‘Vengadores: Endgame’: y Marvel reinventó el cine


En una época de series y consumo inmediato, Marvel ha logrado, una vez más, lo imposible: que nos sentemos tres horas seguidas para ver lo que podría calificarse como el evento del año… no, de la década… no, del cine moderno. No dudo que haya detractores del cine de superhéroes, considerándolo poco menos que un producto de marketing pensado para adolescentes y frikis. Y aunque haya algunas películas que puedan responder a ese estereotipo, la Casa de las Ideas ha demostrado que este género es algo más. Vengadores: Endgame es la prueba definitiva de ello.

La película de los hermanos Russo, autores la precedente Vengadores: Infinity war, es sencillamente indescriptible. Y contrariamente a lo que pueda pensarse, no lo es por el aluvión de efectos digitales que contiene. Ni siquiera por la inmensidad de su trama. Lo es por la complejidad de sus personajes, por el desarrollo dramático de unos acontecimientos trágicos y traumáticos y el modo en que un grupo de personajes deciden afrontarlos. Esto confirma que toda buena película necesita explorar las motivaciones, los miedos y los deseos de sus personajes, llevarlos a situaciones límite y mostrar cómo reaccionan ante ellas. Y da igual cuál sea el contexto. En el caso que nos ocupa, todo ello con un inteligente toque humorístico en los momentos adecuados, aliviando la tensión dramática. El único problema, si es que puede considerarse así, es que existen tantos personajes que muchos quedan relegados a meros testimonios presenciales.

Pero Vengadores: Endgame es más, muchísimo más. Ahora que las series de televisión parecen haberse adueñado del entretenimiento, esta película confirma que si la pequeña pantalla puede beber de influencias cinematográficas, el séptimo arte puede hacer lo propio con el formato episódico. Desde este punto de vista, esta conclusión podría entenderse como el último capítulo de una primera temporada que ha durado 11 años y ha tenido 22 capítulos. Y en cierto modo, así está planteado. Desde que se estrenara Iron Man en 2008 todo lo que se ha visto en cada una de las películas estaba perfectamente planificado para formar parte de una macrohistoria mucho mayor y compleja que ha derivado en este ‘fin de partida’. No se trata simplemente de presentar personajes y juntarlos luego en otra película. No, cada acontecimiento, cada cambio, trauma, decisión y victoria (o derrota) han definido todo para llegar a este punto. Y esa es la esencia misma de cualquier producción seriada.

Y por si hubiera dudas de ello, la propia estructura dramática del film se encarga de asentar la idea. A lo largo de su desarrollo (y sin desvelar nada de la trama), la cinta viaja por el pasado de los personajes y por momentos de otros títulos de Marvel tanto física como psicológicamente. El espectador asiste a una introspección mucho mayor de los héroes que durante más de una década le han acompañado. Se produce así una mayor comprensión de sus motivaciones, de sus decisiones, de su ira y su temor. Pero sobre todo se logra un grado de empatía con todos ellos difícil de alcanzar en un film normal y corriente. A esto contribuye, claro está, haberles visto crecer a lo largo de cada film. Posiblemente muchos ya os hayáis dado cuenta, pero esta descripción de personajes es exactamente la misma que se puede hacer en una serie, que basa buena parte de su éxito en que los personajes pueden desarrollarse durante más tiempo que en una película.

Si no he mencionado nada de los efectos especiales o la acción no ha sido deliberado. Es sencillamente que la profundidad dramática de la cinta relega las espectaculares batallas a un segundo plano. Tal es la complejidad de Vengadores: Endgame. Y tal es el homenaje que Marvel rinde a sus fans, a los que ofrece un producto final más que excepcional. Los hermanos Russo, con su habitual y notable pulso narrativo, logran que las tres horas de duración sean un suspiro. Su sello se deja ver en cada plano, especialmente en ese combate final con plano secuencia marca de la casa. ¿Y el final? Pues el que debería ser, ni más ni menos, títulos de créditos incluidos. La película deja clara una cosa: que es el fin de una era y que nada volverá a ser lo mismo. Pero también deja la sensación de estar ante algo tan grandioso que será difícil de superar, tanto en espectacularidad como en carisma de sus protagonistas. En los años 60 Marvel revolucionó los cómics; ahora ha hecho lo mismo con el concepto mismo del cine, traspasando la propia dimensión de película autoconclusiva o de la secuela.

Nota: 9,5/10

Anuncios

‘Capitana Marvel’: Brilla en la oscuridad, tal vez demasiado


Marvel quería su Mujer Maravilla. Después de más de una década con superhéroes masculinos (salvo contadas excepciones, y desde luego nunca en solitario), la Casa de las Ideas necesitaba de un personaje femenino que liderara una revolución en este universo cinematográfico. Más o menos como hizo DC con Wonder Woman allá por 2017. El resultado, aunque brilla en la oscuridad, no termina de ser lo que cabría esperar de ella. Y eso es porque la oscuridad nunca se apodera de la historia.

El planteamiento, de hecho, no es malo. Una protagonista que no recuerda su pasado, unos poderes que no controla, unos amigos y enemigos de los que sospecha, … Las bases dramáticas de Capitana Marvel son sólidas. Sin embargo, la apuesta es dotar al conjunto de luz y color, y no solo visualmente, sino narrativamente hablando. La apuesta por el humor, en algunos momentos un tanto infantil, restan gravedad a lo expuesto en pantalla. Además, el hecho de que personajes como los Skrull hagan gala de un sentido del humor como el que muestran no termina de encajar demasiado. A esto se suma que durante buena parte del segundo acto los personajes parecen dar vueltas sobre una misma idea sin terminar de resolver el enigma, como si hubiera que estirar la duración del film y no se supiera el modo correcto de hacerlo. Esto genera un doble efecto: por un lado, impedir una profundización dramática en los personajes (algunos de los cuales, por cierto, se puede intuir desde el principio de qué lado están), y por otro romper el ritmo narrativo que imprimen las secuencias de acción, cayendo en un tedio innecesario.

Pero que nadie se lleve a error. Estamos ante un entretenimiento puro y duro, con algunas secuencias de acción espléndidas y con un trasfondo emocional y dramático que, aunque no está tratado del todo bien, sí surte el efecto suficiente como para sentar las bases del personaje. Unos efectos visuales impecables, marca de la Casa de las Ideas, completan un festival de luz y color en el que los actores disfrutan para mostrar una complicidad entre ellos y entre los personajes que tampoco suele verse demasiado, y que también suele definir a las cintas de Marvel. Eso por no hablar de complementos secundarios como el famoso gato Goose, que termina por jugar un papel bastante importante en la estructura temporal de todas las películas que hasta ahora conforman este Universo Cinematográfico Marvel.

Al final, Capitana Marvel se acerca más a Guardianes de la galaxia que a Capitán América, pero funciona. De un modo sencillo, por momentos simple, pero funciona. Brie Larson (La habitación) es por derecho propio esta superheroína de poderes cósmicos, y aunque tal vez la película no imprima a su personaje el dramatismo que cabría esperar a tenor de su pasado, ella convierte a Carol Danvers en el referente femenino de este UCM. Podría ser mejor, más dramática, más oscura, incluso más trágica. Pero como presentación de personaje tiene la fuerza suficiente. Y a tenor de la primera escena postcréditos, todo apunta a que la versión más dramática está por venir.

PD.: el homenaje inicial a Stan Lee y su legado dentro y fuera de los cómics es imprescindible.

Nota: 6,5/10

Solo ‘Capitana Marvel’ puede salvar la ‘Mula’ de Eastwood


Cita señalada la de este viernes 8 de marzo. Este Día Internacional de la Mujer se celebra en el cine con un esperado estreno que, más allá de su contenido de fantasía, se ha promocionado como referente del feminismo o, al menos, como un icono de la lucha de la mujer. Pero no es el único estreno, ni mucho menos el único relevante. Este fin de semana es también el del regreso de un clásico del séptimo arte.

Pero comenzamos el repaso con Capitana Marvel, adaptación del personaje de Marvel Cómics en una aventura en solitario como paso previo a su integración en el Universo Cinematográfico Marvel. Dirigida a cuatro manos por Anna Boden y Ryan Fleck, directores de La última apuesta (2015), la trama aborda la historia de Carol Danvers, que se convertirá en una de las heroínas más poderosas de la Tierra cuando el planeta se vea en medio de una guerra galáctica entre dos razas alienígenas. Acción, ciertas dosis de humor y mucha espectacularidad es lo que promete esta superproducción hollywoodiense protagonizada por Brie Larson (Kong: La Isla Calavera), Samuel L. Jackson (Glass), Ben Mendelsohn (Robin Hood. Forajido, héroe, leyenda), Djimon Hounsou (Rey Arturo: La leyenda de Excalibur), Lee Pace (Revolt), Lashana Lynch (Brotherhood), Gemma Chan (London fields), Clark Gregg (serie Agentes de S.H.I.E.L.D.), Jude Law (El editor de libros) y Annette Bening (La excepción a la regla).

Muy diferente es Mula, nuevo film dirigido y protagonizado por Clint Eastwood (15:17 Tren a París) que, con capital estadounidense, se basa en un artículo del New York Times Magazine. El argumento de este thriller dramático se centra en un hombre de 80 años arruinado y que está a punto de perder su negocio por una ejecución hipotecaria. Desesperado, acepta un sencillo trabajo de conductor, sin saber que, en realidad, está haciendo de correo de drogas para un cártel mexicano. Lo hace tan bien que no solo continúa al volante, sino que la carga aumenta exponencialmente y se le asigna un controlador. Pero esto hace que entre en el radar de un agente de la DEA. Sus problemas de dinero desaparecen, pero sus errores del pasado regresan con más fuerza que nunca. Junto a Eastwood encontramos en el reparto a Bradley Cooper (Ha nacido una estrella), Laurence Fishburne (La última bandera), Michael Peña (Marte), Dianne West (Hermanísimas), Andy García (Geostorm), Alison Eastwood (The door) y Taissa Farmiga (El valle de la venganza), entre otros.

Pasamos ahora a los estrenos europeos, entre los que destaca 70 binladens, thriller español que tiene como protagonista a una mujer que, por diversas circunstancias, se encuentra en una situación límite en la que necesita 35.000 euros en 24 horas. Desesperada, acude al banco para solicitar un préstamo, pero antes de poder cerrar la operación dos atracadores irrumpen en la sucursal. La mujer hará todo lo que sea necesario para salir de allí con vida y con el dinero. Koldo Serra (Gernika) se pone tras las cámaras, mientras que entre los principales actores encontramos a Emma Suárez (Las furias), Hugo Silva (Despido procedente), Nathalie Poza (Julieta), Bárbara Goenaga (Operación Concha), Daniel Pérez Prada (Cómo sobrevivir a una despedida) y Susana Abaitua (Compulsión).

Terror y zombies es lo que propone La noche devora el mundo, adaptación francesa de la novela de Pit Agarmen que dirige Dominique Rocher en el que es su debut en el largometraje. La cinta arranca cuando un joven, en plena fiesta en un apartamento parisino, decide irse a dormir en una de las habitaciones. A la mañana siguiente descubre que todos los invitados se han convertido en muertos vivientes, y que la ciudad ha sido asolada. Anders Danielsen Lie (La odisea de Alice), Golshifteh Farahani (Shelter), Denis Lavant (Eva no duerme), Sigrid Bouaziz (Personal shopper) y David Kammenos (Los lioneses) encabezan el reparto.

También procede de Francia la comedia dramática Háblame de ti, que lleva a la pantalla grande el libro de Christian Streiff cuyo protagonista, un hombre de negocios respetado pero sin tiempo para el ocio o la familia, sufre un derrame cerebral que le afecta al habla y la memoria. En su rehabilitación recibe el apoyo de una joven logopeda con la que establecerá una estrecha relación que le permitirá conocerse a si mismo y construir una nueva vida. Hervé Mimran (Nous York) dirige esta cinta protagonizada por Fabrice Luchini (El juez), Leïla Bekhti (O los tres o ninguno), Rebecca Marder (Demandez la permission aux enfants), Igor Gotesman (Five) y Clémence Massart-Weit (Prisonnières).

Francia colabora con Islandia y Ucrania en La mujer de la montaña, thriller dramático con dosis de acción de 2018 centrado en una profesora de canto que declara la guerra a la industria local del aluminio que está contaminando su país. Y para ello no duda en arriesgar de cualquier forma si eso ayuda a proteger el medio ambiente de Islandia. Todo cambia con la llegada de una carta que le permite adoptar a una niña. Dirigido por Benedikt Erlingsson (De caballos y hombres), el film cuenta en su reparto con Halldóra Geirharðsdóttir (Kurteist fólk), Jóhann Sigurðarson (Rokland), Juan Camillo Roman Estrada (De caballos y hombres) y Jörundur Ragnarsson (Grimmd).

El último de los estrenos puramente europeos en imagen real es Cold November, drama realizado con capital procedente de Kosovo, Albania y la República de Macedonia que dirige Ismet Sijarina (Ama doren) cuya trama está ambientada en los años 90, cuando el Gobierno de Yugoslavia canceló la autonomía de Kosovo, disolvió su Parlamento y cerró la televisión nacional. La sociedad protestó pacíficamente en la calle, y en este contexto un archivista debe decidir entre dos opciones, ambas injustas. Finalmente, involuntariamente y de mala gana, elige una tragándose su vergüenza y lidiando con la mala reputación solo con el objetivo de poder dar bienestar a su familia. Entre los principales actores encontramos a Kushtrim Hoxha (Human zoo), Adriana Matoshi (The marriage), Emir Hadzihafizbegovic (Zaba), Fatmir Spahiu (Kukumi) y May-Linda Kosumovic (A dream).

La cinta más internacional es sin duda Las herederas, drama escrito y dirigido por Marcelo Martinessi y que supone su debut en el largometraje. Con capital paraguayo, brasileño, uruguayo, alemán, noruego y francés, la cinta se centra en la vida de dos sexagenarias que viven juntas desde hace más de 30 años. Hijas de familias de buena posición social, sus herencias les habían permitido vivir cómodamente sin trabajar, pero ahora que el dinero se ha acabado, no pueden hacer frente a su situación. Una de ellas termina en la cárcel por no poder pagar las deudas, y la otra empieza un servicio de taxi que le ayuda a mantenerse. A través de este servicio conoce a una joven glamurosa y 20 años más joven, que cambiará su forma de ver el mundo y de relacionarse consigo misma y con los demás. El reparto está encabezado por Ana Brun, Margarita Irun (Felipe Canasto), Ana Ivanova (Crisis), Nilda Gonzalez, María Martins y Alicia Guerra (serie La Chuchi).

En cuanto a la animación, la única propuesta es Corgi: Las mascotas de la reina, aventura con capital belga que gira en torno a un perro que es la mascota favorita de la reina de Inglaterra. Su vida en el Palacio de Buckingham es de auténtico lujo, aunque su arrogancia genera bastante irritación. Cuando provoca un incidente diplomático uno de sus compañeros lo aprovecha para traicionarle y es expulsado, teniendo que vivir como un perro callejero. Solo el amor le permitirá encontrar las herramientas necesarias para redimirse. Dirigida por Ben Stassen (El hijo de Bigfoot), entre las voces originales destacan las de Tom Courtenay (45 años), Jon Culshaw (Los años dorados de Hollywood), Jamal Fahim, Kulvinder Ghir (Level Up) y Sarah Hadland (Magicians).

Terminamos con el documental Muerte en León. Caso cerrado, film que revisa el asesinato de la presidenta de la Diputación de León, Isabel Carrasco, en 2014, así como el juicio posterior a las tres mujeres cómplices del crimen, una de ellas una policía local. La cinta, dirigida por Justin Webster (Seré asesinado) ofrece un final más concluyente a la investigación y a la serie que hace dos años causó un gran impacto al terminar con una revelación que planteaba más preguntas que respuestas.

Thriller, terror, comedia y drama protagonizan un largo fin de semana


Fin de semana largo para muchos españoles. La festividad del Día de la Hispanidad este jueves 12 de octubre va a permitir a muchos afortunados contar con más días de descanso que pueden traducirse en más días para acudir a las salas de cine. Es por eso que los estrenos se adelantan un día y se presentan con una oferta de lo más variada, tanto en géneros como en el público al que se dirigen. Thriller, terror, comedia y drama se dan cita en una semana dominada por adaptaciones y secuelas.

De hecho, el primero de los títulos adapta la novela de Jo Nesbø. Se trata de El muñeco de nieve, thriller policíaco con toques de terror que comienza cuando una joven desaparece con la primera nevada del invierno. La investigación de un detective le llevará a conectar el caso con una serie de crímenes sin resolver que parecen corresponder a un asesino en serie del que apenas se tienen pistas. Con la ayuda de una perspicaz agente el policía encajará todas las piezas para tratar de adelantarse al cruel asesino. Dirigida por Tomas Alfredson (El topo), esta cinta con capital norteamericano, sueco y británico está protagonizada por Michael Fassbender (Alien: Covenant), Rebecca Ferguson (Life), J.K. Simmons (El contable), Val Kilmer (Cinema Twain), James D’Arcy (Dunkerque), Chloë Sevigny (The dinner) y Charlotte Gainsbourg (Independence Day: Contraataque).

Terror en estado puro es lo que ofrece la estadounidense Annabelle: Creation, precuela del a su vez spin off de la saga ‘Expediente Warren’ que narra los orígenes de la malvada muñeca. En esta ocasión la historia se centra en un fabricante de muñecas y su mujer que perdieron trágicamente a su hija hace años. Cuando una monja y varias niñas procedentes de un orfanato clausurado se presentan ante su puerta, la pareja decide acogerlas, pero las niñas pronto pasarán a ser el objetivo de la muñeca Annabelle. David F. Sandberg (Nunca apagues la luz) se pone tras las cámaras para aterrorizar y dirigir a Stephanie Sigman (Spectre), Talitha Eliana Bateman (La quinta ola), Lulu Wilson (Líbranos del mal), Philippa Coulthard (After the dark) y Grace Fulton (Badland), entre otros.

Este fin de semana supone también el regreso de dos conocidos directores. Por un lado, Steven Soderberg (serie The knick) presenta La suerte de los Logan, comedia dramática con el crimen como telón de fondo cuya historia arranca cuando dos hermanos sin demasiadas luces tratan de perpetrar un atraco en plena carrera del Nascar en Carolina del Norte, para lo que buscarán un equipo de criminales de lo más variopinto. En el reparto destacan los nombres de Channing Tatum (Los odiosos ocho), Adam Driver (Silencio), Katherine Waterston (Steve Jobs), Daniel Craig (Skyfall), Sebastian Stan (Capitán América: Civil War), Seth MacFarlane (Mil maneras de morder el polvo), Katie Holmes (La dama de oro) y Hilary Swank (Deuda de honor).

Por otro, Marc Webb (The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro) regresa a la gran pantalla con Canción de Nueva York, intenso drama que sigue la vida de un joven graduado cuyo mundo da un vuelco cuando descubre que su padre tiene una amante. Indignado, trata por todos los medios de destruir esa relación, pero los acontecimientos se precipitan cuando termina por quitarle la amante. Kate Beckinsale (Underworld: Guerras de sangre), Jeff Bridges (Comanchería), Callum Turner (Assassin’s Creed), Kiersey Clemons (Malditos vecinos 2), Pierce Brosnan (serie The son), Cynthia Nixon (Retales de una vida) y Tate Donovan (Manchester frente al mar) encabezan el reparto.

La última de las producciones puramente estadounidenses es El castillo de cristal, drama biográfico que adapta el libro de Jeannette Walls, una exitosa periodista que oculta un importante secreto: durante su juventud vivió de forma nómada con una madre pintora y un padre alcohólico incapaces de responsabilizarse de sus hijos y que trataban de ocultar su pobreza dejando volar la imaginación de los pequeños. Destin Daniel Cretton (Las vidas de Grace) es el encargado de poner en imágenes esta historia protagonizada por Brie Larson (Kong: La isla calavera), Woody Harrelson (La guerra del planeta de los simios), Naomi Watts (Mientras seamos jóvenes), Max Greenfield (Reencuentro de amigos), Sarah Snook (La modista) y Ella Anderson (Es la jefa).

Estados Unidos, Canadá y Corea del Sur colaboran en Operación Cacahuete 2. Misión: Salvar el parque, continuación del film animado de 2014 que llegó el miércoles y que dirige Cal Brunker (Operación escape). Su trama arranca cuando un malvado alcalde planea demoler Liberty Park para construir un peligros parque de atracciones. Los animales del parque deberán plantar cara para defender su hogar. Entre las voces originales de esta cinta, que también puede verse en 3D, destacan las de Will Arnett (Ninja Turtles: Fuera de las sombras), Katherine Heigl (Hogar no tan dulce hogar), Maya Rudolph (Nuestro sitio), Bobby Cannavale (Ant-Man), Jackie Chan (Atrapa a un ladrón) y Peter Stormare (John Wick: Pacto de sangre).

El cine español está representado por Fe de etarras, cinta dirigida por Borja Cobeaga (Negociador) y cuyo estreno será a través de Netflix. La trama, ambientada en 2010, sigue a un particular comando formado por un veterano que necesita demostrar que no es un cobarde, una pareja cuya continuidad está ligada a la del comando, y un manchego que piensa que entrar en el equipo le hará sentir como Chuck Norris. Los cuatro se atrincheran en un piso franco a la espera de recibir la llamada que les permita pasar a la acción. Y mientras esperan, todo el país celebra que la selección española arrasa en el Mundial de Sudáfrica, para mayor frustración de estos curiosos etarras. El reparto está encabezado por Javier Cámara (La reina de España), Julián López (El tiempo de los monstruos), Gorka Otxoa (Los miércoles no existen), Miren Ibarguren (Una hora más en Canarias) y Tina Sáinz (2 francos, 40 pesetas).

Entre el resto de estrenos destaca Mal genio, producción con capital procedente de Francia y Myanmar que llega a la cartelera el viernes 13 y que, tomando como punto de partida la autobiografía de la actriz Anne Wiazemsky, narra el romance entre el director Jean-Luc Godard y la actriz durante el rodaje de la película La Chinoise (1967). Romance que terminaría con un divorcio 12 años después. Tras las cámaras está Michel Hazanavicius (The Artist), mientras que entre los principales actores destacan Louis Garrel (Mi amor), Stacy Martin (Taj Mahal), Bérénice Bejo (Felices sueños), Grégory Gadebois (Golpe de calor) y Micha Lescot (Maestro).

Argentina y España ponen el capital para la comedia de acción Sólo se vive una vez, ópera prima de Federico Cueva cuyo argumento arranca cuando un estafador entra en conflicto casi sin darse cuenta con un poderoso jefe mafioso. Perseguido por este clan familiar, deberá esconderse haciéndose pasar por un judío de una comunidad ortodoxa. Peter Lanzani (Hipersomnia), Gérard Depardieu (La Dream Team), Santiago Segura (Como reinas), Hugo Silva (Tenemos que hablar) y Carlos Areces (Cuerpo de élite) son algunos de los nombres que conforman el reparto.

Aunque posiblemente la cinta más internacional sea Una mujer fantástica, drama con capital chileno, estadounidense, alemán y español que gira en torno a la vida de una mujer transexual y cómo cambia su mundo cuando el hombre al que ama muere en sus brazos. Considerada como una aberración por la familia de su pareja, su condición de transexual será suficiente motivo para que la policía investigue las causas de la muerte y su posible implicación en ella. Sebastián Lelio (Gloria) dirige y colabora en el guión de esta cinta que se estrena el viernes 13 y en cuyo reparto encontramos a Daniela Vega (La visita), Francisco Reyes (Neruda), Luis Gnecco (Aquí no ha pasado nada), Aline Küppenheim (Allende en su laberinto) y Amparo Noguera (Desastres naturales).

Finalizamos el repaso a las novedades con Abrir puertas y ventanas, film de 2011 con producción argentina, suiza y de los Países Bajos que dirige Milagros Mumenthaler en el que es su debut en el largometraje de ficción. La trama, en clave dramática, se centra en tres hermanas que deben aprender a superar, cada una a su modo, la muerte de su abuela. El tiempo que pasan juntas está cargado de risas, discusiones, cariños y comentarios perversos, pero todo cambia cuando, un día, una de ellas desaparece. Entre los principales actores de esta cinta, que también adelantó su estreno al miércoles, destacan María Canale (Los del suelo), Martina Juncadella (Los santos sucios), Julián Tello (Todos mienten) y Ailín Salas (La mirada invisible).

‘Kong: La Isla Calavera’: el olor del napalm por la mañana


Realizar la enésima película sobre un personaje o una misma historia siempre es una apuesta arriesgada. Contar algo diferente, no caer en tópicos, etc., suelen ser problemas añadidos a la ya de por sí difícil tarea de componer una historia. De ahí que resulte tan satisfactorio encontrarse con un producto como la nueva versión de King Kong, una grata sorpresa que esconde varias interpretaciones a medida que se avanza en su trama y se rasca un poco sobre esa superficie de serie B maquillada con gran presupuesto y un puñado de estrellas que disfrutan como niños.

Porque, en efecto, Kong: La Isla Calavera es un entretenimiento en todos los sentidos. Visualmente espectacular, la labor de Jordan Vogt-Roberts (The kings of summer) no se limita únicamente a narrar la historia, sino que aprovecha con inteligencia las posibilidades que ofrece la perspectiva de tamaños entre el gigantesco simio y los diminutos humanos. La llegada a la isla, sin ir más lejos, es uno de los momentos más espectaculares del cine de acción de los últimos meses, combinando ritmo y belleza visual a partes iguales. Y cómo no, las inevitables luchas entre monstruos de proporciones ciclópeas que harán las delicias de cualquier aficionado al género.

Aunque desde luego, lo más interesante es el guión, lo cual puede parecer obvio pero es todo un logro para este tipo de films. Sin apenas carencias de ritmo, el desarrollo dramático combina adrenalina y narrativa casi a partes iguales y, lo que es más atractivo, ofrece una interpretación diferente no solo de este argumento, sino de la visión general de este personaje a lo largo de los años. Con la guerra de Vietnam como telón de fondo, la cinta se afana en dibujar un ejército americano obsesionado con un enemigo al que no puede derrotar, y al que quiere aniquilar incluso cuando está de su parte, con algunas referencias a clásicos del cine que no deberían ser pasadas por alto (entre ellas, cómo no, Apocalypse Now). Algo muy diferente a la imagen de atracción de feria que tiene este enorme mono en las versiones ambientadas en los años 20.

Quizá el mayor problema sean los arquetípicos personajes de su historia y la imperiosa necesidad de transitar algunos lugares comunes en su arco narrativo. Esto, sin duda, resta complejidad a la trama, pero lo cierto es que tampoco la busca. Kong: La Isla Calavera es lo que quiere ser, un divertimento sin mayor preocupación que la de evadir al espectador durante un par de horas. Pero si además lo hace aportando algo más de trasfondo y crítica política y social, mejor que mejor.

Nota: 7/10

‘El fundador’ se lanza a buscar ‘Gold’ en la isla calavera de King Kong


Poco a poco van llegando las películas llamadas a llenar las salas. O al menos a intentarlo. Si hace siete días era la hora de los superhéroes, este viernes, 10 de marzo, es el turno de los animales gigantescos. Pero las nuevas versiones de historias conocidas no es lo único que se estrena. Hechos reales y mucho cine internacional es lo que aterriza hoy en las salas de cine de toda España.

Aunque lo primero es lo primero. Kong: la isla calavera es la nueva versión de la historia del famoso gorila gigantesco que, como es habitual, comienza cuando un grupo de exploradores y militares dan con una isla en el Pacífico siguiendo las leyendas de que en ella habitan criaturas prehistóricas y monstruosas. Al llegar allí, en efecto, se topan con estos seres, pero también con el enorme gorila rey de esa isla. Su única oportunidad de salvarse es el amor que el animal parece sentir por una de las mujeres de la expedición. Aventura, acción y muchos efectos para esta cinta dirigida por Jordan Vogt-Roberts (The kings of summer) y que cuenta en su reparto con Tom Hiddleston (La cumbre escarlata), Brie Larson (La habitación), Samuel L. Jackson (La leyenda de Tarzán), John Goodman (Calle Cloverfield 10), John C. Reilly (Langosta), Toby Kebbell (Un monstruo viene a verme) y Thomas Mann (Project X).

Muy diferente es el drama biográfico El fundador, cinta dirigida por John Lee Hancock (Al encuentro de Mr. Banks) que narra la historia de Ray Kroc, un vendedor de Illinois que en los años 50 conoció a los hermanos McDonald, propietarios de una hamburguesería con un sistema único de cocina. Solo él fue capaz de ver el potencial del negocio, y poco a poco fue posicionándose hasta arrebartarles la idea y convertirla en el imperio McDonald’s. Michael Keaton (Spotlight), Laura Dern (Alma salvaje), Patrick Wilson (Expediente Warren: El caso Enfield), Linda Cardellini (Padres por desigual), Nick Offerman (Knight of cups) y John Carroll Lynch (Jackie) encabezan el reparto.

Y aunque no se basa en una historia real, Gold sí utiliza las historias de muchos personajes auténticos para narrar la aventura de un explorador cuya suerte, en horas bajas, cambia cuando descubre una mina de oro. Sin embargo, lo más difícil será mantener su nueva fortuna alejada de las garras de todos aquellos que quieren su parte del pastel. Con dosis de drama y thriller, el film está dirigido por Stephen Gaghan (Syriana) y protagonizado por Matthew McConaughey (Los hombres libres de Jones), Edgar Ramírez (Joy), Bryce Dallas Howard (Jurassic World), Corey Stoll (Ant-Man), Toby Kebbell, que hace doblete en los estrenos, Rachael Taylor (serie Jessica Jones) y Bill Camp (Jason Bourne).

El estreno español de la semana es Zona hostil, ópera prima de Adolfo Martínez Pérez que utiliza un hecho real ocurrido en 2012 para narrar cómo a un convoy norteamericano escoltado por la Legión española le estalla una mina al norte de Afganistán. El grupo queda a cargo de un inexperto teniente, que debe esperar a la dotación de rescate. Pero cuando esta llega en helicóptero, el suelo cede bajo el aparato, dejándolo inutilizado y aislando a rescatadores y rescatados. La única salida parece ofrecerla un descabellado plan, pero para poder ejecutarlo los soldados deberán sobrevivir al ataque nocturno del enemigo. Este drama bélico cuenta en su reparto con Ariadna Gil (Vivir es fácil con los ojos cerrados), Raúl Mérida (serie Isabel), Roberto Álamo (Que Dios nos perdone), Antonio Garrido (La playa de los ahogados), Jacobo Dicenta (Camarón), Ismael Martínez (Faraday) e Ingrid García Jonsson (Toro).

También bélica, y también basada en un hecho real, es Land of mine: Bajo la arena, film producido en 2015 entre Dinamarca y Alemania que narra como, tras la II Guerra Mundial, un grupo de soldados alemanes es capturado por el ejército danés y llevado a una idílica playa en la que pueden ser libres siempre y cuando eliminen antes las cerca de 45.000 minas allí enterradas. Durante esos delicados trabajos un sargento danés empezará a apreciar a los hombres detrás del horror que causaron los nazis. Escrito y dirigido por Martin Zandvliet (Dirch), este testimonio anti bélico está protagonizado por Roland Møller (Secuestro), Mikkel Boe Følsgaard (Rosita), Laura Bro (Un asunto real), Louis Hofmann (Tom Sawyer), Joel Basman (Dawn) y Oskar Bökelmann (Die Vermissten).

Con algo de retraso también llega La comunidad de los corazones rotos, comedia dramática francesa de 2015 que tiene como escenario un edificio de los suburbios y un ascensor averiado. A través del encuentro de seis personajes esta cinta dirigida por Samuel Benchetrit (Chez Gino) aborda la ternura, el respeto y la compasión del ser humano. Isabelle Huppert (Luces de París), Valeria Bruni Tedeschi (El capital humano), Michael Pitt (Siete psicópatas), Gustave Kervern (En un patio de París) y Jules Benchetrit (Reencontrar el amor) encabezan el reparto.

Francia, Bélgica y Suiza colaboran en 9 meses (Keeper), drama romántico realizado en 2015 por Guillaume Senez en lo que supone su debut en el largometraje. La trama gira en torno a dos jóvenes quinceañeros enamorados que descubren juntos la sexualidad. Todo cambia cuando ella descubre que está embarazada, algo que él no asume bien al principio. Sin embargo, poco a poco la idea de ser padre le irá conquistando. El reparto está encabezado por Kacey Mottet Klein (Sister), Corentin Lobet (Una dama en París), Sam Louwyck (El país de las maravillas), Laetitia Dosch (Un amor de verano) y Galatéa Bellugi (Les yeux clairs).

Francia también colabora, junto a Brasil en este caso, en Doña Clara (Aquarius), film escrito y dirigido por Kleber Mendonça Filho (O Som ao Redor) que, en clave dramática, narra la lucha de una ex crítica musical contra un promotor inmobiliario que ha comprado todos los pisos del edificio en el que ella vive, situado frente al paseo marítimo. Una lucha que llevará a la mujer a reflexionar sobre su vida, su pasado y sus seres queridos. Entre los actores principales destacan Sonia Braga (Lope), Maeve Jinkings (Falsa Loura) e Irandhir Santos (Tatuagem).

Lejos de los estrenos europeos, también llega a la cartelera Yo no soy Madame Bovary, comedia china que arranca cuando una mujer organiza un falso divorcio para poder acceder a un segundo apartamento. Sin embargo, su marido vuelve a casarse de forma inesperada, lo que obliga a la mujer a recurrir al juzgado. Tras ser acusada por su marido, ella se embarca en un viaje de diez años para restaurar su reputación. Dirigida por Feng Xiaogang (El funeral del jefe), la película cuenta con Fan Bingbing (X-Men: Días del futuro pasado), Fan Wei (Ciudad de vida y muerte), Li Zonghan (Hushed road), Guo Tao (Regreso a casa) y Chengpeng Dong (One night surprise) entre sus principales actores.

En lo que a documental se refiere, la única propuesta de la semana es Uncle Howard, cinta dirigida por Aaron Brookner (The silver goat) que recupera la vida y obra del director Howard Brookner a través de un viaje realizado por su sobrino, que le lleva a encontrar las latas de sus films en un refugio subterráneo.

Los Oscar dejan muchas sorpresas entre algunos premios previstos


'Mad Max: Furia en la carretera', 'El renacido' y 'Spotlight' ha sido las grandes triunfadoras de los Oscar 2016.Puede sonar demasiado evidente, pero la 88ª edición de los premios Oscar ha combinado sorpresas y reconocimientos previsibles casi a partes iguales. Vamos, como suele ocurrir año tras año. Pero más allá del carácter reivindicativo de algunos discursos, este año destaca porque las sorpresas han estado distribuidas de forma irregular. Eso cuanto menos. Que finalmente haya sido Mad Max: Furia en la carretera la cinta con más estatuillas (un total de seis) ya define a la perfección lo que representan estos premios en esta edición.

Desde luego, la mayor sorpresa la ha dado Spotlight, que se ha llevado solo Mejor película y guión original. No es infrecuente que esto ocurra, la verdad, pero sí resulta curioso que finalmente haya sido este film el premiado cuando este año ha habido cintas mucho más completas que habrían merecido algún reconocimiento más. Y hablando de reconocimientos, el premio a Mark Rylance por El puente de los espías cabría interpretarlo en dos sentidos. Por un lado, el reconocimiento a la labor de este actor, cuyo papel es relativamente pequeño en el film. Por otro, una especie de disculpa a Steven Spielberg (La guerra de los mundos) al no haber recibido más nominaciones para su última joya.

Por lo demás, pocas novedades bajo los focos de Hollywood. Posiblemente que Leonardo DiCaprio se haya llevado su merecido y esperado Oscar, discurso medioambiental incluido, sea de lo menos interesante de una noche que pasará a la historia por un detalle tal vez insignificante, pero indudablemente revelador: Alejandro González Iñárritu, director de El renacido, se lleva por segundo año consecutivo el Oscar a Mejor director, algo que ha ocurrido en muy pocas ocasiones. Y ha sido los latinos, ahora que está en boca de todo el mundo el racismo de Hollywood por no nominar a actores y directores afroamericanos, los que han acaparado este premio en las tres últimas ediciones. Y al igual que Iñárritu, Emmanuel Lubezki también repite, en su caso como Mejor fotografía por la cinta de supervivencia más angustiosa de los últimos años.

Otra curiosidad. A pesar de las grandes canciones que siempre han tenido las películas de James Bond, nunca habían ganado un Oscar hasta que llegó Adele y su maravillo ‘Skyfall’. Bueno, pues el siguiente film del agente secreto más famoso del cine vuelve a repetir hazaña, esta vez gracias a la voz de Sam Smith en ‘Writing’s on the Wall’. Y ya que estamos en la música, no hay que pasar de largo la mención a Ennio Morricone, autor de algunas de las grandes bandas sonoras del cine y que recibe, a sus 88 años (los mismos que tiene Oscar, por cierto), este premio por primera vez gracias a Los odiosos ocho. Al menos esta injusticia cinematográfica se ha resuelto a tiempo.

En definitiva, unos premios muy repartidos, es cierto, pero con un sabor de boca extraño. Que tantas y tan buenas películas sean reconocidas siempre es bueno, incluso imprescindible, pero en esta ocasión el reparto de estatuillas ha sido un tanto extraño. Que la denuncia sobre los abusos de la Iglesia Católica en Boston solo logre dos estatuillas parece más un intento por evidenciar la denuncia social que por reconocer sus méritos (muchos más que los de guión y película, si realmente se quieren reconocer). Y que solo Brie Larson haya sido premiada por La habitación limita notablemente la realidad dramática de este film. Todo ello invita a pensar, y eso es algo que cada vez parece confirmarse más, que las mejores películas del año no son las que reciben más premios. Ni siquiera las que reciben los premios más importantes. Son aquellas, si es que la calidad se puede medir de forma objetiva, que más candidaturas acaparan.

A continuación os dejo la lista de Ganadores de la 88ª edición de los Oscar.

Mejor película: Spotlight.

Mejor director: Alejandro González Iñárritu, por El renacido.

Mejor actor principal: Leonardo DiCaprio, por El renacido.

Mejor actriz principal: Brie Larson, por La habitación.

Mejor actriz de reparto: Alicia Vikander, por La chica danesa.

Mejor actor de reparto: Mark Rylance, por El puente de los espías.

Mejor película de animación: Del Revés (Inside Out).

Mejor película de habla no inglesa: El hijo de Saul, de László Nemes (Hungría).

Mejor guión adaptado: Adam McKay & Charles Randolph, por La gran apuesta.

Mejor guión original: Tom McCarthy & Josh Singer, por Spotlight.

Mejor documental: Amy, la chica detrás del nombre, de Asif Kapadia.

Mejores efectos visuales: Andrew Whitehurst, Paul Norris, Mark Ardington & Sara Bennett, por Ex_Machina.

Mejor fotografía: Emmanuel Lubezki, por El renacido.

Mejor montaje: Margaret Sixel, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor diseño de producción: Colin Gibson & Lisa Thompson, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor vestuario: Jenny Beavan, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor maquillaje: Lesley Vanderwalt, Elka Wardega & Damian Martin, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor banda sonora: Ennio Morricone, por Los odiosos ocho.

Mejor canción original: Jimmy Napes & Sam Smith, por Writing’s on the Wall (SPECTRE).

Mejor mezcla de sonido: Chris Jenkins, Gregg Rudloff & Ben Osmo, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor montaje de sonido: Mark Magini & David White, por Mad Max: Furia en la carretera.

Mejor cortometraje: Tartamudo, de Benjamin Cleary.

Mejor corto animado: Historia de un oso, de Gabriel Osorio Vargas.

Mejor corto documental: A girl in the river: The price of forgiveness, de Sharmeen Obeid-Chinoy.

‘La habitación’: no es la mejor mamá, pero es mamá


Brie Larson y el pequeño Jacob Tremblay protagonizan 'La habitación'.Saber qué convierte a una película en una obra excepcional es algo imposible, entre otras cosas porque cada film es único, está planteado de un modo y debe ser analizado en base a su naturaleza. Pero precisamente por esto, por el modo en que aborda la historia y respecta las emociones de los personajes, lo nuevo de Lenny Abrahamson (Frank) se convierte en uno de los mejores relatos del año.

El hecho de que La habitación esté relatada desde el punto de vista del pequeño Jack, al que da vida un sorprendente e incalificable Jacob Tremblay (atentos a su carrera), genera una dinámica que coge al espectador casi por sorpresa, pues el film narra indirectamente los momentos más desagradables vividos entre esas cuatro paredes (con una elegancia exquisita, por cierto) y ahonda en las primeras experiencias de un niño que no conoce más que el mundo que se concentra en ese pequeño espacio. Así, el momento en que logra salir al exterior se convierte en todo un punto de inflexión que Tremblay y el director logran transmitir en todo su esplendor.

En cierto modo, la cinta se divide en dos partes: dentro y fuera de la mencionada habitación. Y en todo momento el guión, escrito por la propia autora de la novela en la que se basa, Emma Donoghue, trata de respetar a todos y cada uno de los personajes, consolidando ese punto de vista de un personaje que no ha vivido lo suficiente como para poder distinguir entre el bien y el mal. Esto permite a la historia adquirir una sinceridad única y un realismo apabullante que obliga, casi por necesidad, a comprender las emociones de todos y cada uno de los personajes, al menos en lo que respecta a la familia destrozada durante siete años. Y para muestra un botón: la relación entre Brie Larson (Y de repente tú) y Joan Allen (Un buen matrimonio), madre e hija en la ficción, es simplemente magistral.

Desde luego, La habitación es uno de los grandes títulos del año pasado. Y lo es porque la suma de todos sus elementos da como resultado un conjunto impecable. Narrativamente hablando la visión de Abrahamsson es sobria y coherente, y en ningún momento censura a unos personajes interpretados por un reparto sobresaliente. La banda sonora es brillante. La carga dramática va creciendo a medida que los personajes se van hundiendo cada vez más en sus problemas. Y el final es tan sencillo como revelador. Los premios dirán si Brie Larson es o no la mejor mamá, si esta cinta es o no la mejor película… pero es Película.

Nota: 9/10

Acción, drama y cine de época se reparten un fin de semana de Oscar


Estrenos 26febrero2016Fin de semana de Oscar. Y no solo porque el domingo se entreguen las preciadas estatuillas, sino porque hoy viernes, 26 de febrero, llegan a las pantallas españolas varias cintas que compiten en las principales categorías de la entrega de premios. El drama es, sin duda, el género predominante, pero no es el único. La comedia y el cine bélico también tienen importantes representantes entre las novedades que se presentan hoy.

Pero comencemos por los nominados. Entre ellos destaca sobremanera La habitación, cinta con capital irlandés y canadiense que adapta la novela de Emma Donoghue. Este intenso drama arranca cuando una madre logra escapar junto a su hijo del hombre que la ha tenido retenida durante cinco años. Cinco años en los que el niño, de esa misma edad, no ha conocido nada más que una minúscula habitación sin ventanas que la mujer ha convertido en todo un universo de alegría y diversión. La forma en que el pequeño se enfrenta al nuevo mundo que se abre ante él cambiará la vida de todos los que desde ese momento le rodean, sobre todo de su madre y sus abuelos. Lenny Abrahamson (Frank) es el encargado de poner en imágenes esta historia protagonizada por Brie Larson (El jugador), William H. Macy (Único disparo), Jacob Tremblay (Los pitufos 2), Joan Allen (Un buen matrimonio) y Amanda Brugel (serie Covert Affairs).

El otro gran estreno es Brooklyn, cinta que también ahonda en el drama, que también es la adaptación de una novela, en este caso escrita por Colm Tóibín, y que también está producida por Irlanda y Canadá, a los que se suma Estados Unidos. Ambientada en Nueva York durante los años 50, la trama gira en torno a una joven irlandesa que decide dejar la comodidad de su vida para cruzar el océano e iniciar un futuro en América. La añoranza inicial deja paso a un romance que abrirá las puertas de un nuevo y prometedor mundo. Pero la constante presencia del pasado la obligará a tomar una decisión entre las dos vidas que parecen convivir en su día a día. Dirigida por John Crowley (Circuito cerrado), la película cuenta con un reparto encabezado por Saoirse Ronan (El gran hotel Budapest), Domhnall Gleeson (El renacido), Julie Walters (Mamma mia!), Emory Cohen (serie Smash) y Jim Broadbent (Paddington).

Puramente americana es 13 horas: Los soldados secretos de Bengasi, nuevo proyecto de Michael Bay (Dolor y dinero) que adapta el libro de Mitchell Zuckoff acerca del ataque al consulado americano de Bengasi por parte de un grupo terrorista islamista. El suceso, que se produjo un año después del 11-S, obligó a la poca seguridad que había en ese momento a defender el territorio estadounidense durante varias horas. John Krasinski (Tierra prometida), Pablo Schreiber (serie The brink), James Badge Dale (El desafío), Toby Stephens (serie Black Sails), Max Martini (Sabotage) y David Denman (El regalo) son los principales actores.

Muy diferente es El bosque de los suicidios, film de terror que supone el debut en la dirección de Jason Zada, y que gira en torno a la búsqueda de una joven norteamericana en el bosque de Aokigahara, en la falda del Monte Fuji en Japón. Allí ha desaparecido su hermana gemela, pero a pesar de las advertencias de no desviarse del sendero, la joven decide adentrarse en el bosque para encontrar las respuestas y saber qué le ha ocurrido a su hermana. Lo que allí encontrará pondrá a prueba su propia supervivencia. El reparto está encabezado por Natalie Dormer (serie Juego de tronos), Taylor Kinney (No hay dos sin tres), Yukiyoshi Ozawa (Joker game), Eoin Macken (Cold) y Rina Takasaki.

Pasamos ahora a los estrenos europeos, más concretamente españoles. Tenemos que hablar es la nueva comedia dirigida por David Serrano (Días de cine) que aborda los problemas de relación de una joven que parece tenerlo todo: un novio que la quiere, un trabajo, una buena casa. Sin embargo, cuando él le pide matrimonio ella deberá afrontar el hecho de que todavía sigue casada con su anterior pareja, Jorge, pues los papeles del divorcio nunca llegaron a firmarse. Pedírselos no sería algo demasiado complicado si no fuera porque él no ha superado la ruptura y porque es el responsable de la ruina en la que se encuentran los padres de ella. Así las cosas, la novia deberá idear un complicado plan para lograr que todo salga bien para ambas partes. Entre los actores principales destacan Hugo Silva (Mi gran noche), Michelle Jenner (serie Isabel), Óscar Ladoire (Negociador), Verónica Forqué (La dama boba), Ernesto Sevilla (Rey Gitano) y Belén Cuesta (Ocho apellidos catalanes).

Totalmente opuesta es La decisión de Julia, drama que arranca cuando una mujer llega a un hotel de Madrid para alojarse en la misma habitación que, 20 años antes,en la que, 20 años antes, vivió una experiencia que marcó para siempre su vida. Será en este espacio donde reciba a unos invitados para llevar a cabo una decisión meditada y tomada hace tiempo, y que consiste en el relato de una existencia marcada por amores a escondidas, huidas precipitadas y un descenso a los infiernos. Norberto López Amado (serie Mar de plástico) es el encargado de dirigir esta propuesta protagonizada por Fernando Cayo (El desconocido), Marta Belaustegui (Amores locos), Josean Bengoetxea (Loreak) y Yolanda Ulloa (Linko).

Los espías de ‘Operación U.N.C.L.E.’ se infiltran en la cartelera


Estreno 14agosto2015El mes de agosto es, en líneas generales, el mes de los espías. Al estreno la semana pasada de la nueva entrega de ‘Misión: Imposible’ se suma ahora otro título que, al igual que aquella, toma como referencia una antigua serie de televisión. Aunque a diferencia de aquella, llega acompañada de un buen puñado de títulos que tienen todo lo necesario para competir por la taquilla. Sea como fuere, hoy viernes, 14 de agosto, la actualidad pasa por la Guerra Fría.14

Y es que Operación U.N.C.L.E. llega a los cines. La nueva película de Guy Ritchie (Snatch: Cerdos y Diamantes) adapta la conocida serie de televisión de los años 60 acerca de la colaboración que un espía norteamericano y uno soviético deben llevar a cabo en plena Guerra Fría. La cinta narra cómo ambos agentes deben apartar sus diferencias para detener a una misteriosa organización criminal que amenaza con acabar con el frágil equilibrio mundial gracias a la proliferación de armas. Su única pista es la hija de un científico alemán secuestrado por la organización. Acción, humor y estilo son los ingredientes de esta aventura al más puro estilo James Bond que protagonizan Henry Cavill (El hombre de acero), Armie Hammer (El llanero solitario), Hugh Grant (Notting Hill), Alicia Vikander (Ex Machina), Elizabeth Debicki (Macbeth) y Jared Harris (Pompeya).

La comedia es la protagonista de Y de repente tú, historia escrita y protagonizada por Amy Schumer (serie Inside Amy Schumer) y dirigida por Judd Apatow (Si fuera fácil). La trama, una nueva vuelta de tuerca al romanticismo, sigue la vida de una joven que no tiene ataduras y no cree en la monogamia. Periodista de profesión para una conocida revista, su mundo se tambaleará cuando empiece a enamorarse del protagonista de su último artículo, un joven médico deportivo. Será entonces cuando deba plantearse si ha estado equivocada todos estos años. El reparto se completa con Bill Hader (Cosas que hacer antes de los 18), Brie Larson (El jugador), Tilda Swinton (El gran hotel Budapest), Colin Quinn (Niños grandes) y Vanessa Bayer (Off the cuff).

El tercero de los estrenos norteamericanos es Tracers, vehículo de promoción para Taylor Lautner (el hombre lobo de la saga Crepúsculo), quien de este modo continúa buscando su sitio en la industria. La historia gira en torno a un joven que se gana la vida repartiendo en bicicleta hasta que choca con una misteriosa joven. El mundo que ella le descubre, en el que pequeños crímenes y parkour se fusionan, le seduce hasta el punto de introducirse en la banda. Sin embargo, el férreo control del líder criminal del grupo obligará al muchacho a decidir entre su libertad o el amor. Con dirección de Daniel Benmayor (Bruc. El desafío), en el reparto también encontramos a Marie Avgeropoulos (Caza a muerte), Adam Rayner (serie Tyrant), Rafi Gavron (La fría luz del día) y Luciano Acuna Jr.

Y otro nombre propio que regresa hoy es Al Pacino (El padrino) con Señor Manglehorn, drama producido en 2014 cuyo argumento se centra en un ex convicto que hace 40 años renunció a la mujer que amaba por dar un gran golpe. Ahora, retirado y en paz en una pequeña localidad, ve pasar los días sin preocupaciones hasta que su pasado sale a la luz, lo que generará conflictos con unos vecinos que creían conocerle mejor. Dirigida por David Gordon Green (Superfumados), entre los actores que completan el reparto están Holly Hunter (Jackie), Harmony Korine (Stoker), Chris Messina (serie The newsroom) y Natalie Wilemon (Hostage).

Pasamos ahora a los estrenos españoles. Uno de los más destacados es Extinction, adaptación de la novela de Juan de Dios Garduño que transcurre en un futuro post apocalíptico en el que la mayor parte de la Humanidad se ha convertido en criaturas sin intelecto que matan por placer a los pocos humanos que quedan. En este contexto tratan de sobrevivir dos hombres y la hija pequeña de uno de ellos. Ellos conviven en una perpetua enemistad generada por un conflicto pasado, pero cuando una de esas criaturas se aproxime a sus vidas deberán dejar de lado las diferencias para proteger aquello que más quieren. Acción, intriga y ciertas dosis de suspense son los ingredientes de esta película dirigida por Miguel Ángel Vivas (Secuestrados) y protagonizada por Matthew Fox (En la mente del asesino), Jeffrey Donovan (J. Edgar), Clara Lago (Ocho apellidos vascos), Valeria Vereau (serie El don de Alba) y Quinn McColgan (Non-Stop).

España también participa en la comedia romántica Sin hijos, producción que cuenta además con capital argentino y que narra el delicado equilibrio que debe mantener el padre de una niña de ocho años cuando un viejo amor de adolescencia vuelve a su vida. Y es que la mujer a la que ama no está dispuesta a salir con hombre con hijos, por lo que deberá hacer lo imposible para que ella no descubra la existencia de la niña. Ariel Winograd (Mi primera boda) dirige el conjunto, mientras que Maribel Verdú (Felices 140), Diego Peretti (Maktub), Guadalupe Manent y Horacio Fontova (Aballay, el hombre sin miedo) encabezan el plantel de actores.

Por último, un reestreno. Mala sangre, cinta de 1986 escrita y dirigida por Leos Carax (Holy motors) vuelve a los cines en una versión restaurada y supervisada por el propio director en un intento de dotar de su máximo esplendor a esta historia acerca de dos jóvenes que deben saldar una importante deuda en pocos días. Para ello deciden robar una importante vacuna que cura un virus que afecta a aquellos que practican el amor sin amor. Para aquellos que no la hayan visto, el reparto está encabezado por Denis Lavant (Marussia), Juliette Binoche (Godzilla), Julie Delpy (Antes del anochecer), Michel Piccoli (No toques el hacha) y Hans Meyer (El pacto de los lobos).

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: