‘Nashville’ se olvida de la música en su tercera temporada


Charles Esten y Connie Britton vuelven en la tercera temporada de 'Nashville'.El musical ha invadido la televisión. Durante los últimos años no son pocos los intentos por integrar en la pequeña pantalla la música, las espectaculares coreografías y una historia capaz de aguantar el contraste que supone narrar con música y letras de canciones las emociones de una escena normal y corriente. Pero todos estos intentos tienen algo en común: no son capaces de lograr el reto. Ni Glee ni Smash han podido soportar el peso de esta particular narrativa (la primera está en claro declive), y la tercera temporada de Nashville ha confirmado que es mejor centrarse en el aspecto dramático y dejar la parte musical casi como una mera referencia.

Claro que en el caso de la serie creada por Callie Khouri (Tres mujeres y un plan) es justo reconocer que su ambientación en el mundo de la música ha permitido a la producción limitar el aspecto musical a conciertos, grabaciones de discos y ensayos, evitando de este modo que una parte interfiera en el desarrollo de la otra. Pero lo que han dejado claro los 22 episodios de esta última etapa es que el drama está dominando cada vez de forma más clara al aspecto musical, lo cual no quiere decir que esté habiendo una mejoría en el aspecto dramático.

No es este espacio para valorar si una apuesta es mejor que otra, pero sí para valorar cómo está funcionando este nuevo rumbo en Nashville. Y desde luego que en líneas generales los personajes y las tramas se han visto fortalecidas por un desarrollo más profundo del drama que rodea a los protagonistas, pero igualmente ha llevado a muchos de ellos a situaciones insostenibles que, en cierto modo, generan una versión paródica de lo que podrían haber llegado a ser. Eso por no hablar de la previsibilidad que está adquiriendo el conjunto, si es que alguna vez tuvo visos de ser original.

El mejor ejemplo de todo esto es el rol de Hayden Panettiere (serie Héroes), actriz que durante el rodaje se quedó embarazada y dio a luz, y cuyo estado ha querido aprovecharse en la trama con resultados cuanto menos cuestionables. Uno de los recorridos más interesantes de su personaje es, precisamente, su complicado proceso de madurez. Sin embargo, el nacimiento del bebé ha sido utilizado para llevar a esta joven idolatrada por las adolescentes al extremo, destacando sus obsesiones y debilitando la fortaleza que parecía adquirir en la primera mitad de la temporada. La forma de solucionar esta trama secundaria confirma que queda mucho trabajo que hacer con el personaje, pues ni siquiera su unión con el rol de Jonathan Jackson (Viaje a las tinieblas), uno de los mejores de la serie, ha podido mejorar su imagen.

De vuelta a lo anterior

La vida da muchas vueltas. Muchas vueltas da la vida. Y desde luego la tercera temporada de Nashville es un claro modelo. Si hubiera que resumir con una única palabra a toda la etapa sería “inicio”. Porque en líneas generales, todos los personajes han vuelto a sus inicios para reiniciar sus vidas, con la salvedad del camino recorrido, la experiencia adquirida y los problemas arrastrados durante décadas. Esto permite a Khouri desarrollar unas tramas interesantes que ofrecen una nueva visión de los personajes, llevándoles a vivir situaciones ya experimentadas (y no mostradas al espectador) y a cometer, en muchas ocasiones, los mismos errores.

Esto es, en cierto modo, lo que logra atrapar el interés del espectador, que encuentra en estos arcos dramáticos una nueva forma de acercarse a unos personajes que cada vez dan menos de si. La presencia de una enfermedad como el cáncer, la corrupción política o la homosexualidad adquieren una presencia más que notable en el conjunto de la temporada, lo que limita el aspecto musical, como ya se ha explicado, y ahonda más en el drama. La valentía a la hora de abordar estas temáticas contrasta con el infantilismo de muchas tramas secundarias, lo que termina por generar una doble impresión que lastra al conjunto, pues termina por generar interés en las secuencias de las tramas principales e indiferencia en el resto.

A diferencia de las conclusiones de temporadas anteriores, en esta ocasión el gancho utilizado sigue la línea de lo visto a lo largo de la temporada. No solo carece del impacto o el drama de, por ejemplo, el final de la primera temporada, sino que su previsibilidad niega todo tipo de sorpresa en algunas de las revelaciones que se mencionan. Más bien, dicho final sirve para plantear un escenario nuevo e interesante que habrá que esperar para poder valorar y, sobre todo, para poder apreciar si se ha sabido aprovechar, algo que dependerá en buena medida de cada uno. Lo que parece claro es que el grueso de las tramas, salvo algún punto de inflexión notable, se han desarrollado bajo parámetros que en ningún caso buscan generar expectación, sino más bien adular al espectador con las situaciones más comunes.

Y eso genera, como es lógico, una doble vara de medir para Nashville. Como producción, con sus propios parámetros y planteamientos, ha logrado con esta tercera temporada llegar más lejos en lo que a dramatismo se refiere, dejando de lado para ello la música y apostando por ampliar el espectro de conflictos y problemas que deben afrontar los protagonistas. Pero como relato poco a poco se está estancando, impidiendo a los personajes desarrollarse (a los que pueden, claro está) y tendiendo a enrocarse en una serie de vicios narrativos que pueden perjudicar a la larga el resultado final. Por ahora se mantiene a flote, pero los cambios se antojan necesarios.

Acerca de Miguel Ángel Hernáez
Periodista y realizador de cine y televisión.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: