‘No respires’ mientras ‘Ben-Hur’ vuelve a correr en la arena


Estrenos 2septiembre2016Comenzamos septiembre, y lo hacemos con nuevas versiones de clásicos inmortales. Algo que, habitualmente, no da muy buenos resultados. Muchos son los estrenos que llegan a la cartelera española este viernes, 2 de septiembre, y lo cierto es que la mayoría de ellos no parecen tener el interés suficiente como para atraer a un amplio número de espectadores. La mayoría, es cierto, pero siempre hay algún título que esconde secretos a descubrir.

Desde luego, no parece que sea el caso de Ben-Hur (2016), nueva versión de la inmortal historia escrita por Lew Wallace y cuya adaptación más famosa la interpretó Charlton Heston (Los 10 mandamientos) en 1959. Ahora, y bajo la dirección de Timur Bekmambetov (Abraham Lincoln: Cazador de vampiros), esta épica trama vuelve a narrar cómo un príncipe judío es traicionado por su hermano adoptivo, un tribuno romano. Convertido en esclavo y separado de su madre y su hermana, deberá vivir varios años en las galeras de un barco hasta que logre liberarse, con el único objetivo de lograr la venganza y restaurar su nombre. Acción, aventura y unos renovados efectos visuales son las claves de esta cinta protagonizada por Jack Huston (serie Boardwalk Empire), Toby Kebbell (Warcraft), Nazanin Boniadi (serie Homeland), Haluk Bilginer (Sueño de invierno), Pilou Asbæk (serie 1864), Rodrigo Santoro (Focus), Moises Arias (El juego de Ender) y Morgan Freeman (Objetivo: Londres).

El terror psicológico llega de la mano de No respires, cinta dirigida por Fede Alvarez (Posesión infernal) que, aunque a priori puede parecer terror en estado puro, su premisa es ligeramente diferente. Un grupo de jóvenes ladrones se dispone a dar un golpe sencillo y que podría hacerles muy ricos: desvalijar la casa de un hombre ciego en la que, en principio, se esconde un gran botín. Pero una vez dentro, y con la casa a oscuras, los papeles de presa y cazador pronto dan un vuelco. El reparto, aunque extenso, tiene como principales actores a Stephen Lang (Avatar), Jane Levy (Bang bang baby), Dylan Minnette (Prisioneros) y Daniel Zovatto (It follows).

En lo que a la comedia familiar se refiere, Siete vidas es el título de lo nuevo de Barry Sonnenfeld (Men in Black 3), cuya trama se centra en un hombre rico que vive su vida al límite y que disfruta con su trabajo, algo que no termina de gustar a su familia. Para el cumpleaños de su hija decide comprar un gato a un peculiar vendedor, pero de camino a casa sufre un terrible accidente y queda en coma. Su alma, sin embargo, se traspasa al animal. Kevin Spacey (serie House of cards), Jennifer Garner (Los milagros del cielo), Christopher Walken (Eddie el Águila), Robbie Amell (serie The Flash), Cheryl Hines (El benefactor), Malina Weissman (Thirsty) y Teddy Sears (serie Masters of sex) encabezan el reparto.

Este septiembre supone también el regreso a la gran pantalla de Mel Gibson (Los mercenarios 3) con Blood father, en un papel que conoce a la perfección. La historia arranca cuando una joven es traicionada por su novio traficante después de un robo a un cártel. Perseguida y asustada, su única vía de escape será su desastroso padre, un borracho y violento ex convicto que quiere ejercer de buen progenitor, incluso aunque eso ponga en riesgo su propia vida. Dirigida por Jean-François Richet (Una semana en Córcega), esta mezcla de acción y thriller tiene un reparto que se completa con William H. Macy (La habitación), Diego Luna (Elysium), Thomas Mann (Memoria) y Erin Moriarty (Los amos del barrio).

Muy diferente es el thriller Criminal, coproducción inglesa y norteamericana que recupera un viejo tema policíaco utilizado en varios films de corte fantástico. Con el objetivo de detener una conspiración diabólica, las fuerzas de seguridad deciden implantar los recuerdos, secretos y habilidades de un agente de la CIA muerto en una misión, en un impredecible y violento convicto, de modo que el agente pueda terminar el trabajo en el cuerpo de un hombre cuya vida no parece importarle a nadie. Dirigida por Ariel Vromen (The Iceman), la cinta cuenta con un interesante reparto encabezado por Kevin Costner (3 días para matar), Ryan Reynolds (Deadpool), Gary Oldman (El niño 44), Tommy Lee Jones (Malavita), Gal Gadot (Batman v Superman: El amanecer de la Justicia), Alice Eve (Misconduct), Jordi Mollà (Mi familia italiana) y Michael Pitt (serie Hannibal).

Entre los estrenos puramente europeos destaca la francesa Los visitantes la lían (en la Revolución Francesa), nueva entrega de la famosa saga de comedias que sitúa a los dos protagonistas de la Edad Media atascados en los corredores del tiempo y aterrizando en la Revolución Francesa, cuando los descendientes del escudero Delcojón saquean el castillo de los descendientes del conde Godofredo. Dirigida por Jean-Marie Poiré (Mi mujer se llama Mauricio), la cinta vuelve a contar con Jean Reno (Escuadrón de élite) y Christian Clavier (No molestar) como principales actores, a los que se suman Karin Viard (Grandes familias), Franck Dubosc (Bis), Sylvie Testud (French women) y Marie-Anne Chazel (Fanny).

Desde Italia llega La espera, drama basado en la obra de Luigi Pirandello que dirige Piero Messina en el que supone su debut en el largometraje. El argumento gira en torno a una mujer que pasa sus días en una solitaria villa de Sicilia. Hasta allí se desplaza su hijo y la novia de éste para pasar la Pascua. Cuando el joven sale y las dos mujeres se quedan a solas, desconocidas la una de la otra, comienza una conversación que llevará a los personajes a descubrir sus secretos. Juliette Binoche (Godzilla), Giorgio Colangeli (Cloro), Domenico Diele (Mia madre) y Lou de Laâge (Respire) son los principales actores.

España y México colaboran en El elegido, drama histórico con dosis de thriller que narra el asesinato de León Trotsky en México a manos de un comunista español. Dirigida por Antonio Chavarrías (Dictado), la película cuenta con un reparto internacional encabezado por Hannah Murray (serie Juego de tronos), Alfonso Herrera (La dictadura perfecta), Henry Goodman (Altamira), Julian Sands (Me), Emilio Echevarría (Memoria de mis putas tristes) y Frances Barber (Mr. Holmes).

Pasamos a los estrenos puramente españoles, y entre ellos destaca lo nuevo de Imanol Uribe (El viaje de Carol) como director, Lejos del mar, drama de 2015 que gira en torno a un hombre que, al salir de la cárcel, recorre media España para ir a ver a su compañero de celda, que arrastra una enfermedad terminal. Sin embargo, termina tropezándose con la doctora que le atiende, una mujer con la que tuvo un encuentro terrible hace años y que marcó para siempre la vida de ambos. El reparto está encabezado por Elena Anaya (La piel que habito), Eduard Fernández (Felices 140), José Luis García Pérez (Impávido) e Ignacio Mateos (La mula).

También es interesante Cerca de tu casa, drama musical dirigido por Eduard Cortés (The Pelayos) con el problema de los desahucios como telón de fondo. La trama se centra en una mujer que debe volver a casa de sus padres junto a su marido y su hija al ser echada del piso en el que vivían. Pero junto a ella, la cinta muestra el drama al que se enfrenta el empleado del banco, vecino de la familia, que debe ejecutar una orden que detesta. Y también los remordimientos del policía que debe echarles, y que vive atormentado. La película está protagonizada por Silvia Pérez Cruz, Lluís Homar (La fossa), Adriana Ozores (Nacidas para sufrir), Manuel Morón (Cuento de verano) y Oriol Vila (La punta del iceberg).

Diferente es el género de La puerta abierta, comedia dramática centrada en una mujer que vive con su madre y que, al igual que ella, en su día fue prostituta. Los problemas con sus vecinos no hacen más que aumentar, pero la llegada de un inesperado miembro a esta extraña familia le dará una oportunidad de encontrar la felicidad. Ópera prima de Marina Seresesky, la cinta cuenta en su reparto con Carmen Machi (Rumbos), Terele Pávez (Las brujas de Zugarramurdi), Asier Etxeandia (La novia), Paco Tous (Somos gente honrada), Sonia Almarcha (Orson West) y Mar Saura (serie El ministerio del tiempo).

Anuncios

Llegan ‘Los Vengadores’ entre jugadores de casino, dramas sectarios y casas encantadas


Para muchos espectadores de España (y de muchos otros países) el viernes 27 de marzo de 2012 era una fecha señalada en el calendario. Los Vengadores, posiblemente el evento cinematográfico más importante del año (con permiso de otros superhéroes), por fin llega a las pantallas. Y lo hace con toda una maquinaria, la de Marvel, experta no solo en este tipo de macroproyectos, sino en abonar el camino para que sus personajes, sus tramas y los conflictos que se presentarán resulten, al menos, reconocibles al gran público. Pero no es el único estreno importante de la semana: The PelayosMartha Marcy May MarleneLa maldición de Rookford son algunos de los interesantes títulos que harán las delicias de todo tipo de gustos.

Sin duda, Los Vengadores llegan con la idea de adueñarse de la taquilla durante varias semanas. Antecedentes no le faltan, si bien han tenido una fortuna desigual entre el gran público. Mientras las historias de Iron Man y el Capitán América triunfaban en taquilla, las de Hulk, y en menor medida, la de Thor no veían cumplidas del todo sus expectativas. En cualquier caso, los actores de aquellas se ponen a las órdenes de Joss Whedon, creador de series como Buffy, la cazavampirosDollhouse. Básicamente, su trama aborda la necesidad de reunir a todos los superhéroes aparecidos en las anteriores películas frente a un enemigo que amenaza con destruir la Tierra y al que los ejércitos del mundo (o, como suele ocurrir, el de Estados Unidos) no puede hacer frente. Desde luego, la acción está más que asegurada, y a tenor del mimo con el que Marvel cuida las tramas, a buen seguro que hará las delicias de todos los espectadores. Solo falta averiguar si el 3D le hace más bien que mal.

Y, como ya hemos mencionado, el reparto es de auténtico lujo: Robert Downey Jr. (Salidos de cuentas) repite como Iron Man; Chris Hemsworth (Cash) hace lo propio con Thor, al igual que Chris Evans (Dime con cuántos) como Capitán América. Igualmente, Nick Furia vuelve a tener los rasgos de Samuel L. Jackson (Pulp Fiction) y la Viuda Negra la belleza de Scarlett Johansson (Diario de una niñera). Jeremy Renner (En tierra de hombres) y su Ojo de Halcón repiten, esta vez con más protagonismo. La única cara nueva es la de Mark Ruffalo (Los chicos están bien), que recoge el testigo de Eric Bana y Edward Norton como Hulk. A semejante reparto se suman secundarios como Gwyneth Paltrow (Amor ciego) o Stellan Skarsgård (Los fantasmas de Goya).

El otro gran estreno de la semana tiene sello español en todos sus aspectos. Basada en una historia real de un hombre que logró descifrar un sistema para ganar siempre en los casinos basándose en la imperfección de las ruletas, The Pelayos narra en un formato relativamente similar al de Occean’s Eleven (2001) la vida de un grupo de jóvenes que, siguiendo dicho método, logran hacerse con una suma de dinero que nunca creerían poder llegar a ver. Dirige esta propuesta que mezcla comedia con drama y thriller Eduard Cortés (Otros días vendrán), quien también participa en el guión. Frente a la cámara caras conocidas del cine español e internacional como son Daniel Brühl (Malditos bastardos), Lluís Homar (Eva), Miguel Ángel Silvestre (Lo mejor de Eva), Eduard Fernández (La piel que habito), Sonia Casademont (La mosquitero) y Blanca Suárez (Carne de neón).

El drama y el terror centran los otros grandes estrenos del 27 de marzo. El drama bajo el título de Martha Marcy May Marlene, dirigida por Sean Durkin, en lo que supone su debut en el largometraje, y protagonizada por Elizabeth Olsen (Luces rojas), Sarah Paulson (Abajo el amor) y Hugh Dancy (El rey Arturo) entre otros rostros reconocibles de la pequeña pantalla. La cinta presenta a una joven que trata de huir de una secta en la que se había involucrado, así como de su carismático líder. Para ello busca refugio en una hermana de la que se distanció hace tiempo, pero la obsesión y el trastorno por sospechar que podrían perseguirla la lleva a una situación donde realidad y ficción se funden.

En cuanto al terror, llega de la mano de La maldición de Rookford, de nuevo una ópera prima, esta vez de Nick Murphy. La protagonista es Rebecca Hall (The Town, ciudad de ladrones), que se mete en la piel de una investigadora de casos paranormales cuyo fin último es desenmascarar los fraudes. Su obsesión le lleva a aceptar el encargo de un caso ocurrido en un internado de niños y, si bien al principio todo parece apuntar a una broma infantil, un hecho cambiará su forma de ver las cosas para siempre. Todo ello en pleno año 1921. Sin duda, un film con un marcado sabor tradicional, en el que el miedo y la ansiedad se generan a través de sombras, sonidos y ambientación. Completan el reparto Dominic West (John Carter) e Imelda Staunton (El secreto de Vera Drake).

 Las nieves del Kilimanjaro, otro de los estrenos del fin de semana, toma su punto de partida de un poema de Víctor Hugo. Dirigida por Robert Guédiguian (Presidente Mitterrand), la historia pivota alrededor de una pareja que parece tenerlo todo en la vida: sus hijos y nietos les adoran, sus amigos les respetan y tienen la libertad de expresar sus puntos de vista políticos y sindicales sin ninguna coacción externa o interna. Pero todo cambia cuando dos hombres les roban los anillos de casados y las tarjetas de crédito, haciendo añicos ese mundo y descubriendo las verdaderas miserias de la relación. Jean-Pierre Darroussin (Largo domingo de noviazgo) y Ariane Ascaride (La ciudad está tranquila) son los dos principales protagonistas de este drama francés.

Desde Polonia llega con dos años de retraso El bautizo, de Marcin Wrona (Moja Krew). Este drama con tintes de intriga aborda el conocido tema del pasado y cómo vuelve para ponernos a prueba. Esta vez en la forma de un viejo amigo con el que el protagonista, casado y a punto de ser padre, comparte un oscuro secreto. Protagonizan la historia Iwona Bielska (Wesele), Krzysztof Czeczot (Dom zly), Mieczyslaw Fiodorow (Oko boga) y Andrzej Franczyk (Korowód).

El elenco de estrenos se completa con una cinta de animación por ordenador, The wish fish, coproducida entre España e India. Los directores Gorka Vázquez e Iván Oneka, a través de la aventura y la comedia, especulan con lo que cualquier niño ha deseado alguna vez: que el pescado que no quiere comerse desaparezca. El problema es que el protagonista de la historia lo desea delante de un pez de los deseos, por lo que sus ganas de que unos extraterrestres se lleven todo el pescado del planeta se vuelve realidad, poniendo en peligro la estabilidad de la Tierra.

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: