‘Forbrydelsen III’ concluye una serie que deja con ganas de más


La investigación de 'Forbrydelsen III' gira de nuevo alrededor de una niña.Es la conclusión más sencilla, directa y contundente que se puede hacer de la tercera temporada de Forbrydelsen, serie danesa creada por Søren Sveistrup (Hotellet) que, recordemos, ha dado pie a la versión norteamericana bajo el título The killing. Y no deja con ganas de más por una mala resolución o un desarrollo irregular, sino porque su final representa una de esas conclusiones agridulces que sitúan a la protagonista ante un dilema moral y una decisión obligada que prácticamente devuelve al personaje de Sofie Gråbøl (El jefe de todo esto) a la casilla de salida, con la enorme diferencia del recorrido realizado a lo largo de estas tres temporadas.

Un final de esta temporada de 10 episodios, y de la serie en general, que representa el colofón más acertado a una trama en la que política, crimen y conflictos personales se mezclan de forma inteligente para desarrollar un entramado de suspense que recupera el tono general de la primera temporada. La introducción de personajes que representan, en cierto modo, el pasado y el futuro de la protagonista no solo nutren la investigación criminal, de nuevo con una niña como protagonista, sino que enriquecen el trasfondo social y dramático del argumento, generando un interés mayor hacia la trama secundaria de la relación materno-filial de la protagonista con su hijo, algo que por cierto se había degradado un poco en la segunda temporada.

Todo ello envuelto en la ya característica apuesta visual y el ritmo narrativo que imprime Sveistrup. En muchos sentidos, ambos elementos quedan engrandecidos precisamente por la trama abordada, con escenarios como los barcos, los muelles o zonas marginales que ayudan a destacar el carácter ciertamente malsano de secuestro de la niña del empresario y el antiguo crimen con el que está conectado. No por casualidad, estos decorados contrastan con la elegancia y luminosidad del Parlamento y del Gobierno, así como de la empresa envuelta en el misterio. Su aporte de distinción al conjunto no hace sino enfatizar la idea de que la corrupción, el crimen y los secretos son corrupción, crimen y secretos independientemente del traje que se les ponga encima.

El desarrollo dramático de la trama principal aprovecha, además, los resquicios que dejan todas las historias secundarias para abrir la puerta a nuevos misterios e interpretaciones que plantean al espectador un interesante juego en el que descubrir la verdad antes que los protagonistas. En este sentido, la aportación de nuevas líneas de investigación, nuevas pistas y nuevos sospechosos genera el caos en la interpretación de la trama habitual en este tipo de ficciones, por lo que obliga al espectador a mantener atenta la mirada a detalles, conversaciones y, sobre todo, a esas imágenes finales de cada episodio que, aunque aparentemente irrelevantes, muchas veces aportan un grado más de misterio o una solución relativamente inesperada.

Excesos dramáticos

Desde luego, la última temporada de Forbrydelsen se mantiene al más alto nivel, en línea con sus dos anteriores predecesoras. Sin embargo, la necesidad de enriquecer al personaje principal con su bagaje personal genera una serie de excesos que fuerzan en buena medida la interpretación de un rol que, hasta ahora, se había definido por una frialdad y una obsesión malsana por el trabajo. Más allá de la introducción del personaje de Nikolaj Lie Kaas (La verdad oculta), lo realmente relevante es el desarrollo de la trama secundaria centrada en la relación con su hijo y la novia embarazada de éste.

Mientras que el primero, agente de inteligencia que vuelve a su vida para investigar el caso, aporta un trasfondo interesante por lo que tiene de contrapeso al carácter esquivo del personaje de Gråbøl, la presencia de los segundos tiene como único fin ser la vía de escape para desarrollar el lado más humano de la protagonista y dotar, de este modo, de una mayor carga dramática al final, en el que las emociones hasta ahora contenidas explotan en una decisión puramente visceral que no termina de encajar con el desarrollo de Sarah Lund, pero que en cualquier caso resulta comprensible y, desde un punto de vista narrativo, necesario para el final deseado.

El problema de esto, aunque sea un problema menor, es que el desarrollo dramático de la trama principal se ve obligada a adoptar los planteamientos de esta trama secundaria cuyo peso específico es relativamente notable en el conjunto. De este modo, la forma en que la historia avanza se ve forzada en más de una ocasión para poder mostrar cómo la protagonista va cambiando poco a poco. Esta idea produce un doble efecto: el conjunto se enriquece, es cierto, pero también se generan situaciones de difícil lógica que solo tienen justificación dramática por la necesidad de que la historia avance en la dirección requerida.

En cualquier caso, esta tercera y última temporada de Forbrydelsen adquiere un alto nivel de ejecución en todos los sentidos. Los amantes del thriller disfrutarán con cada uno de sus giros argumentales, cada nueva revelación y cada reto al que se enfrenta la protagonista. Su final, sobre todo ese último plano, resume casi a la perfección lo vivido a lo largo de estos años, es decir, la impotencia de saber que el proceso se ha visto dañado por las emociones de la protagonista. Desde luego, y aunque solo sirva a modo de referencia, la forma de resolver la serie danesa es muy superior a la forma en que se resolvió la versión norteamericana. Pero más allá de comparaciones, lo único que se puede decir de la serie, en su conjunto, es que es uno de los productos más atractivos, frescos e interesantes de los últimos años.

Anuncios

Acerca de Miguel Ángel Hernáez
Periodista y realizador de cine y televisión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Diccineario

Cine y palabras

A %d blogueros les gusta esto: