (Rosenkavalier) y Tom Eastwood ponen las voces principales.

‘Regresión’: miedo a las reglas del thriller


Emma Watson y Ethan Hawke protagonizan 'Regresión', de Alejandro Amenábar.No voy a ser yo quien, tras películas como Tesis (1996) o Abre los ojos (1997) descubra ahora que Alejandro Amenábar se siente muy cómodo en el thriller. El suspense de muchos de sus films, unido a su capacidad de narrar muchas veces con información sugerida y no con hechos palpables, le ha permitido crear algunas de las mejores historias del cine español moderno. Y hasta cierto punto, su nueva película tiene buena parte de ese espíritu. Pero hete aquí que, cosas del destino, es el propio director el encargado de eliminar el suspense antes de tiempo.

Es fácil entender Regresión como un thriller al uso, con su policía que debe afrontar su propia forma de ser, con un caso que tiene más implicaciones de las inicialmente previstas, y con una víctima que parece ocultar información sobre lo ocurrido. Y si esta combinación la enmarcamos en el satanismo que adquirió relevancia en los años 90, lo que nos encontramos es una interesante reflexión sobre la naturaleza humana, sobre el poder que tiene la sugestión no solo de nuestros semejantes, sino de todos los canales que nos rodean. Dicho de otro modo, es una reflexión sobre cómo el miedo se apodera poco a poco de la mente más curtida.

Y eso, de un modo u otro, convierte al nuevo film de Amenábar en algo diferente. El pulso narrativo del director, además, imprime a la historia un halo de misterio añadido. Pero todo ese misterio se desvanece demasiado pronto. Sin desvelar la historia, existe un momento clave, que en cierto modo podría identificarse con el segundo punto de giro de la trama, que rompe por completo con el suspense, desvelando la realidad con un simple plano. El motivo de esta decisión podría estar en que, en realidad, la película no es sino un estudio sobre lo sugestionable de nuestra mente.

Pero aunque esto sea así, lo cierto es que Regresión pierde fuerza desde el momento en que enseña sus cartas de forma tan descarada. La sensación que deja en el espectador es la de estar ante un producto que podría haber sido mucho más si hubiese querido explotar más el suspense que propone al principio, y no limitarse a exponer la debilidad del ser humano ante sus propios miedos. Incluso con eso, el reparto, el estilo visual y las reflexiones que arroja merecen el precio de una entrada.

Nota: 6,5/10

Amenábar hace su particular ‘Regresión’ a la cartelera española


Estrenos 2octubre2015Mucho ha pasado desde que los espectadores vimos por última vez el nombre de Alejando Amenábar en la gran pantalla. Seis años, para ser más exactos. En efecto, aunque parezca mentira, Ágora (2009) fue su último film. Pero el del director español no es el único regreso a la cartelera española hoy viernes, 2 de octubre, aunque desde luego es el más esperado.

Y es que Regresión supone ver a Amenábar en el género que le dio la fama, y desde luego en el que más a gusto parece sentirse. Producido entre España y Canadá, este intenso thriller psicológico ambientado en los años 90 sigue la investigación de un detective sobre la acusación de una joven hacia su padre. Cuando éste confiesa el atroz crimen sin ni siquiera poder recordarlo la policía deberá recurrir a un psicólogo que pueda desentrañar los misterios de la mente de acusado y acusadora. Pero lo que descubrirán será una conspiración que va más allá de lo imaginable. Intriga, acción y buenas dosis de sustos están asegurados en esta cinta que escribe el propio Amenábar y que protagonizan Ethan Hawke (The purge: La noche de las bestias), Emma Watson (saga ‘Harry Potter’), Devon Bostick (La verdad), David Thewlis (La teoría del todo) y David Dencik (Serena).

También vuelve a los cines Hitman: Agente 47, nuevo intento de llevar a la gran pantalla uno de los videojuegos más conocidos después del film de 2007. En esta ocasión, la cinta norteamericana se centra en la lucha del agente contra una gran corporación que amenaza su propia existencia. Y es que el objetivo de esta empresa es crear soldados modificados genéticamente tomando como modelo al propio agente 47. Solo una joven parece tener las respuestas para poder derrotar a la corporación. Ópera prima de Aleksander Bach, la película está protagonizada por Rupert Friend (serie Homeland), Zachary Quinto (Star Trek), Hannah Ware (Shame), Ciarán Hinds (serie Political animals) y Thomas Kretschmann (serie The river).

Entre los estrenos europeos destaca Lejos de los hombres, drama francés de 2014 que dirige David Oelhoffen (En mono absence) tomando como partida un relato corto de Albert Camus. Ambientada en la Guerra de Argelia, la trama sigue a un profesor que se mantiene al margen del conflicto hasta que un agente de la ley le confía la vida de un hombre acusado de asesinato para que le escolte hasta Tinguit. Durante el camino se formarán estrechos lazos de amistad entre ellos, pero también pondrán en riesgo sus vidas al tener que huir de aquellos que claman venganza por el asesinato. Viggo Mortensen (Las dos caras de enero), Reda Kateb (Hipócrates), Nicolas Giraud (Lo que el día debe a la noche), Djemel Barek (Una casa en Córcega) y Ángela Molina (Blancanieves) encabezan el reparto.

Francia también está detrás de El precio de la fama, coproducción de 2014 en colaboración con Bélgica que, a medio camino entre la comedia y el drama, gira en torno a un hombre que sale de la cárcel en los años 70 y empieza a vivir con la familia de su hermano. Sin embargo, la falta de dinero y de recursos le llevará a cometer la mayor osadía que se le ocurre: robar el féretro en el que trasladan a Charles Chaplin y pedir un rescate por él. La cinta está dirigida por Xavier Beauvois (De dioses y hombres) y protagonizada por Benoît Poelvoorde (Tímidos anónimos), Roschdy Zem (La fría luz del día), Chiara Mastroianni (Americano), Nadine Labaki (Caramel) y Peter Coyote (Su última voluntad).

Otra producción del 2014 es Jack, drama alemán dirigido por Edward Berger (Wanderbread) que se centra en la dura vida de un niño de 10 años que se ve obligado a cuidar de sí mismo y de su hermano pequeño ante la ausencia de su madre, que prefiere salir todas las noches. Cuando un accidente doméstico le envía a un centro de los Servicios Sociales, el niño no duda en escaparse para buscar a su hermano y recorrer la ciudad para encontrar un lugar en el que poder vivir sin preocupaciones. El reparto está encabezado por Ivo Pietzcker, Georg Arms, Luise Heyer (Westwind) y Nele Mueller-Stöfen (Todo por el éxito).

España también participa en El apóstata, drama cómico que cuenta además con capital francés y uruguayo, y que narra los intentos de un joven que quiere emanciparse de todo aquello que escapa a su control a través de un afán cínico en cuestiones religiosas. Federico Veiroj (La vida útil) es su director, mientras que Álvaro Ogalla, Marta Larralde (Cruzados), Bárbara Lennie (El niño), Vicky Peña (El perfecto desconocido) y Jaime Chávarri (Gran slalom) son los principales actores.

Dejando a un lado los estrenos europeos, este viernes también llega a las carteleras Oda a mi padre, cinta dirigida por JK Youn (Haeundae) y producida con capital surcoreano que gira en torno a un niño que se compromete a hacerse cargo de su familia durante la Guerra de Corea, y tras la desaparición de su padre. La promesa se extenderá a lo largo de 60 años en los que la esperanza y el sacrificio personal marcarán su vida. Este intenso drama está protagonizado por Hwang Jong-min (New world), Kim Yunjin (serie Perdidos), Oh Dal-su (Old Boy) y Jung Jin-young.

En cuanto a la animación, la cinta danesa Marco Macaco y los primates del Caribe es la única representante. Dirigida por Jan Rahbek, quien debuta de este modo en el largometraje, la historia se centra en un mono que sueña con ser un gran investigador, pero que en realidad trabaja de vigilante en una playa. Su vida tendrá una oportunidad de cambiar cuando llegue a la isla en la que vive un importante empresario que quiere construir un gran casino. Sospechando de sus intenciones, iniciará una investigación que revelará las verdaderas intenciones del macaco.

Por último, un documental. No estamos solos es una producción española que trata de abordar el carácter de las manifestaciones y las protestas de la sociedad civil, opuesta a recortes, privatizaciones y corrupción política. A través de la visión de diversos actores culturales, y con el apoyo de los acontecimientos que ha vivido España en los últimos años, el director Pere Joan Ventura (El efecto Iguazú) hace un recorrido por una época que va a cambiar el modo de vivir de los españoles.

‘Noé’: la naturaleza del hombre ante el diluvio universal


Jennifer Connelly da vida a la mujer de 'Noé', interpretado por Russell Crowe.Aviso para todos aquellos cristianos, judíos, musulmanes y demás religiones que recojan la historia de Noé en sus respectivos libros sagrados: la visión de Darren Aronofsky (Pi, fe en el caos) de este suceso no es, ni con mucho, similar a lo que está escrito. Dejando a un lado lo de los cientos de años que vivieron él, sus antepasados y sus hijos, lo más sorprendente de esta aproximación es que combina con inteligencia la fantasía del relato con el “realismo”, si es que dicho término puede aplicarse en este caso, de unos personajes que, ante todo, son muy humanos.

No cabe duda de que Noé, con todos sus defectos y todas sus virtudes (que se reparten el mérito casi a partes iguales), se apoya acertadamente en la evolución dramática de su protagonista. Russell Crowe (El dilema) logra encarnar con fortuna un rol complejo que comienza movido por la bondad y termina destruido por la obsesión y la convicción de ser el único hombre con derecho sobre todo lo que le rodea. Un hombre, en definitiva, con ciertos delirios de grandeza que no duda en utilizar la fuerza para defender lo que es correcto, o al menos lo que él considera que es correcto, incluso en situaciones extremas. Es este notable cambio el que sustenta el film, el que crea expectación hacia la mitad del metraje y el que logra que su tercio final sea, al menos, tolerable.

Porque que nadie se engañe, lo nuevo de Aronofsky se mueve hacia la deriva casi como el arca protagonista. No quiere decir esto que la película no tenga un sentido, al contrario. Su mensaje religioso, a pesar de lo que algunos puedan pensar, está muy claro. Las bellas imágenes de la creación, la hermosa y celestial banda sonora, o las dantescas escenas de caos y violencia que rodean a los hombres remiten una y otra vez al sentido bíblico de su trasfondo. No, la deriva en este caso se produce por la constante pérdida de ritmo que sufre el argumento, más acentuado desde el momento en el que la acción se traslada al interior de esa enorme caja de madera. Las obligaciones dramáticas de un escenario cerrado, oscuro y monótono llevan a la película a resultar tediosa, únicamente dinamitada (en parte) por esa evolución del protagonista que antes comentaba. Eso por no hablar de algunas tramas secundarias que parecen encajadas con calzador, como la del personaje interpretado por Logan Lerman (Pequeños salvajes) o la presencia milagrosa de Matusalén, un Anthony Hopkins (Lo que queda del día) que simplemente se deja ver.

Desde luego, aquellos que busquen aventura se darán de bruces con un relato denso, interesante desde un punto de vista dramático y formal pero irregular en muchos de sus aspectos más relevantes a primera vista. Aronofsky nunca ha sido un director de fácil digestión, está claro, y Noé es un claro ejemplo. Posee muchos hallazgos y simbolismos interesantes, como la presencia de esos deformes y algo burdos gigantes, la forma en que los animales comprenden a dónde deben dirigirse a través de un riachuelo de agua o la propia historia de la creación, una excelente combinación entre ciencia y religión. Pero como entretenimiento falla, perdiendo interés de forma progresiva y derivando en una especie de análisis de la locura y la obsesión de un hombre y su acuerdo con el Creador. De todo esto tienen poca culpa sus responsables, pues la historia no permite mucho más, pero eso no impide que la película termine haciéndose algo larga, tal vez demasiado.

Nota: 6,5/10

Unos variados estrenos ponen rumbo a los premios académicos


Estrenos 11octubre2013El otoño ha llegado con fuerza a España. Al menos en lo referente al cine. Si la semana pasada se estrenaba la estupenda Gravity, hoy viernes, 11 de octubre, llegan unos cuantos títulos que por referencias, protagonistas y temáticas tienen muchas papeletas de ser candidatos a los premios que en unos meses dará la Academia de Hollywood. Por supuesto, habrá que esperar, porque si todo lo que está por llegar mantiene el mismo nivel será complicado elegir sólo a un puñado de películas para ser las nominadas. Pero esto es adelantar muchos acontecimientos. Ahora mismo lo interesante es saber qué novedades llegan.

Y entre ellas sobresale El mayordomo, drama que recorre varias décadas de la historia de Estados Unidos a través de uno de los mayordomos de la casa blanca, un hombre afroamericano que luchó por huir de la segregación del sur en su juventud y que vivirá, durante sus años al servicio de varios presidentes, algunos de los acontecimientos más importantes del país. Con una temática de regusto académico, la película cuenta con un buen puñado de nombres que aportan más prestigio si cabe a la trama. El director es Lee Daniels (Precious) y el reparto cuenta con, entre otros, Forest Whitaker (El último rey de Escocia), la famosa presentadora Oprah Winfrey (Beloved), David Oyelowo (Jack Reacher), Terrence Howard (La venganza del hombre muerto), Cuba Gooding Jr. (Red Tails), Robin Williams (La gran boda), John Cusack (El enigma del cuervo), Liev Schreiber (Salt), Alan Rickman (Un plan perfecto), Jane Fonda (La madre del novio), Alex Pettyfer (Magic Mike), Vanessa Redgrave (Anonymous), James Marsden (2 guns) y los cantantes Lenny Kravitz y Mariah Carey.

Otro de los estrenos atractivos es Prisioneros, thriller que narra la angustiosa búsqueda de dos niñas desaparecidas por parte de la policía y sus padres. La trama arranca cuando dos familias de una zona residencial descubren que sus hijas pequeñas han desaparecido. La única pista es una caravana algo destartalada cuyo dueño es acusado del secuestro, aunque puesto en libertad por falta de pruebas. El paso de los días obligará a uno de los padres a tomar decisiones que sobrepasan la moralidad y la legalidad. Denis Villeneuve (Incendies) es el encargado de poner la historia en imágenes y de dirigir a Hugh Jackman (Lobezno inmortal), Jake Gyllenhaal (Código fuente), Terrence Howard, que estrena por partida doble con El mayordomo, Viola Davis (Criadas y señoras), Maria Bello (serie Touch), Melissa Leo (Objetivo: La Casa Blanca) y Paul Dano (Looper).

El tercer estreno norteamericano tampoco se queda atrás en lo que a nombres se refiere. The Bling Ring es lo nuevo de Sofía Coppola (Lost in Translation), que escribe y dirige esta trama inspirada en un hecho real: el de un grupo de cinco amigos adolescentes de Los Ángeles que, tras vigilar a los famosos por Internet, entraron a robar a sus casas, obteniendo un botín de unos 3 millones de dólares. Katie Chang (A birder’s guide to everything), Israel Broussard (Flipped), Emma Watson (saga Harry Potter), Claire Julien, Taissa Farmiga (serie American Horror Story), Georgia Rock y Leslie Mann (Si fuera fácil) son los principales protagonistas de este drama.

En cuanto al resto del mundo, España destaca otra vez por la cantidad de películas que presenta, ya sea en solitario o como co producción. Caníbal es sin duda la más laureada, habiendo pasado por varios festivales. El argumento gira en torno a un prestigioso sastre reservado cuya vida gira en torno al trabajo y la comida. Pero no cualquier comida. El hombre es caníbal, y se alimenta de mujeres desconocidas, turistas, … que no significan nada para él. Todo cambia cuando conoce a una joven inmigrante que busca desesperadamente a su hermana, a su vez vecina del caníbal. Nueva película de Manuel Martín Cuenca (La flaqueza del bolchevique), la película está protagonizada por Antonio de la Torre (La gran familia española), al que acompañan María Alfonsa Rosso (La estrella), Olimpia Melinte (Killing time) y Delphine Tempels.

Argentina, Francia, España y Noruega son los países que están detrás de El médico alemán, drama escrito y dirigido por Lucía Puenzo (El niño pez) que narra el viaje de un médico nazi en 1960 a través de la Patagonia acompañando a una familia que va hacia el sur. El viaje reavivará sus recuerdos y sus ideales políticos, y aunque oculta su identidad, sus maneras, su educación y sus conocimientos sobre ciencia y medicina harán que la sospecha se cierna cada vez más sobre él. La película está protagonizada por Natalia Oreiro (Mi primera boda), Àlex Brendemühl (Héroes), Diego Peretti (Al final del camino), Florencia Bado, Elena Roger (Un amor) y Guillermo Pfening (Belgrano).

 Por cierto que los Oscar no solo están presentes este fin de semana en las posibilidades de los estrenos norteamericanos. Pie de página, nominada al Oscar a Mejor Película de Habla No Inglesa, también se estrena. Producida en Israel en 2011, esta comedia romántica se centra en la relación entre un padre y un hijo, ambos catedráticos y ambos diametralmente opuestos. El primero nunca ha visto reconocido su trabajo, mientras el segundo es una estrella ascendente. Sin embargo, la distinción con un importante premio al padre hará aflorar tanto la necesidad de atención de uno como la envidia del otro. Escrita y dirigida por Joseph Cedar (Beaufort), el film cuenta en su reparto con Shlomo Bar-Aba (Nisuim Fiktiveem), Lior Ashkenazi (Kalevet), Aliza Rosen (Himmo Melech Yerushalaim), Yuval Scharf (The dealers) y Alma Zack (Zohi Sdom).

España y Argentina tienen también participación en Mujer conejo, en la que hay presente además capital venezolano. La trama comienza cuando una funcionaria estatal descubre que la policía argentina está controlada por la mafia. Desde entonces deberá salvar su vida si quiere llegar a desvelar esa información. Para ello huye al campo y termina en una zona infestada de conejos alterados genéticamente para que sean carnívoros. Sin embargo, allí descubre algo más, algo que acabaría con la mafia para siempre, aunque antes tendrá que salir con vida. Escrita y dirigida por Verónica Chen (Agua), la película está protagonizada por Haien Qiu (Extraños en la noche), Gloria Carrá (Las viudas de los jueves) y Luciano Cáceres (Carne de neón).

Y para terminar, algo de música, concretamente rock y, más concreto aún, del grupo Metallica. Nimród Antal (Predators) es el encargado de dirigir Metallica: Through the never, cinta que mezcla realidad y ficción al narrar la historia de un joven que ha de cumplir un encargo mientras se desarrolla un concierto de la banda repleto de público. Dane DeHann (Chronicle) da vida a este personaje, que se cruzará con los verdaderos integrantes de la banda y el equipo que les acompaña.

‘Juerga hasta el fin’: la amistad puede con el Apocalipsis


James Franco, Jonah Hill, Seth Rogen y Jay Bruchel son algunos de los protagonistas de 'Juerga hasta el fin'.No son pocas las ocasiones en las que un grupo de amigos actores deciden rodar una película para su propio disfrute, entreteniendo de igual modo a los espectadores siempre y cuando se haga bien. Esta primera película escrita y dirigida a cuatro manos por Evan Goldberg y Seth Rogen, también protagonista. Lo que ya no estoy seguro de que sea tan común es el hecho de convencer a dichos amigos para que mueran uno por uno y queden plasmados en pantalla como un modelo de egocentrismo, machismo e hipocresía.

Más allá de su humor, bastante inteligente si se compara con lo que hay hoy en día, y de sus efectos, solventes para el tipo de film que es, esta historia apocalíptica ofrece algunos mensajes bastante interesantes que pueden pasar desapercibidos entre tanto gag y tanta diversión. Por ejemplo, que en Hollywood todo es fachada y pocas cosas son realmente honestas salvo, tal vez, la amistad. Y que, por mucha imagen afable y bonachona que ofrezcan, los actores no serán los primeros en ser salvados del Apocalipsis.

Empero, lo que es necesario saber para acudir a la sala es si realmente cumple con lo que promete. La respuesta es un rotundo sí. Sí a todos los niveles y para todos los públicos, tanto para aquellos familiarizados con sus disparatadas aventuras (como Superfumaos, SupersalidosCaballeros, princesas y otras bestias, …) como para aquellos que descubran a esta nueva hornada de cómicos norteamericanos. La película entretiene gracias a sus constantes referencias cinematográficas, a la burla permanente de los estereotipos que representan los propios protagonistas (encarnándose, en principio, a ellos mismos) y a una banda sonora brillantemente escogida, sobre todo en su tramo final.

Poco importa que su historia sea una mera excusa o que tenga momentos un tanto soeces dedicados a un público muy concreto. Juerga hasta el fin es una comedia sincera, hecha por un grupo de amigos que se divierten dentro y fuera de la pantalla, y que posee humor para todo tipo de públicos. No exige demasiado a los espectadores, es cierto, pero a cambio ofrece una hora y 45 minutos de entretenimiento. Poco más se le puede pedir a la comedia moderna.

Nota: 6,5/10

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: