‘Elementary’ se entrega a la comodidad del formato en la 3ª T


La tercera temporada de 'Elementary' confirma su comodidad narrativa.Hay producciones que, a pesar de sus debilidades, son capaces de mantenerse en el tiempo sin demasiados problemas. Y aunque esto debe aplicarse sobre todo a esas series interminables (ya sean de policías, médicos o abogados), también le ocurre a alguna que otra saga cinematográfica. El caso que nos ocupa, Elementary, es uno de los más llamativos. La producción creada por Robert Doherty (serie Médium) ha abandonado prácticamente todos los elementos que caracterizan a Sherlock Holmes para convertirlo en un investigador típico y tópico, similar al que puede encontrarse en series de factura casi idéntica. Y aún así, la tercera temporada demuestra que puede tener vida para largo.

Los 24 episodios de esta temporada confirman una idea que ya se pudo ver en la anterior etapa, y es que tantos episodios para este personaje se vuelven excesivos, en algunos casos incluso innecesarios. Es cierto que la introducción de nuevos personajes como el de Ophelia Lovibond (Guardianes de la galaxia) y la necesidad de explorar la nueva relación entre Holmes y Watson obligan a la trama a destinar sendos episodios a estos arcos dramáticos. Sin embargo, lo que podría perfectamente haberse integrado en una trama de temporada se resuelve en los primeros compases de forma simple, directa y rápida, lo que deja un vacío que no se resuelve hasta los últimos capítulos. Más bien hasta el último.

Hasta cierto punto, esto es un problema. Elementary demuestra una notable irregularidad a la hora de consolidarse dramáticamente. El arco narrativo de los protagonistas es, en esta tercera temporada, casi inexistente. Posiblemente el más elaborado sea el del personaje de Lucy Liu (El profesor), que se convierte en el mejor ejemplo de que no sabemos lo que tenemos hasta que lo perdemos. Incluso aunque el rol de Watson vuelva a la casilla de inicio, lo hace con un camino recorrido muy interesante, lo que a todas luces transforma el modo de ver al personaje. Pero más allá de ella, nadie modifica sus posiciones, al menos no de forma determinante. Solo Holmes, interpretado por un inspirado Jonny Lee Miller (Sombras tenebrosas), da un giro sumamente interesante en el último episodio, haciendo de gancho para la siguiente tanda de capítulos.

En esta nueva temporada ni siquiera existe un arco que de consistencia al desarrollo de los episodios, independientemente de que estén o no relacionados con la misma. Dicho de otro modo, en la primera temporada era Moriarty; en la segunda, el hermano de Sherlock. En la tercera, sin embargo, no hay nada, salvo tal vez algunas referencias a los acontecimientos de ambas etapas previas. Es por eso que buena parte de la temporada se convierta en un producto sin objetivo aparente, sin una identidad clara más allá de las extravagantes técnicas del protagonista. En cierto modo, el tradicional formato de la serie ha terminado por imponerse al personaje creado por Arthur Conan Doyle y a la original propuesta de ubicarlo en la Nueva York moderna.

La fórmula del éxito

Pero ahí está precisamente el secreto del éxito. Elementary ha sabido ofrecer al espectador aquello que busca en series similares, desde HouseEl mentalista. La fórmula de los casos policíacos, en los que se combina las particularidades del héroe, la tensión dramática entre la pareja de investigadores y el proceso de deducción que lleva al espectador de un sospechoso a otro es lo que aporta el éxito a esta ficción. Y en este sentido, hay que reconocerlo, la producción sale notablemente airosa, toda vez que ha identificado las necesidades de su público y ha sabido aportar un toque diferente a la estructura utilizada en todas las demás series.

Evidentemente, todo depende del cristal con el que se mire. Si lo que se busca es una serie ligera, que sitúa a un excéntrico personaje en un contexto cuanto menos particular, entonces la producción de Doherty colma las expectativas con solvencia. En este sentido, la serie es dinámica, con varios puntos a su favor y con una estructura de relaciones dramáticas entre los personajes bien consolidada, que es capaz de beber de los acontecimientos pasados y que sabe cómo utilizarlos en su propio beneficio.

Ahora bien, si lo que se busca es una aproximación algo más compleja al personaje, entonces lo que tenemos es un producto débil, sin el carisma necesario para estar a la altura del personaje literario, y no digamos ya a la de otras versiones realizadas recientemente. No quiero decir con esto que los actores no sean capaces de transmitir las complejidades de sus personajes, al contrario. Considero que hacen un trabajo notable. El problema es la propia definición de dichos roles, que ha terminado por diluirse en la comodidad de las estructuras dramáticas pre establecidas y en los tópicos de este tipo de producciones.

Así, la tercera temporada de Elementary confirma lo que ya pudo verse en la anterior, y es una importante falta de cohesión en la trama. La necesidad de temporadas tan largas hace que la serie cuente con muchos episodios que no aportan demasiado, ni a los personajes ni a la propia historia general. Solo el arco dramático de Joan Watson y el giro argumental final en torno a Sherlock Holmes parecen arrojar algo de luz a una serie cada vez más entregada a la comodidad de lo ya conocido. Un poco más de osadía permitiría a la ficción explorar nuevos caminos, como parece que ha querido hacer en esta temporada con la nueva pupila de Holmes. Pero de nuevo, el formato se ha impuesto al contenido. De nuevo, la comodidad ha ganado a la valentía.

Acerca de Miguel Ángel Hernáez
Periodista y realizador de cine y televisión.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: